Anuncio

Al menos 22 muertos por tormentas que causan destrozos en Texas, Oklahoma, Arkansas y Kentucky

Una estatua de la Virgen de Guadalupe entre los escombros de la casa destruida
Una estatua de la Virgen de Guadalupe entre los escombros de la casa destruida de Juana Landeros, quien sobrevivió un tornado mortal con su esposo y su hijo de 9 años cuando atravesó la zona la noche previa, el domingo 26 de mayo de 2024 en Valley View, Texas.
(Julio Cortez / Associated Press)

Los meteorólogos señalaron que el clima severo podría desplazarse hacia la costa este

Share

Una serie de poderosas tormentas arrasaron el centro y sur de Estados Unidos durante el fin de semana del Día de los Caídos en Guerras, causando la muerte de por lo menos 22 personas, y dejando un amplio rastro de destrucción.

Las tormentas causaron muertes en Texas, Oklahoma, Arkansas y Kentucky, y se produjeron apenas al norte de una adelantada ola de calor que impone nuevos récords de temperatura desde el sur de Texas hasta Florida.

“Había muchas personas que recién volvían a recuperar sus vidas y luego pasa esto”, dijo el director de Manejo de Emergencias, Nick Bailey. “Casi en el mismo lugar, las mismas casas y todo”.

Anuncio

Los meteorólogos señalaron que el clima severo podría desplazarse hacia la costa este, y recomendaron a millones de personas que se encuentran en espacios abiertos durante el feriado que estén atentos a las condiciones del cielo. Se emitió un aviso de tornados desde Carolina del Norte hasta Maryland.

El gobernador de Kentucky, Andy Beshear, quien horas antes había declarado un estado de emergencia, dijo el lunes en conferencia de prensa que cinco personas habían muerto en el estado. El quinto deceso fue el de un hombre de 54 años que sufrió un infarto cardiaco mientras cortaba árboles caídos en el condado de Caldwell, en el oeste de Kentucky, indicó la oficina del gobernador.

Un hombre mira a un auto dañado
Un hombre mira a un auto dañado después de que un tornado pasara el día anterior el domingo 26 de mayo de 2024 en Valley View, Texas. Poderosas tormentas dejaron un rastro de destrucción el domingo en Texas, Oklahoma y Arkansas tras destrozar casas y una estación de servicio para camiones donde se habían refugiado conductores.
(Julio Cortez/AP)

Siete de los 22 decesos ocurrieron en el condado Cooke, Texas, a causa de un tornado el sábado que arrasó un parque de casas rodantes, informaron funcionarios. En Arkansas se registraron ocho fallecimientos.

Dos personas murieron en el condado Mayes, Oklahoma, al este de Tulsa, informaron las autoridades. Entre los lesionados se incluye a invitados a una boda al aire libre.

La más reciente comunidad en sufrir daños en las viviendas y apagones fue la pequeña localidad de Charleston, Kentucky, la cual recibió el impacto directo de un tornado la noche del domingo que, según el gobernador, aparentemente tocó tierra por un trayecto de 64 kilómetros (40 millas).

“Es un enorme desastre”, dijo Rob Linton, residente de Charleston y jefe de bomberos del cercano Dawson Springs, el cual fue azotado por un tornado en 2021. “Hay árboles caídos por todas partes. Las casas se desplazaron. Los cables de electricidad están caídos. Ningún tipo de servicio: no hay agua, no hay electricidad”.

Más al este, algunas zonas rurales del condado de Hopkins que fueron impactadas por un tornado que azotó las inmediaciones de la comunidad de Barley en 2021 sufrieron nuevos daños la noche del domingo, informó el director de Manejo de Emergencias, Nick Bailey.

“Había muchas personas que recién volvían a recuperar sus vidas y luego pasa esto”, dijo Bailey. “Casi en el mismo lugar, las mismas casas y todo”.

Anuncio