Anuncio
Share

¿Cuál es la diferencia entre ‘pandemia’ y ‘endemia’?

Gente hace fila para las pruebas de detección de coronavirus en Santa Mónica.
Las largas filas para las pruebas de coronavirus deberían ser un recuerdo lejano para cuando el COVID-19 se convierta en una enfermedad endémica.
(Carolyn Cole / Los Angeles Times)

El COVID-19 nunca desaparecerá, afirman los expertos en enfermedades infecciosas, pero la emergencia de salud mundial que provocó terminará cuando la condición se vuelva “endémica”.

Suena prometedor. ¿Pero qué significa exactamente?

Endémico está relacionado con dos palabras que conocemos bien:

  • Epidemia: Brote de enfermedad infecciosa que se propaga rápidamente a través de una comunidad.
  • Pandemia: Epidemia que afecta a personas en una gran región o en varios continentes.

Cuando el COVID-19 sea endémico, seguirá propagándose de una persona a otra y afectando a gente de todo el mundo. La diferencia clave es que hará ambas cosas a niveles estables.
La estabilidad es importante porque se traduce en previsibilidad. Saber cuántas personas contraerán COVID-19, cuándo es más probable que se enfermen y dónde serán más vulnerables permitirá a los funcionarios de salud contener la enfermedad con muchas menos interrupciones para el público en general.

A leading World Health Organization official says the worst of the COVID-19 pandemic — including deaths, hospitalizations and lockdowns — could be over this year if huge inequities in vaccinations and medicines are addressed quickly.

Anuncio

La influenza es un buen ejemplo de una enfermedad endémica. Alrededor del 8% de la población de EE.UU la contrae cada año, y la mayor parte de los casos se agrupan en los meses de invierno. Los epidemiólogos han establecido quiénes tienen más probabilidades de contraerla (niños y adolescentes) y quiénes corren el mayor riesgo de enfermarse gravemente (personas mayores, personas con enfermedades crónicas, mujeres embarazadas y niños menores de cinco años).

Las cosas que hacemos para minimizar el impacto de la gripe (lavarnos las manos, cubrirnos al toser y estornudar, quedarnos en casa cuando estamos enfermos) son tan rutinarias que apenas nos damos cuenta de que las ponemos en práctica (la excepción es vacunarse contra la gripe; aproximadamente entre un tercio y la mitad de los estadounidenses no lo hacen cada año).

Una enfermedad endémica generalmente produce menos casos graves que el COVID-19 ahora. En 2020, 53.544 estadounidenses murieron de influenza y neumonía combinadas, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). Por el contrario, más de 350.000 estadounidenses fallecieron por COVID-19 ese año, al igual que más de 475.000 en 2021.

Desafortunadamente, no existe una fórmula fácil para calcular cuánto tarda una enfermedad pandémica en hacer la transición a un estado endémico, comentó el Dr. Mike Ryan, director ejecutivo del Programa de Emergencias de la Organización Mundial de la Salud (OMS). “Es un juicio algo subjetivo porque no se trata solo de la cantidad de casos. Se trata de la gravedad y del impacto”, remarcó.

Elite commentators say COVID is over. That may be true for them but not for millions of others.

Algo que los expertos pueden predecir es que el COVID-19 seguirá causando casos graves y muertes, incluso cuando sea endémico. “Endémico no significa que no sea peligroso”, expresó la Dra. María Van Kerkhove, líder técnica de la OMS en COVID-19. “Seguiremos viendo brotes entre las poblaciones susceptibles”.

Jennifer Nuzzo, experta en enfermedades infecciosas del Centro Johns Hopkins para la Seguridad de la Salud, coincidió en que el coronavirus nos mantendrá alerta en el futuro previsible. “Todas las pandemias terminan”, afirmó durante un panel de discusión organizado por la Academia Nacional de Medicina y la Asociación Estadounidense de Salud Pública. “Pero este virus no va a desaparecer. No lo hará”.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.


Anuncio