Anuncio
Share

El Galaxy fue un digno rival de Seattle, pero pierde en regreso completo de la afición al estadio

LA Galaxy defender Julian Araujo
Julian Araujo, izquierda, disputa el balón ante Kelyn Rowe, de Seattle, en el partido de este sábado en Carson.
(ASSOCIATED PRESS)

El Galaxy de Los Ángeles fue un rival digno del primer lugar del Oeste, Seattle, pero perdió por 2-1 el sábado por la tarde en el regreso de la afición a su máxima capacidad en el Dignity Health Sports Park. Fue la primera derrota en casa para los galácticos, que tenían cuatro victorias en Carson, además de la segunda derrota ante Seattle en la temporada.

Con el resultado, Seattle sube a 21 puntos en el primer lugar de la Conferencia, mientras que el Galaxy se queda con 15 unidades, en cuarto sitio momentáneamente.

El Galaxy, alentado por la mayoría de los 23,165 que asistieron al estadio, tuvo buen control del balón durante el partido, pero fue víctima de sus serios errores defensivos.

Anuncio

A los pocos minutos de haber iniciado el encuentro, el central Daniel Steres se lesionó al chocar con Alex Roldán y tuvo que salir. Nick Depuy entró en su lugar y este no desentonó durante el cotejo.

Al minuto 21, el brasileño Jao Paulo derribó dentro del área a Javier Hernández y el árbitro no dudó en pitar la pena máxima. Sacha Kljestan convirtió sin problemas a la derecha de Stefan Cleveland y el Galaxy hizo estallar el Dignity Health Sports Park. Kljestan dijo después del encuentro que le había pedido el balón a Chicharito y el mexicano, quien falló el último penal del equipo, le otorgó el disparo.

El arquero Jonathan Bond, una de las mejores contrataciones del Galaxy para esta temporada, se vistió de héroe al minuto 28 cuando el colombiano Yeimar Gómez Andrade tuvo el del empate, pero el guardameta ingles se recuperó a tiempo y atajó el gol inminente.

Anuncio

Pero Seattle, sin jugar bien, se encontró con el empate en un tiro de esquina al minuto 41 cuando Gómez Andrade se escondió entre la defensa y remató de cabeza para el 1-1.

El Galaxy se descuidó nuevamente al inicio del segundo tiempo y a los 4 minutos de la segunda mitad, estaban perdiendo 2-1 con un tanto en un rebote que aprovechó Raúl RuiDíaz.

“Por momentos tuvimos muy buen control del balón, pero contra un equipo como Seattle no podemos dar esos goles”, declaró Greg Vanney, entrenador del Galaxy. “Cuando enfrentas a un equipo maduro como Seattle, no puedes dar goles fáciles”.

Anuncio

A cinco minutos del final, Jorge Villafaña estuvo apunto de anotar el del empate pero Cleveland atajó el disparo.

“Dimos dos goles fáciles, pero tuvimos cosas positivas. Fue mucho mejor de la última vez que enfrentamos a Seattle”, indicó Kljestan. “Fue frustrante el perder enfrente de toda la gente”.


Anuncio