Anuncio

Las transmisiones de coronavirus siguen aumentando en el condado de Los Ángeles, trayendo nuevos peligros para los hospitales

Un hombre usa una mascarilla por el paseo marítimo de Venice. La transmisión del coronavirus continúa empeorando.
Un hombre usa una mascarilla por el paseo marítimo de Venice. La transmisión del coronavirus continúa empeorando en el condado de Los Ángeles a medida que los funcionarios avanzan con la reapertura de más negocios.
(Dania Maxwell / Los Angeles Times)

Existe la posibilidad de que el condado más poblado de la nación se quede sin camas en la unidad de cuidados intensivos en dos o cuatro semanas, dijeron los funcionarios el miércoles.

La transmisión del coronavirus continúa empeorando en el condado de Los Ángeles, dijeron funcionarios esta semana, y eso trae grandes riesgos a medida que la región se reabre aún más a las actividades comerciales.

Con mayores tasas de transmisión, existe la posibilidad de que el condado más poblado de la nación se quede sin camas de unidades de cuidados intensivos en dos o cuatro semanas, dijeron el miércoles las autoridades. Las cifras aún no han alcanzado los niveles de peligro, pero los funcionarios de salud dijeron que están monitoreando las condiciones cuidadosamente para detectar cualquier signo de nuevas presiones en los hospitales.

La situación se produce cuando los funcionarios del condado de Los Ángeles avanzaron con planes para reabrir amplios sectores de la economía a partir del viernes, incluidos los gimnasios; arenas deportivas sin audiencias; producción de películas, televisión y música; y hoteles para viajes de placer. Los cines y bares permanecerán cerrados en el condado por ahora.

¿Qué está pasando?


Los funcionarios esperaban un aumento en el número de casos de coronavirus a medida que se levantaba gradualmente la versión más estricta de la orden de quedarse en casa.

La pregunta ahora es si la enfermedad causará las hospitalizaciones de un número moderado de personas que el sistema hospitalario puede manejar, o si se convertirá en una oleada de pacientes gravemente enfermos que abrumarán a las UCI.

Anuncio

Es muy pronto para decir lo que sucederá. Aquí hay un resumen de las malas noticias y algunas buenas noticias en términos de la situación del condado de L.A. en medio de la pandemia de COVID-19.

Las transmisiones de coronavirus están activas


Hay incluso más evidencia de que la propagación del virus está aumentando, según los datos publicados el miércoles.

Antes de que el condado comenzara a aliviar los requisitos de quedarse en casa el mes pasado, la tasa de transmisión efectiva del coronavirus estaba en un buen lugar: por cada persona infectada, esa persona en promedio infectaba menos de otra persona, dijo la Dra. Christina Ghaly, directora de servicios de salud del condado de Los Ángeles.

Pero el viernes, Ghaly reveló públicamente por primera vez que la tasa de transmisión ahora es mayor a 1. Mostró un gráfico que muestra cómo la tasa de transmisión efectiva, que estaba por debajo de 1 en abril, comenzó a subir, aumentando por encima de 1 la semana pasada, en mayo.

Un poco más de dos semanas después de que el Condado de Los Ángeles permitiera que muchas tiendas minoristas abrieran para el servicio de recolección, cada persona infectada con el virus había infectado a más de una persona, en promedio, de acuerdo con la tasa de transmisión.

Anuncio

“El modelo ahora está más seguro de que [la tasa de transmisión efectiva] ha aumentado nuevamente y ahora es mayor que 1", dijo Ghaly. “Debido a esto, el modelo predice con mayor firmeza que es probable que la propagación de COVID-19 en el área del condado de Los Ángeles aumente gradualmente con el tiempo”.

The transmission rate of the coronavirus has risen in L.A. County.
La tasa de transmisión efectiva del coronavirus aumentó por encima de 1 a fines de mayo, lo que significa que por cada persona infectada por el coronavirus, esa persona, en promedio, infectó a más de una persona.
(Departamento de Servicios de Salud del Condado de Los Ángeles)

Como resultado, un modelo de computadora utilizado por el condado de Los Ángeles para estimar la demanda futura de hospitales predice que los pacientes con coronavirus la necesitarán más en las próximas dos a cuatro semanas, dijo Ghaly. Aún así, debería haber suficientes camas de hospital y ventiladores para acomodar la mayor demanda, dijo.

It's possible LA County could run out of intensive care unit beds if the coronavirus transmission rate continues increasing.
Es posible que el condado de Los Ángeles se quede sin camas de unidades de cuidados intensivos si la tasa de transmisión del coronavirus continúa aumentando.
(Departamento de Servicios de Salud del Condado de Los Ángeles)
Anuncio

Pero es posible que los hospitales públicos y privados del condado se queden sin camas en las unidades de UCI en las próximas dos o cuatro semanas, dijo Ghaly.

Defendiendo la reapertura


Al mismo tiempo, los funcionarios de salud del condado han defendido su plan de reapertura. Las autoridades siguen pidiendo a las personas que se queden en casa tanto como sea posible, pero “hay buenas razones por las que a veces las personas necesitan o quieren abandonar su hogar”, dijo Ghaly.

“Algunas personas no tienen el privilegio de poder teletrabajar, y tienen que abandonar su hogar para trabajar. Muchas personas desean prestar su voz en la lucha por la justicia que nos rodea a todos”, dijo Ghaly. “La clave para controlar el virus no tiene que significar quedarse en casa”.

En cambio, el distanciamiento físico y el uso de una mascarilla en todo momento cuando estás fuera de la casa y cerca de otras personas que no son parte de tu hogar son primordiales, dijo Ghaly. También es importante lavarse las manos, limpiar superficies de alto contacto y evitar tocar superficies en general, y quedarse en casa cuando está enfermo también.

“Es como caminar sobre una cuerda floja: estamos seguros de que si los sectores se abren y se adhieren a los protocolos, se puede hacer con mucha seguridad”, dijo Barbara Ferrer, directora de salud pública del condado de Los Ángeles. “Si los sectores no se adhieren a los protocolos, existe un gran riesgo”.

Anuncio

Ferrer dijo que era importante que las empresas volvieran a trabajar si se podía hacer de una manera más segura.

“Estamos desesperados por asegurarnos de que las personas puedan volver a sus trabajos”, dijo Ferrer. “Y solo tenemos que hacerlo de una manera que se adhiera a muchas modificaciones, para que pueda hacerse de la manera más segura posible”.

Ferrer también señaló que la tasa de positividad entre las pruebas de coronavirus está disminuyendo, con la tasa acumulativa ahora por debajo del 8%.

Por el momento, no hay signos de un aumento dramático en las hospitalizaciones en los hospitales del condado de Los Ángeles, dijeron las autoridades. Las hospitalizaciones habían disminuido semanalmente en el condado de Los Ángeles, pero la semana pasada se mantuvieron estables en comparación con la semana anterior.

Anuncio

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.


Anuncio