Advertisement

Una familia pagó $6.5 millones por una vacante en Stanford

Una familia pagó $6.5 millones por una vacante en Stanford
Después de que Yusi Zhao fuera admitida en Stanford, su familia pagó $ 6.5 millones al consultor clave en el escándalo universitario. (SpVVK / Getty Images) (Getty Images)

La familia de una estudiante china aceptada en Stanford pagó $6.5 millones al consultor clave en el escándalo de admisiones universitarias, a quien conocieron a través de una asesora financiera de Morgan Stanley, informaron al Times fuentes familiarizadas con el caso.

Yusi Zhao, conocida como Molly, fue admitida en Stanford en la primavera de 2017, y su familia, que vive en Beijing, le pagó al consultor William "Rick" Singer, de Newport Beach, la suma de siete cifras por el trabajo que hizo para lograr el ingreso de la joven en la escuela altamente selectiva, según fuentes familiarizadas con el caso, que solicitaron el anonimato porque no están autorizadas a hablar públicamente sobre el asunto.

Advertisement

Nadie en la familia fue acusado por el escándalo y no está claro cuánto sabían los padres o su hija sobre los pasos que Singer estaba dando para asegurarle a la chica un lugar en la universidad. Un mensaje enviado a Zhao no fue respondido y sus padres no pudieron ser contactados de inmediato para hacer comentarios en este artículo.

Singer se declaró culpable de cometer una serie de delitos mientras organizaba un complot de sobornos y engaños en el cual manipuló exámenes de ingreso de los estudiantes y sobornó a entrenadores para asegurar vacantes universitarias reservadas a atletas de alto rendimiento.

Advertisement

Para asegurarse de que Zhao fuera admitida en Stanford, Singer se enfocó en el programa de navegación de la institución y la presentó como una navegante profesional, a pesar de que no había indicios de que la joven compitiera en el deporte, destacaron fuentes familiarizadas con el caso.

No se supo de inmediato con quién trabajó Singer dentro de la universidad. El ex entrenador de navegación de Stanford, John Vandemoer, se declaró culpable de chantaje y admitió tener vínculos con Singer.

La elevada cifra de $6.5 millones se destacó en medio del escándalo, desde que los fiscales de la oficina del procurador estadounidense en Boston dieron a conocer la cuestión en marzo y dijeron que un cliente no identificado de Singer había pagado esa llamativa cantidad. Mientras que 33 padres fueron acusados ​​hasta el momento en una extensa investigación por fraude, sobornos y engaños en el proceso de admisión universitaria, ninguno está acusado de gastar sumas que se aproximen a lo que al parecer pagó la familia de Zhao.

Los padres que deseaban que las calificaciones de los exámenes de sus hijos fuesen manipuladas, admitió Singer, normalmente pagaban entre $15.000 y $50.000, mientras que aquellos que querían acceder por la "puerta lateral" -el  término que implicaba usar sobornos para asegurar los cupos de admisión reservados para los atletas-, generalmente pagaban alrededor de $250.000, según los registros judiciales y la confesión del propio Singer.

Advertisement

Los únicos que se sabe que le pagaron a Singer más de un millón de dólares son los padres de Sherry Guo, que entregaron $1.2 millones por la ayuda para que su hija ingresara en Yale, confirmó el abogado de Guo. Ellos negaron cualquier delito a través del letrado y no han sido acusados.

Una portavoz del procurador de Estados Unidos en Massachusetts declinó hacer comentarios al respecto.

Aunque Zhao y sus padres no están imputados ​​por el escándalo, los fiscales federales en Massachusetts acusaron a los 33 padres implicados en la trampa hasta ahora, por delitos de conspiración de fraude y lavado de dinero. Catorce padres confesaron que se declararán culpables o ya lo han hecho.

Se cree que los padres de Zhao se reunieron con Singer a través de la gerente de una sucursal angelina del banco de inversión Morgan Stanley. Fuentes familiarizadas con la gerente afirmaron que a menudo llevaba a Singer a la oficina y alentaba a sus asesores financieros a ofrecer a sus clientes servicios de consultoría universitaria.

La gerente no respondió a una solicitud de comentarios para este artículo; Morgan Stanley declinó hacer comentarios.

El negocio de consultoría universitaria de Singer estuvo en una lista de agencias de referencia de Morgan Stanley hasta 2015, precisó una persona familiarizada con la situación. Singer se mantuvo en contacto con algunos asesores de esa firma incluso después de haber sido retirado de la lista, indicó la fuente.

No está claro si Zhao aún es estudiante de la universidad. Stanford señaló el mes pasado que había expulsado a un estudiante que había presentado una solicitud falsificada. E.J. Miranda, portavoz de la casa de altos estudios, no identificó al estudiante.

Miranda enfatizó que se presume que Singer, y no la universidad Stanford, recibió el pago de $6.5 millones. Aclaró que $770.000 fueron donados para el programa de navegación de esa universidad a través de la organización benéfica de Singer, en tres donaciones separadas: dos asociadas con estudiantes que no fueron admitidos en Stanford y un obsequio de $ 500.000 vinculado al estudiante que fue expulsado el mes pasado.

Advertisement

El perfil de Yusi Zhao en una base de datos de estudiantes de Stanford aparece ahora como inactivo.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Advertisement
Advertisement