Anuncio
Share

Miles de bomberos tratan de proteger del fuego a las secuoyas californianas

Miles de bomberos tratan de proteger del fuego a las secuoyas californianas
Vista del humo desde la base de un Sequoia gigante que forma parte de la ruta de los ‘Cien gigantes’ durante el incendio declarado en el parque nacional de Porterville, California, Estados Unidos y que afecta a 43.745 acres (117 kilómetros cuadrados). EFE/ Etienne Laurent

Más de 3.000 bomberos se encuentran este viernes luchando contra el avance de las llamas en California para proteger a las gigantescas y milenarias secuoyas de dos grandes fuegos que queman en la zona.

Divididos entre los incendios bautizados como KNP y Windy en la ladera de la Sierra Nevada californiana, los efectivos de emergencias han logrado por el momento impedir que las llamas alcancen a los árboles más icónicos de Estados Unidos.

Una de las medidas de protección ha sido cubrir con láminas de aluminio las bases de varias de las secuoyas más populares del Bosque Gigante, donde se encuentran cinco de los diez mayores árboles del mundo en cuanto a su volumen.

Uno de los árboles protegidos con aluminio es la secuoya conocida como General Sherman, que con una altura de 83,3 metros y un diámetro de 11,1 metros está considerada el mayor árbol de la Tierra, además de tener más de 2.300 años y atraer a visitantes de todo el mundo.

Anuncio

De los dos fuegos, el KNP Complex es el que quema más cerca de estos árboles, directamente en el Parque Nacional Secuoya, mientras que el de Windy está arrasando una zona unos 100 kilómetros más al sur.

El KNP ha quemado hasta la fecha 14.900 hectáreas y no se están produciendo avances significativos en la contención, según los últimos datos del Departamento Forestal y de Protección contra Incendios de California (Cal Fire), mientras que el de Windy ha afectado 20.000 hectáreas y los bomberos lo tienen contenido en un 6 %.

Ambos fueron causados por la caída de rayos a principios de septiembre.

Además de estos dos fuegos, otros varios incendios están activos en California, aunque la mejora de las condiciones climáticas durante las últimas semanas ha hecho que la situación esté mucho más controlada que en julio y agosto, y los bomberos han logrado avances importantes en muchos de ellos.

Entre los mayores incendios activos, el de Dixie, que quema en la zona volcánica del Parque Nacional Lassen desde mediados de julio y es el segundo mayor fuego jamás registrado en el estado, está contenido ya en un 94 %, tras haber arrasado 389.000 hectáreas.

Por su parte, el fuego de Caldor, que durante varias semanas tuvo en vilo a los vecinos de la popular zona recreativa del lago Tahoe en la Sierra Nevada californiana, está contenido en un 76 %, tras haber quemado 89.400 hectáreas.


Anuncio