Anuncio

Este 4 de julio en California: ‘Asume que todos los que te rodean están infectados’

Scenes from Manhattan Beach on Thursday, the day before Los Angeles County beaches close for the July 4th holiday.
Escenas de la playa de Manhattan Beach el jueves, el día antes de que las playas del condado de Los Ángeles cerraran por el feriado del 4 de julio.
(Jay L. Clendenin / Los Angeles Times)

California está entrando en el peligroso fin de semana feriado del 4 de julio: Los casos de coronavirus y las hospitalizaciones siguen aumentando, incluso a pesar de que las autoridades de salud le han rogado al público que evite las multitudes y mantenga el distanciamiento físico con la esperanza de prevenir más brotes que podrían saturar los hospitales del estado.

Los californianos que esperaban que el fin de semana del Día de la Independencia trajera consigo un retorno a la diversión veraniega encontrarán, en cambio, playas cerradas, restaurantes limitados al servicio al aire libre en la mayoría de las áreas del estado y una mayor aplicación de la orden del estado que exige que las personas se cubran la cara en los lugares públicos.

“Sólo salgan para actividades esenciales como ir al trabajo o al mercado”, dijo el alcalde de Los Ángeles Eric Garcetti. “Y deben asumir que todos los que les rodean están infectados”.

La tasa de resultados positivos de las pruebas de coronavirus en California continúa su alarmante ascenso, saltando un 51% en las últimas dos semanas, según un análisis de Los Angeles Times.

Anuncio

El jueves, un análisis del Times de los datos del estado, mostró que, en los últimos siete días, el 6.9% de las pruebas de coronavirus dieron positivo. Una semana antes, ese número fue del 5.6%; y una semana antes fue del 4.6%. La última vez que la llamada tasa de positividad resultó tan alta fue el 1 de mayo, cuando ese indicador alcanzó el 7%.

En todo el estado, las hospitalizaciones continuaron su marcha ascendente; California ha sobrepasado los registros diarios del número de personas hospitalizadas con infecciones confirmadas de coronavirus durante 12 días consecutivos, según el análisis del Times.

Anuncio

Se ha registrado un aumento del 58% en las hospitalizaciones en las últimas dos semanas; el miércoles, el estado informó de 5.355 personas hospitalizadas con infecciones confirmadas de coronavirus; hace una semana había 4.321; y hace dos semanas eran 3.398.

También hubo un salto del 49% en los pacientes en unidades de cuidados intensivos con infecciones confirmadas en las últimas dos semanas; el miércoles se reportaron 1.676, en comparación con 1.127 hace dos semanas.

Para ayudar con el aumento, el estado ha anunciado la reactivación de cuatro lugares de cuidado alternativo - el Imperial Field Medical Site, Seton Medical Center, Fairview Developmental Center y Porterville Developmental Center. Combinadas, estas instalaciones pondrán a disposición cientos de camas adicionales para aliviar la presión sobre el sistema de salud.

El gobernador Gavin Newsom, el jueves, volvió a instar a los residentes a evitar reunirse con personas que no vivan en el mismo hogar.

Anuncio

“No hemos salido de esta crisis; todavía estamos en la primera ola. Requiere cierto nivel de responsabilidad personal”, manifestó Newsom.

En señal de la preocupación por la propagación del coronavirus, los funcionarios del condado de Orange se unieron a los condados de Los Ángeles y Ventura para cerrar las playas durante el fin de semana festivo. Algunas ciudades del condado de Orange inicialmente consideraron mantener las playas abiertas, pero cambiaron su posición a medida que las condiciones se deterioraban.

Newport Beach decidió cerrar sus playas desde las 10 p.m. del viernes hasta las 6 a.m. del domingo, después de que dos socorristas que dieron positivo en las pruebas de COVID-19 y 23 fueron puestos en cuarentena.

Anuncio

“No puedo en buena conciencia añadir más problemas a nuestros salvavidas”, dijo el alcalde Will O’Neill en una reunión de emergencia del ayuntamiento el miércoles que aprobó el cierre. “No podemos pedir responsablemente a nuestros socorristas que hagan más con menos. Simplemente no podemos”.

Los Ángeles ha revelado un nuevo sistema de códigos de colores para evaluar e informar sobre el riesgo de infección.

El indicador en línea, que Garcetti presentó el miércoles, está dividido en cuatro categorías: rojo, naranja, amarillo y verde, cada una de las cuales representa diferentes niveles de amenaza.

“La información y los datos sobre la amenaza nos ayuda a todos a informar sobre nuestro comportamiento, nos guía a días mejores”, dijo Garcetti.

Anuncio

Hasta el jueves, el indicador de L.A. era naranja, lo que significa que el riesgo de infección sigue siendo muy alto, según Garcetti.

El rojo, el nivel de amenaza más alto, significaría que “los residentes deben quedarse en casa y tomar precauciones”, dijo Garcetti.

El amarillo significa “estamos aplanando la curva con éxito”, y el verde “indicará que COVID-19 está mayormente contenido y presenta un riesgo muy bajo para los angelinos”, añadió.

Anuncio

En Silicon Valley, los funcionarios del condado de Santa Clara - uno de los condados que más precaución ha ejercido en California en cuanto a la reactivación de su economía - revelaron su plan de reapertura el jueves.

El condado de Santa Clara nunca permitió la reapertura de los bares o de los comedores interiores, y ahora ha concluido que no les permitirá reabrir en un futuro próximo.

Tampoco se permite la reapertura de lugares para natación en albercas interiores, saunas, gimnasios ni salones para fumadores.

Esas son “instalaciones interiores en las que necesariamente tendrías que quitarte la mascarilla para participar en la actividad”, dijo James Williams, consejero del condado de Santa Clara.

Anuncio

Y debido a que la nueva orden de salud planificada del condado quiere mantener a las personas separadas entre sí y alejadas de las zonas de aglomeración, otras empresas que no puedan hacerlo tampoco podrán operar en el futuro inmediato. Esto incluye clubes nocturnos, teatros, estadios, arenas, patios de recreo cubiertos y centros de diversión, expuso el condado.

Los negocios que podrán reabrir en las próximas semanas incluyen salones de belleza, salones de uñas, salones de masajes y gimnasios. También se permitirá que se reanuden las reuniones más pequeñas cuando entre en vigor la nueva orden de salud, que podría ser el 13 de julio, aunque hay posibilidad de que haya un retraso.

Los principios básicos de la nueva orden de salud del condado son que el exterior es más seguro que el interior; más distancia física, menos contactos y más breves son más seguros; y las cubiertas faciales deben ser usadas consistentemente y ser la parte de la nueva normalidad, dijo Williams.

La Dra. Sara Cody, oficial de salud del condado de Santa Clara, comentó: “Este virus ha demostrado una y otra vez, en comunidades de todo el país y del mundo, que regresará con mucha fuerza si bajamos la guardia”.

Anuncio

“Aunque estamos probando mucho más de lo que hemos hecho antes, estos números reflejan un verdadero aumento en la prevalencia de COVID-19", dijo Cody. “Y especialmente en el sur de California, lo que se ve refleja un crecimiento exponencial en la transmisión que será extremadamente difícil de controlar, y volver a poner bajo control”.

Los escritores del Times Maura Dolan, Hannah Fry y Phil Willon y las escritoras del Times Community News Hillary Davis y Lilly Nguyen contribuyeron a este informe.

Para leer esta nota en inglés haga clic aquí


Anuncio