Anuncio

No dejaremos que el coronavirus se lleve Halloween. Aquí hay 7 formas en las que puede celebrar

Illustration of a glowing candy bucket.
“Este año, simplemente no es seguro celebrar de la forma en que lo hacemos habitualmente”, dijo un experto.
(Ross May / Los Angeles Times)

¿Podemos celebrar con seguridad Halloween este año, en medio de una pandemia? Las reuniones no son seguras, y ¿realmente quieres que tus hijos llamen a las puertas, pidan dulces y se agarren del mismo tazón? Los americanos que se quedan en casa tienen mucho tiempo para encontrar soluciones creativas y seguras.

Finalmente es hora de empezar a soñar con el otoño... esas noches frías, sidra de manzana crujiente y, por supuesto, ¡Halloween! El favorito de todos, con disfraces y dulces, fantasías aterradoras (y dulces), pedir caramelos (y DULCES), decoraciones divertidas y ... Deténgase.

En caso de que lo haya olvidado, el coronavirus sigue siendo un verdadero coco, acechando detrás de cada máscara. El Departamento de Salud Pública del Condado de Los Ángeles ya ha puesto el freno en las tradiciones de Halloween, como las casas embrujadas y las fiestas, y recomienda a la gente que evite pedir dulces de puerta en puerta o incluso pedir dulces de maletero o carro, en el cual los niños recogen golosinas caminando de automóvil a otro en las reuniones en los estacionamientos de la escuela o la iglesia.

“No se recomienda pedir dulces de puerta en puerta porque puede ser muy difícil mantener un distanciamiento social adecuado en los porches y en las puertas de entrada, asegurar que todos los que contesten o se acerquen a la puerta estén debidamente enmascarados para evitar la propagación de enfermedades, y porque compartir comida es arriesgado”, según la nueva orden sanitaria.

“Este año, simplemente no es seguro celebrar de la forma en que lo hacemos habitualmente”, dijo la directora de salud pública Barbara Ferrer a The Times. “Estamos recomendando que pedir dulces no ocurra este año”.

Anuncio

Cancelar Halloween puede parecer particularmente duro, considerando todos los desafíos y decepciones que los niños han enfrentado este año, pero los funcionarios de salud están haciendo todo lo posible para reducir la propagación de la infección, que algunos temen podría ver un resurgimiento este otoño.

“Los virus no descansan en vacaciones”, dijo Anne Rimoin, profesora de epidemiología en la Escuela de Salud Pública de la UCLA. “Hasta que la comunidad tenga tasas de transmisión bajas, muchas cosas no volverán a la normalidad. La forma en que un virus se transmite no cambia porque estamos en modo de vacaciones. De hecho, a menudo nos hace menos precavidos porque nuestra guardia está baja. Tenemos que aceptar el hecho de que el virus está dictando las precauciones que debemos tomar”.

Un hombre del oeste de Wisconsin compartirá sus millones de dólares en ganancias de lotería con un viejo amigo debido a una promesa que se hicieron el uno al otro hace 28 años.

Para no olvidar esas precauciones, eso significa un distanciamiento social de seis pies (es decir, nada de niños amontonados alrededor de un bol de caramelos en la puerta de su casa), usar máscaras (no lindas máscaras de Halloween, sino máscaras protectoras que cubran su boca y nariz), evitar los espacios confinados y abarrotados (como casas embrujadas, donde la gente grita mucho, expulsando así los gérmenes) y practicar una buena higiene (lavarse las manos con frecuencia y absolutamente nada de pescar manzanas).

Anuncio

Pero en realidad, estamos hablando de Halloween, cerca del principio de la lista de “No Puedo Esperar” de los niños. ¿Realmente podemos cerrar las puertas, apagar las luces y decir: “Mejor suerte el año que viene”?

No, maldición, esto es Estados Unidos, tierra de la libertad y hogar de “Tiene que haber una manera”, así que, por supuesto, la gente ya está trabajando en este problema.

No es de extrañar que la Asociación Nacional de Confiteros esté tratando este tema en su sitio web de Halloween Central en alwaysatreat.com (#HalloweenIsHappening). El sitio web incluye estadísticas, como que el 74% de las mamás millennials y los padres jóvenes dicen que Halloween es más importante que nunca este año, y consejos sobre cómo celebrar Halloween fuera o dentro de la casa.

Varios otros grupos en línea han intervenido con ideas. Nos encantaría escuchar sus soluciones y nos gustaría compartirlas en una historia futura. Mientras tanto, le preguntamos a amigos y familiares y en Facebook, reuniendo siete consejos creativos sobre cómo podemos celebrar Halloween este año sin infectar a nuestros hijos o a nosotros mismos.

Anuncio

1. Ir a lo GRANDE en la decoración

Este puede ser el año para hacer todo lo posible para decorar dentro y fuera de su casa, solo por diversión. Cuelgue algunas luces. Invierta en una máquina de humo. Rellene algunas ropas viejas para hacer un espantapájaros sin cabeza... o invierta en algo más elaborado en las tiendas locales. Decore o talle varias calabazas: organice un concurso familiar y pida a los vecinos que voten por sus favoritas (solo recuerde que las calabazas no duran mucho una vez talladas, especialmente en el cálido clima otoñal de California, por lo que debe esperar a tallarlas hasta un día o dos antes de Halloween). O podría tomar un marcador y dibujar en calabazas.

¿Charli D’Amelio qué? Estos papás están llegando a la cima de las páginas latinas para ti con #mexicandadsbelike y otros hashtags relacionados.

2. Nada de tazones de dulces

Anuncio

Necesitamos repensar la forma en que repartimos los dulces, dice Rimoin, la profesora de epidemiología de la UCLA. Los niños que se amontonan alrededor de la puerta y expulsan gotas potencialmente cargadas de virus mientras gritan “trick or treat” es algo que no se puede hacer, pero eso no significa que no podamos encontrar otras formas de repartir dulces. Rimoin recomienda embolsar individualmente los caramelos y dejarlos en una mesa en el camino de entrada para que los niños los tomen al pasar. Puede saludar desde el porche, reponer las bolsas entre visitas y vigilar a los pequeños demonios que quieren llevarse más de lo que les corresponde.

3. Colgar golosinas

CeeAnn Thiel, propietaria de la tienda Mrs. Tiggy Winkles Gift Shoppe en Riverside, tiene una cerca de hierro forjado alrededor de su casa. Está planeando colgar dulces de la cerca para que los niños los agarren cuando pasen. Y Pete Van Well, un horticultor en Wenatchee, Washington, dijo a sus amigos de Facebook que tiene la intención de colgar caramelos del árbol cerca de su porche para que los niños puedan “recoger sus golosinas de la misma manera que nosotros cosechamos manzanas”.

4. Manténgalo en el interior

Anuncio

Una mamá dijo en Facebook que planea llenar una bolsa de Halloween con dulces, esconderla en su casa y luego apagar las luces para que su hijo tenga que buscar las golosinas en la oscuridad. Las variaciones sobre ese tema podrían incluir una búsqueda del tesoro en la casa o el patio, o un conjunto de pistas para que los niños mayores las descifren.

5. Huevos espeluznantes y brillantes

Saque esos huevos de plástico que usa para esconder caramelos en Pascua y decórelos con caras o calcomanías aterradoras, una idea que encontramos en indywithkids.com. Llene los huevos de dulces y escóndalos afuera o alrededor de la casa. Si los rellena con barras luminosas, puede incluso apagar las luces o buscar en el patio por la noche huevos espeluznantes y brillantes.

6. Maratón de películas de miedo

Anuncio

Las casas embrujadas no son recomendables, pero puede proyectar películas con tema de Halloween en el interior o en el exterior si tiene un proyector y una pantalla o alguna otra superficie en blanco. Lo bueno de las películas de miedo en casa es que puede ajustar el medidor de miedo para que se ajuste a los gustos de su familia (y a la tolerancia al terror). Si desea invitar a otras familias, el sitio web rocketcitymom.com sugiere comprar algunos aros de hula hoops en una tienda de dólar para establecer límites de seis pies entre los grupos familiares. Y, por supuesto, proporcionar a cada grupo su propio suministro de golosinas para que nadie comparta palomitas de maíz u otros artículos de los mismos tazones.

7. Asuste a alguien, dulcemente

Piense en “asustar” a alguien como una especie de acto de bondad al azar para Halloween. Envuelva una (agradable) golosina de Halloween, déjela en la puerta de un vecino o amigo, toque el timbre y corra como un loco. La idea es difundir un poco de alegría festiva. Incluso hay un sitio web con poemas y carteles que se pueden imprimir, en beenbooed.com. (El sitio web sugiere hacerlo de forma anónima. Sin embargo, sugerimos que primero llame o envíe un mensaje texto para alertar a los destinatarios de la llegada de un dulce, para que no se tire a la basura).

Si quiere leer este artículo en inglés, haga clic aquí


Anuncio