Advertisement

Microsoft le dará al Ejército de EE.UU. acceso a "toda la tecnología que desarrollemos"

Microsoft le dará al Ejército de EE.UU. acceso a "toda la tecnología que desarrollemos"
El presidente de Microsoft, Brad Smith dijo el sábado que su compañía trabajará con los militares en el desarrollo de tecnología. (Francisco Leong / AFP / Getty Images) (Getty Images)

Mientras las compañías tecnológicas como Google luchan contra las objeciones de los empleados para trabajar con el Ejército de EE.UU., el presidente de Microsoft Corp. está brindando el apoyo de su compañía al Pentágono.

Microsoft "va a proporcionar al Ejército de EE.UU. acceso a la mejor tecnología... toda la tecnología que creamos. Punto", dijo Brad Smith durante un panel en el Foro de Defensa Nacional Reagan en la Biblioteca Presidencial Ronald Reagan en Simi Valley, el 1 de diciembre.

Advertisement

Smith reconoció que "hay algo de angustia" en algunas fuerzas laborales, incluidas las de Microsoft, sobre la participación de las empresas de tecnología en los contratos militares.

En junio, después de que miles de empleados expresaron sus objeciones a un contrato que les permitió a los militares utilizar las herramientas de inteligencia artificial de Google para analizar las imágenes de aviones no tripulados, Google decidió no renovar el contrato.

Advertisement

Smith dijo que quería calmar esas preocupaciones. "Queremos que Silicon Valley sepa cuánta ética y honor tiene la tradición militar", dijo.

El futuro y el uso de la inteligencia artificial y los sistemas autónomos tienen amplias implicaciones, dijo, y tienen una "importancia para todos y no solo para los jóvenes que viven en la Costa Oeste".

Smith expresó su apertura para escuchar las opiniones de sus trabajadores y dijo que Microsoft "se comprometería a abordar los problemas éticos que está creando la nueva tecnología".

Recordó un correo electrónico que había recibido de un empleado que creció en Belgrado, Serbia, que fue bombardeado por las fuerzas de la OTAN en 1999, que decía que tenía que pensar en el razonamiento de Microsoft para trabajar con contratos militares. Smith dijo que entendía que los antecedentes del empleado conducían a tal vacilación.

Advertisement

Pero no mencionó si Microsoft tomó alguna acción o cambió su política como resultado.

Otros ejecutivos de la industria tecnológica rechazaron la idea de que los trabajadores de Silicon Valley están menos inclinados a trabajar con el Departamento de Defensa únicamente debido a diferencias culturales o remordimientos sobre las implicaciones morales.

"Es mucho más un problema económico", dijo Rachel Olney, fundadora y directora ejecutiva de Geosite, empresa de inicio de datos de ubicación geográfica. "Tratar con el gobierno de EE.UU. consume mucho tiempo" y, muchas veces, no proporciona el mismo tipo de ganancias que el trabajo comercial, señaló.

El Departamento de Defensa ha establecido la Unidad de Innovación para la Defensa, que está destinada a proporcionar capital, sin tomar una participación en la propiedad, a empresas que quieran trabajar en proyectos prototipo que ayuden a abordar los problemas que enfrentan los militares de EE.UU.

A pesar del rechazo de los empleados de Google en el contrato de inteligencia artificial del Proyecto Maven, el director de la Unidad de Innovación de la Defensa, Michael Brown, dijo que su agencia ha recibido más respuestas de compañías comerciales que están interesadas en trabajar con el Ejército de EE.UU.

En otro evento el 1 de diciembre, la secretaria de la Fuerza Aérea, Heather Wilson, dijo a los reporteros que el desarrollo del nuevo bombardero B-21 está avanzando en la fecha prevista. Ella reconoció que aún era temprano en el programa, pero "estamos satisfechos con los avances".

El bombardero sigiloso de próxima generación de la Fuerza Aérea está siendo construido por el contratista Northrop Grumman Corp. en su planta en Palmdale.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Advertisement
Advertisement
Advertisement