Anuncio

Nuevas pautas dietéticas en Estados Unidos: Nada de azúcar añadida para niños menores de 2 años

Sugar being sprinkled from a spoon.
Las primeras pautas dietéticas del gobierno de EE.UU para bebés y niños pequeños recomiendan la leche materna solo durante los primeros seis meses y nada de azúcar añadida para los menores de dos años.
(Matt Rourke / Associated Press)

Adiós a celebrar el primer cumpleaños del bebé con pastel y helado. Las primeras pautas dietéticas del gobierno de Estados Unidos para bebés y niños pequeños recomiendan la leche materna solo durante los primeros seis meses de vida y absolutamente nada de azúcar añadida para los menores de 2 años.

“Nunca es demasiado temprano para empezar”, dijo Bárbara Schneeman, nutricionista de UC Davis. “Hay que hacer que cada bocado cuente en esos primeros años”.

Las directrices, publicadas el martes, no incluían dos recomendaciones clave hechas por científicos que asesoran al gobierno. Esos asesores dijeron en julio que todo el mundo debería restringir su ingesta de azúcar añadida a menos del 6% de las calorías diarias y que los hombres deberían limitar su consumo de alcohol a una bebida al día.

En su lugar, las pautas siguen los consejos anteriores: mantener el azúcar añadido por debajo del 10% de las calorías por día después de los 2 años. Y los hombres deben limitar el alcohol a no más de dos bebidas por día, el doble de lo recomendado para las mujeres.

Anuncio

“No creo que hayamos terminado con el alcohol”, dijo Schneeman, quien presidió un comité que asesoró al gobierno sobre las directrices. “Hay más que debemos aprender”.

Las pautas dietéticas son publicadas cada cinco años por el Departamento de Agricultura y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos. El gobierno las usa para establecer estándares para los almuerzos escolares y otros programas.

A continuación, se muestran algunos aspectos destacados de la nueva edición:

Bebés, niños pequeños y mamás

Anuncio

Los bebés solo deben tomar leche materna hasta que tengan al menos 6 meses, según las directrices. Si la leche materna no está disponible, deben recibir fórmula infantil fortificada con hierro durante el primer año. Además, los bebés deben recibir un suplemento de vitamina D poco después de nacer.

Los bebés pueden empezar a comer otros alimentos alrededor de los 6 meses de edad, y se les debe introducir alimentos potencialmente alergénicos junto con otros alimentos.

“La introducción de alimentos que contienen cacahuates durante el primer año reduce el riesgo de que un niño desarrolle una alergia alimentaria a los mismos”, dicen las pautas.

Hay más consejos que en las directrices anteriores para las mujeres embarazadas y lactantes. Para promover el desarrollo saludable del cerebro de sus bebés, estas mujeres deben comer de 8 a 12 onzas de mariscos por semana. Y asegurarse de elegir pescado, como el bacalao, el salmón, las sardinas y la tilapia, con menores niveles de mercurio, que pueden dañar el sistema nervioso de los niños.

Anuncio

Las mujeres embarazadas no deben beber alcohol, de acuerdo con las pautas, y las mujeres que están amamantando tienen que ser precavidas. La cafeína en cantidades modestas parece ser segura, y las mujeres pueden discutirlo con sus médicos.

¿Qué hay en su plato?

La mayoría de los estadounidenses no siguen los mejores consejos sobre nutrición, un error que contribuye a la obesidad, las enfermedades cardíacas y la diabetes. Gran parte de los nuevos consejos resultan familiares: llene su plato con frutas y verduras, y reduzca el consumo de dulces, grasas saturadas y sodio.

Las pautas sugieren hacer pequeños cambios que se acumulan: sustituir los cereales escarchados por el trigo triturado. Elija frijoles negros enlatados que sean bajos en sodio. Beber agua con gas en lugar de refrescos.

Anuncio

Hay más consejos en el sitio web My Plate del gobierno, además de información sobre una aplicación para ayudar a las personas a seguir las nuevas directrices.

Lea las etiquetas

Las mayores fuentes de azúcares añadidos en la dieta típica de Estados Unidos son los refrescos y otras bebidas endulzadas con azúcar, los postres, los bocadillos, los dulces, el café y el té endulzado. Estos alimentos contribuyen muy poco a la nutrición, por lo que las pautas recomiendan límites.

La información sobre el azúcar añadida en los alimentos envasados está disponible en la etiqueta de “Información Nutricional”, junto con datos sobre las grasas saturadas y el sodio.

Anuncio

Si quiere leer este artículo en inglés, haga clic aquí


Anuncio