Anuncio

¿Qué hay con los cristales? Te decimos cómo esas piedras pueden ayudar ahora mismo

Chakra Bag
Una Chakra Bag con siete cristales de Saffron & Sage (15 dólares).
(Saffron & Sage)

Estar aislado y confinado a su hogar durante la crisis de COVID-19 tiene a muchas personas buscando diferentes maneras para sobrellevar la situación y sanar.

Para algunos, especialmente aquellos que están interesados en conectarse a nivel terrestre, la utilización de cristales es una forma de mantenerse centrados y tranquilos durante los tiempos particularmente difíciles.

"¡Son de la tierra, son de la tierra!”, dice la curandera de cristales Angelana Zayas, de Brujitxs del Barrio, un colectivo de curanderos de Barrio Logan centrado en la descolonización de la curación de la nueva era para las personas marginadas, “como las comunidades afroamericanas, indígenas, morenas, queer, así como otras personas marginadas”, explica.

“Hay algo en la energía de la Tierra”, dice Zayas. “Muchos de nosotros estamos confinados a nuestros hogares, por lo que los cristales y las plantas son el acceso a la tierra que no podemos tocar en este momento”.

Sí, los cristales son rocas.

Anuncio

Lejos de las rocas ordinarias, sin embargo, son formaciones naturales apreciadas por sus colores, texturas, formas, luminosidades y supuestas energías. En algún momento temprano en la humanidad, la gente se dio cuenta y trató de aprovechar el poder de estas piedras aparentemente mágicas. Aunque no existe una modalidad única de curación con cristales, se han utilizado para curar a lo largo de la historia de la humanidad, especialmente en las culturas indígenas.

Nuestras frecuencias bloqueadas

¿Pero cómo pueden los cristales ayudar a la gente desde una perspectiva terapéutica?

Kayma Englund, propietaria del Templo Kamali de Carlsbad, explica cómo la gente puede usar la vibración de los cristales para tratar dolencias físicas y mentales específicas.

“Los cristales son un objeto físico, pero irradian frecuencias energéticas sutiles. Así como nosotros los humanos, ¿cierto?” dice.

Anuncio

Englund continúa explicando que nosotros, como humanos, tenemos un cuerpo físico, que abarca la energía de crecimiento físico. También albergamos frecuencias energéticas sutiles compuestas de pensamientos, sentimientos, experiencias y creencias. Es aquí donde la gente se atasca, aferrándose a estas cosas en su cuerpo energético y, como resultado, operan a una frecuencia más baja o bloqueada.

“Hay un estudio que se ha hecho numerosas veces con dos relojes pendulares idénticos”, dice Englund, refiriéndose al fenómeno de la sincronización de los péndulos. “Un péndulo se mueve a una velocidad más rápida que el otro y, cada vez, el péndulo de menor velocidad se sintoniza eventualmente con el de mayor velocidad, nunca al revés. Así que, de la misma manera, los cristales entran y permiten que nuestro cuerpo energético se sintonice con el del cristal. Una vibración más baja se asumirá automáticamente a una vibración más alta”.

Sincronizándose

Los practicantes logran esto de múltiples maneras: sosteniendo los cristales, colocándolos en el cuerpo, exhibiéndolos en un altar y usándolos en los rituales, son algunos ejemplos válidos.

Zayas de Brujitxs del Barrio dice que incluso la visualización de un cristal puede tener beneficios.

Anuncio

Dado que el trabajo con cristales trata con traumas, sanación, sentimientos, experiencias y más, Zayas dice que a veces un cristal necesario “aparece” en una sesión de sanación pero puede que no lo posea. Así que lo canaliza en su lugar, usando una piedra energéticamente limpia como el cuarzo claro como sustituto. Debido a que se accede a todo a nivel energético, la vibración del cristal es capaz de conectar con la del cliente. Suena particularmente útil en la era del distanciamiento social y la sanación en el hogar.

Entrar en la curación con cristales es un concepto embriagador para alguien que no está acostumbrado a ello. Los escépticos pueden encontrar consuelo en centrarse en las cualidades específicas que las piedras individuales representan y reflexionar sobre ellas, usando los cristales como guía para examinar diferentes pensamientos y sentimientos similares a una charla en una sesión de terapia.

Se cree que la turmalina promueve la inspiración y la felicidad, reduce el miedo y aumenta la confianza en sí mismo.
(Saffron & Sage)

Cristales: Kit de inicio

Para aquellos que buscan iniciar una práctica de curación con cristales en casa, los curanderos de San Diego tienen sugerencias. Cristin Smith, propietaria del centro de curación holística Saffron & Sage de Mission Hills, tiene una útil lista de piedras que podrían servir a las personas que buscan alivio durante la crisis del COVID-19.

Anuncio

“La turmalina negra es una piedra que tenemos en todos los rincones de Saffron & Sage - ayuda a disipar la energía negativa”, ofrece, sugiriendo además que las piedras se coloquen junto a los aparatos electrónicos, ya que la gente sin duda utilizará cada vez más los teléfonos y las computadoras.

Smith también recomienda tener a mano el mencionado cuarzo claro, especialmente para los principiantes. “Amplifica los efectos de otras piedras y no solo la potencia, sino también la energía o la intención. Así que la gente puede realmente ponerlo en cualquier lugar de su espacio. Es genial para mantener su uso cuando se medita o se dirige el enfoque”, dice.

Como las apps, parece que hay un cristal para todo. Smith explica que el selenito es bueno para reciclar energía y eliminar la negatividad. La amatista es un tranquilizante que es bueno para los cambios de humor, la ira y la ansiedad. El jade se usa como antiinflamatorio. El cuarzo espiritual mejora los sueños y fomenta el sueño profundo.

Smith recomienda usar los cristales en una cuadrícula u otro tipo de configuración geométrica, moviéndolos como un tipo de ejercicio de cambio de energía y establecimiento de intenciones. También sugiere usar los cristales como punto focal durante la meditación observando su color, textura y cualidades energéticas.

Anuncio

Cómo obtener cristales

Para aquellos que necesiten ayuda para empezar, Saffron & Sage está vendiendo paquetes de cristales a través de su sitio web y está ofreciendo toda su programación terapéutica, que incluye la sanación con cristales, a través de Zoom. Zayas y los de Brujitxs del Barrio están ofreciendo entrega segura de cristales en ubicación en Logan Avenue y Englund está ofreciendo meditaciones con cristales a través de Instagram, así como un completo paquete de programación a distancia a través del Templo Kamali.

Cristales 101

Cuarzo rosa (la piedra del amor): buena para encontrar, mantener y cultivar todo tipo de amor
Labradorita (la piedra mágica): buena para las habilidades psíquicas, trabajo de chamán
Amazonita (la piedra del coraje): buena para el equilibrio entre el intelecto y la intuición
Citrino (la piedra del dinero): buena para la abundancia, la riqueza y la estabilidad
Amatista: una piedra de purificación, buena para calmar y equilibrar
Ágata: buena para cultivar la estabilidad interior, aliviar la ansiedad
Granate: buena para el metabolismo, la creatividad y la exploración de sí mismo
Kyanita: puede ser usada para limpiar otras piedras, buena para la relajación emocional y física
Lapislázuli: buena para el sistema inmunológico
Ónice: buena para fortalecer la vitalidad después de una enfermedad prolongada o agotamiento
Piedra lunar: considerada la piedra femenina, buena para mejorar la intuición y la sabiduría
Sodalita: estimula la mente, buena para la percepción y la autoconciencia


Anuncio