Anuncio
Share

San Diego tiene cientos de millones disponibles para renta ¿Por qué tan pocos solicitan ayuda?

Las casas se alinean en el corredor de Carmel Valley Road en San Diego en marzo
Casas alineadas en el corredor de Carmel Valley Road en San Diego en marzo.
(K.C. Alfred / The San Diego Union-Tribune)

Ante la preocupación por desalojos masivos debido a las pérdidas de empleo en la pandemia, se desató una oleada de fondos gubernamentales para inquilinos. Pero la mayoría de ese dinero sigue sin aprovecharse.

El condado de San Diego recibió alrededor de 216 millones de dólares para dar a los inquilinos en apuros, y después de tres meses, quedan aproximadamente 161 millones.

Hay acusaciones en todas las direcciones, pero eso no cambia el problema central: no hay suficientes solicitantes para todo el dinero.

Anuncio

Esto podría cambiar si más personas conocen el programa y los cambios de política realizados en Sacramento. Hay quejas válidas de que el dinero está tardando demasiado en ser distribuido, que es lo que la mayoría de los líderes de la vivienda han dicho que es la mayor razón por la que se ha gastado tan poco dinero.

Pero incluso si todos los solicitantes fueran aprobados al instante sin necesidad de verificación, aún quedaría una cantidad sustancial de dinero.

La media de pagos en todo el condado ha oscilado entre 4000 y casi 6000 dólares, lo que significa que los tres principales programas de ayuda al alquiler necesitarían, como mínimo, duplicar el número de solicitantes que han recibido hasta ahora para acercarse al gasto del dinero restante. Hasta ahora se han presentado unos 29 mil solicitudes de ayuda al alquiler en el condado, la ciudad y Chula Vista.

En los primeros días de los programas de alivio de la renta, una creencia predominante de muchos funcionarios del gobierno fue que los inquilinos simplemente no sabían sobre el programa. Sin embargo, a estas alturas, se han gastado miles de dólares en publicidad; se han publicado docenas de noticias; se ha registrado una amplia difusión entre los grupos comunitarios; y los materiales han sido traducidos a más de 20 idiomas.

Anuncio

Una teoría entre los economistas locales es que los funcionarios públicos se excedieron en la necesidad de ayuda para el alquiler. Con varias rondas de dinero de estímulo relacionadas con la pandemia, los inquilinos podrían haber encontrado una forma de pagar el alquiler a pesar de la incertidumbre laboral.

Lynn Reaser, economista jefe del Fermanian Business and Economic Institute de la Point Loma Nazarene University, dijo que su equipo ha estudiado a fondo los datos sobre esta cuestión. Y cree que tanto las cuestiones económicas como las de procedimiento a nivel gubernamental son responsables de la falta de uso de los fondos.

“En el aspecto económico, California y el gobierno federal proporcionaron una importante red de seguridad”, dijo Reaser. “Nuestra investigación encontró que los hogares de renta con bajos ingresos en su conjunto en 2020 realmente vieron sus ingresos superar los niveles prepandémicos.

En cuanto al proceso, es posible que algunos beneficiarios potenciales no conocieran el programa, no entendieran cómo solicitarlo o se sintieran intimidados por los procedimientos de solicitud”.

Anuncio

El funcionamiento del programa (en su forma más sencilla): un inquilino que perdió el trabajo porque su industria fue cerrada para frenar la propagación del virus puede solicitar dinero para pagar el alquiler pasado. Su casero debe entonces perdonar el 20 por ciento del alquiler para obtener el 80 por ciento del gobierno.

Los críticos han dicho que esto es un problema importante, ya que da poder a los propietarios, que pueden optar por llevar al inquilino a los tribunales de menor cuantía para obtener la cantidad total. Si esto fuera generalizado, sería una explicación fácil para la falta de éxito del programa de ayuda al alquiler. Sin embargo, los números hasta ahora no apoyan esto de forma abrumadora.

En la ciudad de San Diego ha habido 12 421 solicitantes. De ellos, 39 propietarios decidieron no participar o no respondieron a las solicitudes de entrega de documentación. En la ciudad de Chula Vista, tres propietarios se han negado a participar de los 2600 solicitantes.

Anuncio

El condado de San Diego, que ha recibido alrededor de 14 mil solicitantes, dijo que hubo 56 propietarios que rechazaron al menos una solicitud, mientras que decidieron participan con otros inquilinos que tenían. Hasta el 9 de junio, había 388 propietarios que no participaron o se negaron a responder a las solicitudes de los inquilinos.

Si un propietario se niega a participar, el inquilino puede recibir hasta el 25 por ciento del importe total de su deuda de alquiler directamente de la ciudad o el condado. Y seguirán estando protegidos contra el desalojo hasta este otoño, cuando expire la ley de desalojo por falta de renta del condado de San Diego. Eso es más tarde que la moratoria estatal, que está previsto que expire a finales de junio.

Algunos inquilinos que han solicitado el programa dicen que la lentitud en la tramitación de las solicitudes explica que gran parte del dinero siga en las arcas.

Ramón Toscano, un residente de Vista que ha batallado para encontrar un trabajo estable a lo largo del año pasado, dijo que un miembro de su familia solicitó el programa del condado en su nombre porque no tiene número de Seguro Social. Tenía que pagar ocho meses de alquiler atrasado y aún debía más de 4000 dólares. Tardó meses en recibir la ayuda para el alquiler del primer trimestre del año, y todavía está esperando que le digan si recibirá la ayuda para abril, mayo y junio.

Anuncio

Toscano dijo que está preocupado por lo que sucederá cuando los inquilinos ya no estén protegidos contra los desalojos.

“Tengo cinco hijos y mi mujer está embarazada”, dijo Toscano. “Es difícil... Podrán echarme a la calle”.

El gobernador Gavin Newsom propuso aumentar el importe de los alquileres impagados que pagaría el gobierno, elevándolo del 80 al 100 por cien para los residentes con bajos ingresos. La idea formaba parte del plan de recuperación económica de 100 mil millones de dólares de Newsom.

El dinero entregado a las ciudades y al condado no era todo para los inquilinos, ya que se necesitaban fondos para el personal encargado de distribuir, verificar el papeleo y ayudar a los inquilinos y propietarios en el proceso. También se utilizó parte del dinero para publicidad y promoción en la comunidad.

Anuncio

De igual forma, se pueden conceder ayudas para futuros alquileres, algo que, según los activistas, es importante porque muchos inquilinos de bajos ingresos han hecho todo lo posible para permanecer en sus casas: préstamos a la familia, retrasar reparaciones del auto e incluso saltarse comidas. Esto significa que han agotado sus ahorros y que les vendría bien una ayuda para los futuros alquileres.

Las estimaciones del dinero restante en los fondos realizadas por The San Diego Union-Tribune se basaron en una revisión de los informes proporcionados por las ciudades y los municipios. Funcionarios de la vivienda no se atrevieron a proporcionar sus propias estimaciones de dinero restante porque dicen que está cambiando rápidamente y los fondos están todavía en proceso de ser aprobados.

Azucena Valladolid, vicepresidenta de la autoridad de la vivienda de la ciudad, la San Diego Housing Commission o Comisión de la Vivienda de San Diego, dijo que es difícil decir el tiempo medio que tarda un propietario o inquilino en obtener los fondos porque los requisitos estatales dicen que el dinero de los alquileres atrasados debe ser pagado primero.

Basado en una revisión de los documentos por el Union-Tribune, esto significa que un propietario en espera de alquileres atrasados podría obtener el dinero en un mes, pero los que tienen solicitudes de alquileres futuros podrían esperar mucho más tiempo. El proceso se retrasa aún más si un propietario o inquilino presenta documentación incorrecta.

Anuncio

San Diego

El programa de San Diego comenzó con 92.2 millones de dólares y al 2 de junio le quedaban unos 70.6 millones.

El importe medio de los alquileres adeudados fue de cinco meses y de seis meses en el caso de los servicios públicos. Más de 3078 solicitudes solo han pedido futuro alquiler.

Chula Vista

El programa de Chula Vista recibió 16.8 millones de dólares y, a partir de la segunda semana de junio, le quedan aproximadamente 15.2 millones.

Parece que eso podría cambiar significativamente cuando se distribuya más dinero. Chula Vista proporcionó un informe al Union-Tribune que decía que se habían gastado 1.5 millones de dólares en fondos, pero que había que pagar otros 5.1 millones.

Anuncio

Condado de San Diego

El programa del condado comenzó con 107 millones de dólares y le quedan al menos 75 millones de dólares a partir de la segunda semana de junio.

La solicitud media tarda entre tres y cuatro semanas desde que se recibe hasta que se concede. Reportó que la ayuda media por hogar fue de 4200 dólares para el alquiler y 800 dólares para los servicios públicos.

* * *

Cómo presentar una solicitud

San Diego: (619) 535-6921 / https://www.sdhc.org/housing-opportunities/help-with-your-rent/covid-19-rental-assistance/

Anuncio

Chula Vista: (619) 271-1805 / https://www.chulavistaca.gov/departments/development-services/housing/assistance-during-covid-19/rentalandutility

Condado de San Diego: (858) 694-4801 / https://www.sandiegocounty.gov/sdhcd/community-development/COVID-19-Emergency-Rental-Assistance-Program.html


Anuncio