Advertisement

El Departamento del Sheriff suspende las operaciones de la unidad que detuvo a miles de latinos en la I-5

El Departamento del Sheriff suspende las operaciones de la unidad que detuvo a miles de latinos en la I-5
Un agente del sheriff perteneciente a la unidad del equipo de cumplimiento de autopistas inspecciona un automóvil en la autopista 5. El Departamento del Sheriff ha suspendido las operaciones del equipo, que detuvo a miles de automovilistas latinos en busca de drogas. (Myung J. Chun / Los Angeles Times) (Los Angeles Times)

El Departamento del Sheriff del Condado de Los Ángeles suspendió las operaciones de un equipo de oficiales que detuvo a miles de conductores latinos que no infringieron la ley en un tramo de la autopista 5, en busca de drogas y otro contrabando, dijo una portavoz de la agencia, el 7 de diciembre.

La acción se produce en medio de acusaciones del uso de perfiles raciales después de que una investigación del Times en octubre descubrió que el 69% de los conductores detenidos por el equipo eran latinos y que a dos tercios de ellos se les habían registrado sus vehículos, en una una tasa mucho más alta que los automovilistas de otros grupos raciales y étnicos.

Advertisement

De acuerdo con el análisis del periódico de los datos del Departamento del Sheriff, los autos pertenecientes a todos los demás conductores fueron registrados en menos de la mitad del tiempo.

En respuesta a una consulta del Times, la portavoz del departamento, Nicole Nishida, dijo el 7 de diciembre que los oficiales del sheriff estaban recopilando datos sobre las actividades del equipo de Cumplimiento de Autopistas Nacionales y evaluarían si reanudarían las operaciones en algún momento en el futuro.

Advertisement

La decisión de cerrar la unidad se tomó el 16 de noviembre, antes de que el nuevo sheriff Alex Villanueva fuera juramentado a principios de diciembre.

"El equipo está suspendido hasta nuevo aviso", dijo Nishida, y agregó que los propios oficiales siguen trabajando en otras tareas.

En una entrevista, Villanueva dijo desconocer que los oficiales habían sido retirados de la autopista, pero apoyó la decisión. "No me gustaría que el esfuerzo continúe hasta que sepamos que es constitucionalmente sólido", argumentó.

El equipo fue suspendido un día después de que el inspector general del condado les dijera a los miembros del panel de supervisión civil del departamento, que violaba los derechos constitucionales de los conductores y que no estaba adecuadamente supervisado.

Advertisement

El inspector general, Max Huntsman, cuestionó la razón de la existencia de la unidad y dijo que los funcionarios del Sheriff no prestaron atención a varios fallos de los tribunales federales que encontraron que violaron los derechos de los automovilistas al detenerlos más de lo razonable.

"El sistema está construido intrínsecamente para violar los derechos constitucionales de un gran número de personas que pasan por la Autopista I-5", dijo Huntsman a la Comisión de Supervisión Civil del Sheriff. "Eso es un problema".

Patti Giggans, presidenta del organismo de supervisión, dijo que pensaba que la decisión de suspender las operaciones del equipo de la autopista era sensata, a la luz de los hallazgos de Huntsman y el Times. Ella cuestionó, sin embargo, por qué los funcionarios del departamento no lo habían anunciado públicamente.

"Estoy impresionada de que hayan avanzado de esta manera, asumiendo que lo hicieron sinceramente", dijo. "Cada vez que el Sheriff está prestando atención a lo que la gente a su alrededor está diciendo, es una buena señal".

Robert Bonner, un juez de distrito retirado y miembro del panel de supervisión, estuvo de acuerdo.

"A la luz de la información disponible, parece ser un buen paso cerrar la unidad y evaluar si el programa estaba funcionando de acuerdo con la Constitución y las políticas del Departamento del Sheriff", escribió en un correo electrónico.

La Liga de California de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos emitió una declaración elogiando la decisión de detener las operaciones del equipo y dijo que la organización esperaba reunirse con el nuevo sheriff para "discutir cómo podemos servir mejor a nuestras comunidades".

"No podemos permitir que exista la construcción de ningún sistema que sea intrínsecamente construido para violar los derechos constitucionales de las personas", dice la declaración. "Los residentes del condado de LA necesitan saber que no están siendo atacados".

Advertisement

Huntsman, quien comenzó a examinar al equipo en respuesta a la investigación del Times, dijo al panel de supervisión que su personal había investigado junto con los oficiales del equipo y no vio signos de que estuvieran utilizando sus operaciones para decidir a quién detenerse o buscar.

Agregó que aún estaba recopilando datos sobre las paradas de tráfico del equipo que planea analizar para detectar evidencia de disparidades raciales.

Después de que el Times compartió los resultados de su análisis con la agencia a principios de 2018, los funcionarios del sheriff se negaron a abordar las disparidades raciales, pero negaron que los agentes usaran la raza como un factor al hacer las detenciones.

En cambio, dijeron, los oficiales detienen a las personas por infracciones de tránsito u otras razones y luego buscan comportamientos sospechosos y otros signos de los conductores y pasajeros de que el contrabando puede estar escondido en el vehículo.

Los oficiales del sheriff repitieron esas aseveraciones a la comisión de supervisión civil y sugirieron que la razón del desequilibrio racial en las detenciones fue porque los latinos conducen esa sección particular de la autopista con mayor frecuencia que los conductores de otras razas o grupos étnicos.

Pero los datos de la Patrulla de Carreteras de California, que principalmente controla las infracciones de tránsito en la misma sección de la autopista, parecen socavar esa afirmación.

A principios de diciembre, el CHP proporcionó información de Huntsman y el Times que mostraban que los latinos representaban solo el 43% de los conductores detenidos por sus oficiales desde abril hasta septiembre en el mismo tramo de la autopista que patrulla el equipo del sheriff.

Los oficiales dijeron que activaron el equipo en 2012 como respuesta a una serie de sobredosis de drogas en el área de Santa Clarita, aunque Huntsman indicó en noviembre que el equipo no ha sido eficaz para reducir esa epidemia.

Unidades similares operan en todo el país como parte de un programa federal diseñado para utilizar a las agencias locales y federales encargadas de hacer cumplir la ley para combatir el narcotráfico.

Aunque los agentes están buscando un elemento criminal, casi todos sus arrestos han sido por delitos relacionados con las drogas.

La autopista 5, dicen, es un conducto para que los cárteles transporten drogas a la Costa Oeste y regresen a México con dinero en efectivo de las ventas de drogas y armas compradas en Estados Unidos.

Desde que se formó el equipo, ha realizado más de 1,000 arrestos y ha incautado 600 libras de cocaína y más de una tonelada de metanfetamina, entre otras drogas.

Pero Huntsman dijo que, sin saber la cantidad total que se está moviendo a través del corredor de la Autopista 5, es difícil decir cuán efectivos han sido estos esfuerzos.

El análisis del Times muestra que los agentes encontraron drogas u otros artículos ilegales en los vehículos de los automovilistas latinos a una tasa que no fue significativamente mayor que la de los conductores blancos o negros.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Advertisement
Advertisement