Anuncio
Share

Escasas sanciones disciplinarias para los agentes fronterizos que efectuaban publicaciones intolerantes en grupos de Facebook

Un oficial de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos en el cruce de San Ysidro, en marzo.
(Alejandro Tamayo / San Diego Union-Tribune)

La mayoría de los agentes recibieron medidas disciplinarias considerablemente reducidas, según un informe publicado el lunes por la Cámara de Representantes de Estados Unidos.

La gran mayoría de los agentes de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) que participaron en grupos secretos de redes sociales que presentaban publicaciones violentas e intolerantes contra migrantes y miembros del Congreso finalmente fueron sancionados con medidas disciplinarias significativamente reducidas, según un informe publicado el lunes por la Cámara de Representantes de Estados Unidos.

Los funcionarios de la agencia iniciaron una investigación interna sobre 135 empleados por “actividad inapropiada en las redes sociales” y determinaron que 60 agentes merecían castigos. Entre ellos, dos fueron despedidos, 43 fueron suspendidos sin paga, 12 recibieron cartas de amonestación y tres sanciones alternativas, como una suspensión sin paga, según el informe.

Otros diez empleados se jubilaron antes de que se tomara una determinación final de mal proceder. Once empleados no sujetos a castigos recibieron otras “acciones no disciplinarias”, según el informe, como cartas de advertencia.

A la gran mayoría de los agentes que cometieron faltas, incluidos los que hicieron comentarios degradantes y amenazadores sobre los migrantes, se les permitió continuar trabajando con estos, según el informe.

Anuncio

Dieciocho agentes a quienes la junta de revisión disciplinaria de CBP recomendó remover de sus puestos finalmente fueron solo suspendidos, según el informe. La sanción de otro se redujo a una carta de reprimenda, y para otro se convirtió en una “amonestación oral”.

El informe contiene los hallazgos de una investigación iniciada en 2019 por el Comité de Supervisión y Reforma luego de que se informara en los medios sobre un grupo secreto de Facebook en el que elementos de la agencia usaban un lenguaje deshumanizante y despectivo hacia miembros latinos del Congreso y migrantes fallecidos.

CBP, que supervisa la Patrulla Fronteriza, comenzó a obtener documentos sin editar en febrero pasado después de que la administración Trump obstruyó la investigación durante más de un año, según el informe. Los documentos mostraron que la agencia estaba al tanto de publicaciones inapropiadas en Facebook tres años antes de que fueran publicadas en los medios de comunicación.

El grupo más destacado de Facebook, conocido como “I’m 10-15" -el código utilizado por la Patrulla Fronteriza para los migrantes detenidos- fue reportado por primera vez por ProPublica, y llegó a tener 9.500 miembros. Las publicaciones vulgares incluían una ilustración de la representante demócrata de Nueva York, Alexandria Ocasio-Cortez, siendo agredida sexualmente por el presidente Trump, y otras que se burlaban de los migrantes ahogados en el Río Grande.

La presidenta del comité, Carolyn Maloney, señaló en un comunicado que estaba profundamente preocupada por los hallazgos. “El hecho de que CBP no evite estas declaraciones violentas y ofensivas de sus propios agentes o imponga la disciplina adecuada crea un riesgo grave de que este comportamiento continúe”, indicó. “CBP debe tomar medidas inmediatas para reformar sus procesos disciplinarios, fortalecer las políticas y la capacitación de las redes sociales y abordar los problemas de larga data de mal proceder dentro de sus filas”.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.


Anuncio