Anuncio
Share

ENTREVISTA: Mari Rodríguez Ichaso invita a soñar con su nueva columna Novedades

"En estos días donde algunos de nosotros estamos encerrados en casa, es esencial mantener viva esa chispa de optimismo".
“En estos días donde algunos de nosotros estamos encerrados en casa, es esencial mantener viva esa chispa de optimismo que nos permite soñar e imaginar” dice Mari Rodríguez Ichaso, al dar a conocer su columna Novedades que transmitirá a través de CNN en Español.

Tuve la fortuna de entrevistar a la editora, productora y escritora Mari Rodríguez Ichaso: una mujer emprendedora, cálida y exitosa que inspira optimismo y esperanza. Con más de 40 años de experiencia en la industria —ha trabajado como editora de la revista Vanidades y como productora en Univisión—, Mari ahora lanza su columna Novedades en la sección de Estilo de CNN en Español.

Cuando escuchas a Mari hablar sobre sus anécdotas con celebridades como Yves Saint Laurent, Audrey Hepburn, Karl Lagerfeld y Carolina Herrera es inevitable no sonreír. No solamente porque sus historias son muy graciosas sino también porque a través de sus relatos es capaz de transmitir el lado humano de estos artistas con carreras excepcionales.

Mari no es la típica mujer exitosa que sólo habla de moda, viajes y celebridades: también es alguien que se atreve a hablar de temas políticos y humanitarios; que escribe y dirige documentales sobre su tierra natal: Cuba, y su régimen.

Estas anécdotas únicas, combinadas con conversaciones positivas, es lo que Mari desea compartir en su nueva columna. En estos tiempos tan inciertos que vivimos, sus notas y relatos prometen ser una invitación sincera a reimaginar nuestro futuro y crear nuevos sueños.

Anuncio

Mari, eres una mujer que no necesita presentación y que inspira a muchas mujeres hispanas inmigrantes, como yo. Conociendo tu carrera, seguro es una columna que no nos queremos perder. Lo que sí me pregunto es: ¿Por qué ahora? ¿Por qué nos invitas a leer una columna sobre Estilo de Vida en estos tiempos tan inciertos para todos?

Yo creo que ahora más que nunca necesitamos volver a soñar. El mundo está pasando por un momento difícil y muy duro. Son tiempos donde soñar no es sencillo... Conforme vamos progresando y sanando, volveremos a recuperar esa conexión con nuestros intereses personales y es ahí donde mi columna de Estilo de Vida busca dar valor. Me gustaría ser parte de la creación de los nuevos sueños de los lectores.

¿Cómo planeas conectar con los lectores en tiempos donde las personas no confían tanto en los medios como lo hacían antes, y donde estamos saturados de información?

Mi forma de conectar es por medio de conversaciones auténticas que inspiren admiración por la belleza, la cultura y el arte. Eso sí, siempre con un toque de optimismo y humildad. No busco decirle a la gente qué hacer sino iniciar una conversación donde todos podamos echar a volar la imaginación porque yo creo que imaginar da vida. Lo bueno de este nuevo cambio es que yo creo que los falsos valores serán suplantados por valores como la empatía y la humildad, que son dos valores que en mi familia han sido modelados por mis padres y que se pueden percibir en mi carrera profesional.

¿Nos puedes dar un ejemplo de cómo entablar conversaciones sobre Estilo de Vida nos permite soñar?

El otro día platicaba con mi hija sobre unos barcos pequeños que se pueden tomar en La Seine en París para pasear y admirar la ciudad. Estuvimos hablando de cómo cuando todo esto pase, iríamos a vivir esa experiencia juntas. ¡Esos minutos nos dieron vida! Simplemente hablar de este sueño, compartirlo e imaginarlo, nos dio mucha vida.

Esto que acabas de mencionar me recuerda un artículo que escribiste sobre la importancia de la joyería de fantasía y la invitación que esta nos hace a soñar ¿A qué te referías con eso?

¡La joyería de fantasía es precisamente eso! Te permite fantasear y disfrutar de sentirte bella. ¡Necesitamos esa fantasía! Sobre todo, en tiempos como los que estamos viviendo.

Con toda la gran experiencia que tienes asistiendo a pasarelas de moda en París, Nueva York, Londres y Milán, ¿piensas hablar de moda en esta columna?

¡Claro que sí! Mucha gente se pregunta por qué leer sobre moda cuando llevo lo mismo puesto desde hace meses en casa. Y mi respuesta conecta con lo que mencioné anteriormente: la moda nos permite fantasear y es importante mantener esa chispa inspiradora. Poco a poco, recuperaremos nuestros intereses personales y es ahí donde la moda volverá a ser relevante, aunque no creo que regrese a ser lo mismo que antes.

Recientemente leí un artículo que mencionaba que algunos diseñadores de moda sólo considerarán dos temporadas. En tu opinión, ¿qué crees que va a pasar con la moda después de que volvamos a la nueva normalidad?

Así es. Esto es parte de la nueva normalidad, donde creo que será también una invitación a que la moda no vaya tan rápido. El mismo Karl Lagerfeld decía que a veces le era muy difícil ser tan creativo para tantas temporadas. Yo pienso que el futuro de la moda tomará en cuenta la economía global, con una combinación de artículos high/low fashion que incluyan piezas de muy buena calidad junto con otras de precio accesible.

En mi opinión, se puede considerar el nivel de calidad de los accesorios, pero no la calidad de la ropa. Es mejor tener pocas piezas, pero de muy buena calidad. Una blusa blanca de seda ya denota elegancia, puedes combinarla con accesorios que la complementen. Mi guardarropa tiene varios conjuntos negros porque me encantan. Me parecen muy prácticos de llevar y elegantes. Eso sí: no soy fanática de los zapatos deportivos, en eso concuerdo con Carolina Herrera.

De verdad que disfruté mucho leyendo tu artículo sobre tu anécdota de visitar el Ritz en París. Hay muchos blogs o revistas de viaje hoy en día, pero tu escritura es la que captó mi atención: leer sobre Coco Chanel, Hemingway, y la Princesa Diana… ¿Cuál es tu secreto como periodista para contar una historia con tanto carisma y encanto?

Me apasiona mucho hablar sobre la historia de los sitios que visito, de la moda y el arte. Pienso que conocer la historia contribuye mucho a la capacidad de imaginación del periodista. Además, lo escribo como si tuviera una conversación con una amiga, ¡Así como contigo! También es el hecho de que soy muy curiosa por saber y compartir estos pequeños detalles que hacen un lugar o una pieza tan única.

Hay una historia que todos queremos oír una y otra vez, y es la de cuando conociste a Audrey Hepburn ¿Nos puedes compartir cuál fue tu impresión de ella?

¡Yo soy fanática de Audrey Hepburn! Imagina mi sorpresa cuando se me presentó la oportunidad de conocerla. Fue en un evento de caridad de la organización “Casita María”. Recuerdo muy bien cuando me acerqué a ella y le dije muy emocionada: ¡Qué gusto conocerte! ¡Siempre me has encantado! Y ella con mucha calidez humana tomó mi mano, la colocó entre las suyas, y me dio las gracias por haberle dicho algo tan halagador. Se veía cansada: es admirable que alguien que estaba enferma se tomara el tiempo de ir a apoyar a una organización de caridad. Siempre voy a estar agradecida de haber podido conocer a una mujer tan elegante, humana y generosa.

Conociendo a tantos perfiles de celebridades y artistas, ¿cómo logras mantener los pies en la tierra? ¿Qué es lo que inspira ese sentido de servicio y humildad que tanto se necesita en esta industria?

Voy a nombrar como ejemplo a la maravillosa Celia Cruz, quien fue una de las personas que más me han impacto en temas de la humildad en la industria. Recuerdo que una vez en Vanidades, estábamos preparando una fiesta exclusiva para Celia Cruz, y mientras la esperábamos dentro del lugar donde íbamos a celebrar, ella llega, toca la puerta y asoma la cabeza de forma muy tímida preguntando “¿Se puede pasar?” ¡Imagínate! Ella toda una celebridad llegando a una fiesta que era exclusivamente para ella, y con toda humildad preguntaba si podía entrar. Este tipo de gestos no se olvidan cuando trabajas con esta clase de celebridades.

Otra cosa que siempre expreso porque es así cómo me siento, es que yo no me considero vital o importante. Me gusta mucho quien soy y disfruto bastante lo que hago, pero no conecto con ideas que me hagan sentir superior ni tampoco me gusta escribir mal de las personas o escribir cosas que pongan en peligro sus carreras.

Claro que no todas las celebridades son amables, pero a mí me gusta enfocarme en las que lo son. Si la persona a la que entrevisto no me cae bien porque me parece que tiene una actitud maleducada o sin humildad, prefiero no escribir mucho, o incluso nada. Hay tanta gente bonita que entrevistar y tantas historias bonitas que compartir que no hace falta distraerse en las otras. Las personas bonitas para mí son las que tienen ese glow natural; cuando un humano es genuinamente feliz y tiene humildad, brilla por naturaleza. En mi columna verán más anécdotas así, con historias simpáticas para que todos sigamos transmitiendo ese glow optimista.

¿Qué fue lo que te ha inspirado a empezar y a seguir creciendo en tu carrera? ¿Cómo fue crecer en Nueva York con una familia de inmigrantes cubanos?

Definitivamente mi familia, y sobre todo mi madre, ha sido mi inspiración. Llegué a Nueva York con mi familia y comenzamos sin un centavo. Tuvimos que trabajar muy duro para apoyar a nuestros padres porque no alcanzaba el dinero. Yo comencé trabajando en una tienda por algunos años donde ganaba una miseria. Como tenía que ayudar mi mamá con el alquiler, no me fue posible disminuir mis horas de trabajo para ir a estudiar. Así que estás hablando con una mujer inmigrante que ha trabajado duro, sin estudios y con una carrera como periodista.

La inspiración para ser fuerte y tener una voz en los medios la recibí de mi madre, que tenía un programa de radio en Cuba con mi tía Alicia, se llamaba “La Hora para la Mujer”. Era muy revolucionario en esos tiempos atreverse a hacer un programa con temas tan relevantes para la mujer.

¿Cuál es el impacto de los latinos inmigrantes en Estados Unidos? ¿Alguna vez te sentiste discriminada por tener una cultura distinta y hablar español?

Los latinos somos imprescindibles en este país. Cuando paseas por Nueva York te das cuenta de todo el talento latino que trabaja duro y con una sonrisa. ¡Ahora pienso mucho en los mexicanos que son siempre tan positivos y amables conmigo! Ya sea que vaya a comprar algunas flores o cuando voy a un restaurante y conozco a un subchef que cocina exquisito. En la gastronomía, considero que la fusión de la cocina mexicana con otras culturas es una combinación muy interesante y deliciosa: se pueden encontrar muchos lugares así en la ciudad.

En mi experiencia personal no tengo una historia donde me haya sentido discriminada. Yo creo que es porque no tengo el aspecto que todo mundo espera de una latina. Lo que sí me ha sucedido es que otras personas me hablan mal de latinos pensando que yo no lo soy. Inmediatamente les hablo en español y les pido que no lo hagan más en mi presencia. ¡A veces se sorprenden mucho! Lo que sí enfrenté alguna vez es a hombres que intentaron acosarme. Estoy muy contenta de que ahora las mujeres puedan hablar más y tener una voz en este tipo de abusos.

Es otro aspecto que se admira mucho de ti. Te gusta encontrar historias como la de Amanda Sánchez, la “fit model” latinoamericana que ha trabajado en Chanel por 18 años. Ella no es una modelo que todo el mundo conoce, pero su historia vale mucho la pena.

¡Así es! Uno de mis propósitos siempre ha sido elevar hasta el cielo la imagen del latino. Hay muchos estereotipos de lo que hacemos o dónde trabajamos. Hay una gran cantidad de historias así que vale la pena contar para generar un impacto positivo en las generaciones futuras.

*Annie Grijalva es especialista en marketing de influencers y en desarrollo profesional para autónomos creativos. Es también cofundadora de Freelancers Unidos, una organización que empodera a los trabajadores independientes hispanos en Estados Unidos. Puedes conectar con ella en Instagram a través de la siguiente cuenta @annie_grijalva.


Anuncio