Anuncio
Share

Bomberos comienzan a controlar incendio en California

 contratista resulto herido cuando un río crecido por tormentas derribó un puente y arrastró su vehículo,
En esta foto dada a conocer por la oficina del sheriff del condado Siskiyou, California, se ve la camioneta destruida de un contratista privado que ayudaba a combatir un incendio forestal cerca del río Klamath el 2 de agosto del 2022. El contratista resulto herido cuando un río crecido por tormentas derribó un puente y arrastró su vehículo, dijo Courtney Kreider, portavoz del condado. (Oficina del Sheriff del Condado Siskiyou vía AP)
(Uncredited / Associated Press)

Los bomberos consiguieron un control inicial del incendio forestal más intenso y fatal del año en California y esperaban que las llamas siguiesen varadas el fin de semana.

El incendio McKinney cerca de la frontera con Oregon estaba contenido 10% para el jueves por la mañana y topadoras y trabajadores estaban progresando en la excavación de cortafuegos alrededor de gran parte del resto del siniestro, dijeron funcionarios de bomberos en una reunión con la comunidad.

La esquina sureste del incendio sobre Yreka, sede del gobierno el condado Siskyou, de unos 7.800 habitantes, estaba contenido. Las órdenes de evacuación para secciones del pueblo de Hawkinsville fueron rebajadas a advertencias, lo que les permite a las personas regresar a sus hogares, pero con la advertencia de que la situación sigue siendo peligrosa.

Unos 1.300 residentes seguían bajo órdenes de evacuación, dijeron funcionarios

El incendio no avanzó mucho el miércoles, luego de varios días de aguaceros breves pero intensos que proveyeron condiciones húmedas.

Anuncio

“En estos momentos es un gigante dormido”, dijo Larry Laws, comandante de incidentes unificados.

Además, los bomberos esperaban rodear completamente el jueves un incendio de 404 hectáreas (1.000 acres) en el borde norte del incendio McKinney.

El incendio estalló el viernes y ha calcinado casi 238 kilómetros cuadrados (92 millas cuadradas) de bosques azotados por sequía. Más de 100 viviendas y otros edificios se han quemado y cuatro cadáveres fueron hallados incluyendo dos en un vehículo incendiado.

El siniestro fue impulsado inicialmente por fuetes vientos que precedieron una célula de tormentas eléctricas. Más tormentas a inicios de la semana trajeron beneficios y temores. Un aguacero el martes arrojó 7,6 centímetros (3 pulgadas) de agua sobre algunas secciones orientales del incendio, pero la mayor parte del área en llamas no recibió casi nada, dijo Dennis Burns, un analista de incendios.

La última tormenta causó además temores de inundaciones y aludes. Un contratista privado en una camioneta que ayudaba en la extinción de las llamas fue herido cuando el puente sobe el que viajaba se desplomó y su vehículo fue arrastrado por las aguas, dijo Kreider, que agregó que las heridas no eran graves.


Anuncio