Anuncio

Vaticano: Francisco cancela audiencia por una gripe leve

El papa Francisco ofrece su bendición mientras recita el Angelus desde la ventana de su estudio
El papa Francisco ofrece su bendición mientras recita el Angelus desde la ventana de su estudio, en la Plaza de San Pedro del Vaticano, el 18 de febrero de 2024.
(Andrew Medichini / Associated Press)
Share

El papa Francisco canceló una audiencia prevista para el sábado por precaución tras sufrir una gripe leve, dijo la oficina de prensa del Vaticano en un breve comunicado que no ofreció más detalles.

Estaba previsto que el pontífice se reuniera con diáconos de Roma durante la mañana.

El portavoz del Vaticano, Matteo Bruni, dijo el sábado por la tarde que el discurso semanal del papa en el Ángelus del domingo aún estaba por confirmarse, y que no se esperaban más actualizaciones de salud para el día.

El pontífice, de 87 años, ha tenido varios problemas de salud en los últimos años. A finales de noviembre tuvo que cancelar algunas de sus actividades y un viaje internacional debido a problemas respiratorios. En aquel momento, un escáner descartó complicaciones pulmonares. Cuando era joven, le extirparon parte de un pulmón en su natal Argentina.

Anuncio

En abril de 2023, pasó tres días en el Hospital Universitario Gemelli por lo que el Vaticano dijo que era una bronquitis. Fue dado de alta tras recibir antibióticos por vía intravenosa.

El papa Francisco fue al hospital el sábado por la mañana debido a una gripe, pero los exámenes descartaron que sufriera problemas respiratorios, informó el Vaticano.

Nov. 25, 2023

Francisco también estuvo 10 días en el mismo centro médico en julio de 2021 tras una operación por un estrechamiento del intestino. Volvió a ingresar en julio de 2023 para someterse a una cirugía de reparación de una hernia abdominal y para retirar tejido cicatricial de intervenciones anteriores.

Cuando le preguntaron sobre su frágil estado de salud en una entrevista reciente en televisión, el papa bromeó con la que se ha convertido en su repuesta habitual: “Sigo vivo, ya sabe”.

En los últimos dos años, Francisco ha indicado en varias ocasiones que estaría dispuesto a dimitir, siguiendo el ejemplo de su predecesor, Benedicto XVI, si su salud se deteriora hasta el punto de convertirse en un impedimento para dirigir la Iglesia católica. Sin embargo, en una entrevista televisada el mes pasado, dijo que se sentía bien de salud y negó planes inmediatos de dimitir.

Las especulaciones sobre la salud de Francisco y el futuro de su pontificado han aumentado tras la muerte de Benedicto XVI a finales de 2022. La renuncia de Benedicto en 2013 marcó un punto de inflexión para la Iglesia, ya que se convirtió en el primer pontífice en seis siglos en dejar el puesto.

Anuncio