Anuncio
Share

Ucrania dice que movilización rusa es muestra de debilidad

Soldados ucranianos del regimiento Dnipro-1 descargan un bote
Soldados ucranianos del regimiento Dnipro-1 descargan un bote el domingo 25 de septiembre de 2022 en la localidad de Shchurove, Ucrania, recuperada de las fuerzas rusas.
(Leo Correa / Associated Press)

El apuro de Rusia por movilizar a cientos de miles de reclutas para compensar sus dolorosas pérdidas en Ucrania es una admisión tácita de que su “ejército no es capaz de luchar”, aseguró el presidente ucraniano Volodymyr Zelenskyy el domingo, en un momento en que se profundizan las divisiones en Europa respecto a recibir o rechazar a los rusos que huyen del reclutamiento.

En declaraciones a la cadena estadounidense CBS, Zelenskyy también señaló que se prepara para más ataques rusos contra la infraestructura eléctrica de Ucrania, pues el Kremlin intenta intensificar su presión sobre el país y sus aliados occidentales a medida que las temperaturas comienzan a bajar. Zelenskyy advirtió que este invierno “será muy complicado”.

“Lanzarán misiles y atacarán nuestra red eléctrica. Este es un desafío, pero no le tenemos miedo a eso”, declaró al programa “Face the Nation”.

Anuncio

Se refirió a la movilización rusa —la primera de su tipo desde la Segunda Guerra Mundial— como una señal de debilidad, y no de fuerza, asegurando: “Reconocieron que su ejército ya no es capaz de luchar contra Ucrania”.

Zelenskyy también declaró que Ucrania ha recibido sistemas antiaéreos NASAMS de parte de Estados Unidos. Los sistemas NASAMS usan misiles tierra-aire para localizar y derribar misiles o aeronaves enemigas. El mandatario no especificó cuántos de estos sistemas recibió.

A pesar de que la Unión Europea está ahora en gran medida fuera del alcance de la mayoría de los rusos, sin que haya vuelos directos y con cada vez más países cerrándoles las fronteras, un éxodo de hombres rusos que huyen del servicio militar está creando divisiones entre funcionarios europeos en torno a si se les debe otorgar refugio.

Anuncio

La movilización parcial también está desencadenando protestas en Rusia, donde el domingo hubo nuevas manifestaciones en contra de la guerra.

En Daguestán, una de las regiones más pobres del país ubicada en el Cáucaso Norte, la policía realizó disparos de advertencia para intentar dispersar a las más de 100 personas que bloquearon una autopista en protesta contra el reclutamiento ordenado por el mandatario ruso Vladimir Putin, informó la prensa rusa.

Decenas de mujeres gritaron “¡No a la guerra!” en Majachkalá, la capital de Daguestán. Videos de las protestas mostraban a las mujeres con pañuelos en la cabeza alejando a los policías de la protesta y sentándose frente a los vehículos policiales que llevaban a los manifestantes detenidos, exigiendo su liberación.

Algunas mujeres también protagonizaron una protesta en la ciudad siberiana de Yakutsk, donde gritaron “¡No al genocidio!” y marcharon en círculos alrededor de policías, quienes posteriormente arrastraron a algunas de ellas o las obligaron a subirse a vagonetas policiales, según videos publicados por la prensa rusa.

Al menos 2.000 personas han sido detenidas en los últimos días por participar en protestas similares en distintos puntos de Rusia. Muchos de los arrestados han recibido avisos de reclutamiento inmediatamente después.

Anuncio

Reportes noticiosos rusos no confirmados de que el Kremlin pronto podría cerrar las fronteras rusas a todos los hombres en edad de combatir están desatando el pánico y haciendo que más de ellos intenten salir del país.

En su discurso nocturno a la nación, Zelenskyy dijo que la movilización rusa era “criminal” y reiteró su llamado a la población rusa a oponerse a la medida.

“Luchen para que no envíen a sus hijos a morir, a todos los que ellos puedan llevarse en esta criminal movilización rusa”, dijo Zelenskyy, hablando brevemente en ruso. “Porque si ustedes vienen a tomar las vidas de nuestros hijos, les diré esto como padre: No los dejaremos irse con vida”.

Anuncio

Funcionarios alemanes han expresado su deseo de ayudar a los hombres rusos que desertan del servicio militar y han pedido una solución a nivel europeo. Alemania también ha contemplado la posibilidad de otorgar asilo a los desertores y a todos los que se rehúsen al reclutamiento.

En Francia, algunos senadores están argumentando que Europa tiene el deber de ayudar y advirtieron que no otorgar refugio a los rusos que huyen podría resultar benéfico para Putin, al respaldar su narrativa de que Occidente le es hostil a Rusia.

“Cerrar nuestras fronteras no encajará con nuestros valores ni con nuestros intereses”, declaró un grupo de más de 40 senadores franceses.

Anuncio

___

Los periodistas de The Associated Press Jari Tanner, en Helsinki, y John Leicester, en Le Pecq, Francia, contribuyeron a este despacho.


Anuncio