Advertisement

En respuesta al presidente Trump, el gobernador Newsom perdona a refugiados que enfrentan la deportación

En respuesta al presidente Trump, el gobernador Newsom perdona a refugiados que enfrentan la deportación
El gobernador Gavin Newsom perdonó el pasado lunes a siete californianos condenados por delitos, incluidos dos refugiados camboyanos que enfrentan la deportación por parte de la Administración Trump. (Rich Pedroncelli / Associated Press)

El gobernador de California, Gavin Newsom, perdonó el pasado lunes a siete ex delincuentes, incluidos dos refugiados camboyanos que el gobierno de Trump quiere deportar, en sus primeros actos de clemencia desde que el demócrata asumió el cargo en enero.

Newsom adoptó una política de su predecesor, el ex gobernador Jerry Brown, de usar la autoridad constitucional de su estado para emitir indultos y proteger a los inmigrantes atacados por funcionarios federales de inmigración.

Advertisement

Los indultos son una inconfundible reprimenda para el presidente Trump, cuya feroz retórica antiinmigrante y las demandas por un muro gigante a lo largo de la frontera entre EE.UU y México han sido fundamentales para la creciente disputa política entre Newsom y la Casa Blanca.

Newsom atacó una vez más a Trump sólo unas horas antes de anunciar los indultos mientras hablaba con miembros de la Asian Pacific Islander American Public Affairs Assn., una organización nacional sin fines de lucro, con sede en Sacramento. Newsom comparó a Trump con los "demagogos" antiinmigrantes en San Francisco que defendieron la Ley Federal de Exclusión de China de 1882, la primera prohibición migratoria para un grupo específico de personas.

Advertisement

"Estoy constantemente tratando de entender el momento en que vivimos, la xenofobia, el nativismo que marca el populismo de este momento", dijo Newsom. "Cualquiera de nosotros que somos estudiantes de historia sabemos que tiene precedentes. No es algo nuevo, es muy común".

Uno de los refugiados camboyanos perdonados por Newsom, Hay Hov de Oakland, fue detenido por agentes de inmigración y aduanas en marzo pasado. Fue puesto en libertad desde entonces.

Hov, un ciudadano naturalizado que llegó a Estados Unidos en 1985 como refugiado legal cuando tenía 6 años, fue condenado por solicitud de asesinato y participación en una pandilla callejera criminal en 2001, cuando tenía 21 años, según el gobierno de Newsom.

El otro refugiado, Kang Hen de San Francisco, como Hov, huyó al Área de la Bahía con su familia para escapar del genocidio de Camboya en la década de 1980. Hen fue declarado culpable de robo a gran escala en 1994 cuando tenía 18 años. En abril pasado, el ICE tomó bajo custodia a Hen, quien tiene un hijo de 4 años y un compañero con problemas renales y cardíacos.

Advertisement

Tanto Hov como Hen están siendo procesados ​​para ser deportados a Camboya. Los perdones no terminan automáticamente un esfuerzo de deportación, pero eliminan la ofensa criminal subyacente que desencadenó las acciones de expulsión federales.

Los indultos se producen cuando el gobierno federal continúa una ofensiva contra la comunidad camboyana que comenzó en 2017 cuando Trump obligó a Camboya a aceptar recibir más deportados. Muchos de los camboyanos que enfrentan la deportación eran refugiados del brutal régimen de Khmer Rouge que mató a miles de personas y llegaron a Estados Unidos legalmente como niños. Tienen pocos recuerdos o vínculos con el país. Pero debido a que cometieron delitos, incluso si fueron condenados hace décadas, pueden ser deportados.

En el año fiscal de 2016, ICE reportó la remoción de 74 camboyanos. En 2017, 29 camboyanos fueron deportados. En 2018, ese número ha aumentado a 110 hasta el momento.

ICE informó que, hasta el 26 de marzo pasado, había 1.784 ciudadanos camboyanos no detenidos en Estados Unidos con una orden final de expulsión. De ellos, 1.294 tenían antecedentes penales.

Las siete personas que Newsom perdonó el pasado lunes habían completado sus sentencias de prisión.

"Al otorgar estos indultos a las personas que están transformando sus vidas, el Gobernador está tratando de eliminar las barreras al empleo y el servicio público, restaurar los derechos y responsabilidades cívicas y prevenir las consecuencias colaterales injustas de la condena", dijo la oficina del Gobernador en una declaración publicada el pasado lunes por la tarde.

Las otras cinco personas perdonadas cometieron delitos que iban desde la venta o posesión de drogas hasta la falsificación.

Brown otorgó una suma histórica de 1.332 perdones y 283 conmutaciones durante sus últimos dos mandatos como gobernador. Sin embargo, la Corte Suprema de California rechazó 10 concesiones de clemencia emitidas por Brown, la primera vez que el tribunal superior ha bloqueado un indulto o conmutación en más de 50 años.

Advertisement

El tribunal no emitió una explicación de la acción. Según la Constitución de California, el gobernador no puede otorgar un indulto ni conmutar una sentencia de una persona condenada por dos delitos separados sin la aprobación de la Corte Suprema del estado.

Ninguna de las personas a quienes Newsom perdonó el pasado lunes tuvo múltiples delitos, según un portavoz de la oficina del gobernador.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Advertisement
Advertisement