Advertisement

Chef de fama mundial fue retenido con 40 pirañas al ingresar a LAX

Chef de fama mundial fue retenido con 40 pirañas al ingresar a LAX
Una piraña atrapada en Perú, y el chef Virgilio Martínez en su restaurante Central, en la capital de ese país, Lima. (Amanda Jones | Jimena Agois)

Anuncio público: a los oficiales de aduanas no les gusta cuando alguien intenta traer una bolsa de lona con 40 pirañas congeladas y selladas al vacío a Los Ángeles.

Virgilio Martínez, chef y propietario del restaurante Central, en Perú, quien apareció en la tercera temporada de "Chef's Table", de Netflix, aprendió exactamente esa lección, y de la manera más difícil.

Advertisement

El cocinero aterrizó en LAX la semana pasada para preparar cenas en Somni y en Vespertine como parte del festival Food Bowl, de Los Angeles Times, que se extiende durante todo un mes. Al aterrizar, en su equipaje había 40 pirañas.

"Estaba totalmente obsesionado con traer pirañas porque las servimos en el Amazonas, en Central, así que dije: 'chicos, ¿por qué no arriesgarse a llevarlas a L.A?", dijo Martínez. "Probablemente muchos tengan ideas preconcebidas sobre ellas debido al cine, pero para mí son normales; las pescamos".

Advertisement

Cuando el chef pasó por la aduana, los oficiales abrieron su bolsa y "entraron en pánico", relató Martínez.

"¿Qué hay adentro?", preguntó un oficial.

"Huesos", respondió Martínez entre risas, "carne".

Su chiste lo llevó a una sala de interrogación privada, donde otros oficiales lo cuestionaron.

Advertisement

"¿Por qué trae pirañas?"

"Estoy haciendo una cena especial, con un amigo al que realmente respeto, y voy a hacer un plato que disfruto mucho preparar", les contestó Martínez. Pasaron en total cinco horas antes de que el cocinero lograra convencer al oficial de que estaba allí para hacer algo extraño pero, en última instancia, benigno.

Un plato de pirañas en el restaurante Central, en Lima, Perú. (Andrea Chang / Los Angeles Times)
Un plato de pirañas en el restaurante Central, en Lima, Perú. (Andrea Chang / Los Angeles Times) (Andrea Chang / Los Angeles Times)

"Le dije que era algo que realmente quería hacer de todo corazón y le mostré algunas fotos", comentó Martínez. "Tomé mi libro y dije: 'mire, esto es lo que quiero hacer con las pirañas'. Finalmente me respondió: 'Oh, vaya, adelante'".

Para Martínez, sacar esa bolsa llena de pirañas de LAX valió la pena. Debido a la complicación en el aeropuerto no pudo cenar en Vespertine, pero sí pudo usar esa carne para preparar una ensalada mientras cocinaba en el restaurante la noche siguiente. En Somni, secó las pieles de los peces carnívoros y las sirvió en sus propias cabezas.

"Apuesto a que la mayoría de la gente aquí nunca ha probado pirañas", expresó Martínez. "Le dije a quienes cenaban en Somni que había pasado cinco horas encerrado para lograrlo, así que más les valía disfrutarlo mucho".

Un grupo completo de fantásticos chefs de todo el mundo están en la ciudad para participar en Food Bowl. Para más información y un calendario de eventos, visite lafoodbowl.com.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Advertisement
Advertisement