Anuncio
Share
EEUU

Cómo mejorar el puntaje crediticio antes de comprar una casa

ventas

Aumentar su puntaje de crédito antes de intentar comprar una propiedad es un proceso de varios pasos. (Keith Srakocic / Associated Press)

(Associated Press)

Querida Liz: Estoy tratando de comprar mi primera casa. Tengo un pago inicial del 20% para el rango de precios que busco. El problema es que mi crédito es relativamente nuevo, y mi puntaje no es nada bueno. Estuve hospitalizado hace dos años, sin seguro, y afronté como moroso algunos gastos médicos. Ahora puedo pagarlos. Estos son los únicos aspectos negativos en mi informe de crédito que están sin resolver. ¿Cancelar esas deudas me dará crédito como para poder comprar una casa? No sé cómo mejorar mi puntuación.

Respuesta: Desafortunadamente, el pago de cuentas morosas por lo general no ayuda a los puntajes de crédito, especialmente a los utilizados por la mayoría de los prestamistas hipotecarios.

Como su crédito es nuevo, es posible que no se dé cuenta de que no hay un sólo puntaje crediticio; hay muchos. Los dos tipos principales son FICO y VantageScore. Las últimas versiones de cada uno (FICO 9 y VantageScore 3.0 y 4.0), ignoran las deudas pagadas. Además, FICO 9 y VantageScore 4.0 cuentan menos las deudas médicas impagas que otras.

Pero los prestamistas hipotecarios suelen usar versiones mucho más antiguas del puntaje FICO, que cuentan todos los cobros en su contra, incluso si están pagos.

Anuncio

Dicho esto, sería difícil obtener una hipoteca con deudas sin pagar en su informe de crédito. Dado que tiene el efectivo, puede negociar descuentos para resolver esas deudas a un costo algo menor (por lo general, los cobradores prefieren un acuerdo por un monto al contado, que esperar a que se les pague con el tiempo).

También hay que lograr que alguna información positiva se informe a las agencias de crédito, para ayudar a compensar los datos negativos. La forma más rápida de lograrlo sería persuadir a alguien a quien conozca bien y que lo agregue como usuario autorizado a una de sus tarjetas de crédito. Esta persona no tiene que darle la tarjeta ni ningún acceso a la cuenta. Por lo general, el historial de la cuenta se “importará” a sus informes de crédito, lo cual puede ayudarlo a mejorar sus calificaciones -siempre y cuando la persona continúe usando la tarjeta de manera responsable-.

Otra forma de agregar información positiva es a través de un préstamo generador de crédito, ofrecido por muchas cooperativas de crédito y Self Lender, un sitio de préstamos en línea. Por lo general, los préstamos que generan crédito ponen el dinero que pide prestado en una cuenta de ahorros o certificado de depósito, que puede reclamarse después de haber realizado 12 pagos puntuales. Esto le ayuda a obtener ahorros mientras genera su crédito.

Las tarjetas de crédito aseguradas también son una opción. Con una tarjeta asegurada, usted realiza un depósito en el banco emisor de $200 o más. El límite de crédito obtenido es normalmente igual a ese depósito. Hacer pequeñas compras en la cuenta y pagarlas en su totalidad cada mes puede ayudar a acumular crédito sin pagar intereses. La mejor opción es una tarjeta que informe a las tres agencias de crédito, ya que los prestamistas hipotecarios generalmente obtienen las calificaciones FICO de las tres agencias y utilizan el promedio para determinar su tasa y términos.

Anuncio

 

Impuesto sobre el patrimonio versus impuesto sucesorio

Querida Liz: En una columna reciente, escribiste que “sólo seis estados tienen impuestos sucesorios”. El mío, Oregon, no está en la lista. Sin duda, Oregon tiene un impuesto al patrimonio (uno de los más altos del país), y Washington también lo tiene.

Respuesta: Muchas personas confunden el impuesto sobre el patrimonio y el sucesorio, pero no son lo mismo.

Como su nombre lo indica, los impuestos sobre el patrimonio se aplican al patrimonio de la persona fallecida. El gobierno federal, 12 estados (Connecticut, Hawái, Illinois, Maine, Maryland, Massachusetts, Minnesota, Nueva York, Oregon, Rhode Island, Vermont y Washington) y el Distrito de Columbia tienen impuestos de este tipo.

Sólo los seis estados mencionados en la columna anterior (Iowa, Kentucky, Maryland, Nebraska, New Jersey y Pennsylvania) tienen un impuesto a la herencia, o sucesorio, que se aplica a la persona que hereda. Nueva Jersey lo tenía, pero fue derogado en 2018. Ello dejó a Maryland como el único estado con ambos tipos de impuestos.

 

Liz Weston, planificadora financiera certificada, es columnista de finanzas personales para NerdWallet. Se le pueden enviar consultas por correo a 3940 Laurel Canyon, No. 238, Studio City, CA 91604, o mediante el formulario de “Contacto” en el sitio web asklizweston.com. Distribuido por No More Red Inc.

Anuncio

 Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí

 


Anuncio