Advertisement

Un ejecutivo farmacéutico dice que es un "requisito moral" cobrar a los pacientes un precio más alto

Un ejecutivo farmacéutico dice que es un "requisito moral" cobrar a los pacientes un precio más alto
El ex ejecutivo farmaceutico Martin Shkreli, en juicio de 2017 por fraude, se convirtió en el rostro de la controversia sobre el precio de los medicamentos, pero puede que tenga que dejar su posición. (Timothy A. Clary / AFP / Getty Images) (Getty Images)

En un telón oscuro, considere esta afirmación que se escucha en voz alta de Nirmal Mulye, director ejecutivo de la compañía farmacéutica Nostrum Laboratories: Creo que es un requisito moral hacer dinero cuando se pueda ... vender el producto por un precio más alto.

Mulye estaba respondiendo a las preguntas del Financial Times (FT) sobre la posibilidad de cuadruplicar el precio de un antibiótico a $2,392 por botella. El medicamento, nitrofurantoína, se usa para tratar las infecciones del tracto urinario. Ha estado en el mercado desde 1953 y figura en la lista de la Organización Mundial de la Salud como una medicina esencial para los "sistemas de atención médica básica".

Advertisement

En su entrevista con Financial Times publicada el 11 de septiembre, Mulye defendió a Martin Shkreli, el ex CEO de la compañía farmacéutica que se convirtió en el rostro de la industria en 2015, cuando aumentó el precio de un medicamento antiparasitario genérico que necesitaban los pacientes con VIH.

"Estoy de acuerdo con Martin Shkreli en que cuando elevó el precio del medicamento estaba dentro de su lógica porque tenía que recompensar a sus accionistas", dijo Mulye al FT. (Actualmente, Shkreli está cumpliendo una pena de prisión por cargos de fraude no relacionados con el alza de precios).

Advertisement

Las declaraciones de Mulye provocaron una reprimenda de Scott Gottlieb, comisionado de la Administración de Alimentos y Medicamentos.

"No hay un imperativo moral para valorar los precios y sacar ventaja de los pacientes", escribió Gottlieb luego de que apareciera la entrevista de FT. Dijo que su agencia "continuará promoviendo la competencia para que los especuladores y aquellos que no tienen en cuenta las consecuencias para la salud pública, no puedan aprovecharse de los pacientes que necesitan medicamentos".

Da la casualidad que Mulye también señaló a la FDA, como "incompetente y corrupta". Pedimos un comentario de la sede de Nostrum Laboratories, pero dijeron que no se realizarán más declaraciones.

Las opiniones de Mulye son inusuales para un ejecutivo de una compañía farmacéutica, la mayoría de los cuales han mantenido un perfil bajo, mientras que los altos precios de los medicamentos siguen siendo un tema de debate político. Aquellos que han salido a un escenario público típicamente lo han hecho para anunciar recortes de precios, a menudo en respuesta a la burla del presidente Trump, aunque esos recortes han sido en gran medida simbólicos.

Advertisement

Mulye aumentó su precio en respuesta a un alza similar por parte del otro fabricante de medicamentos, Casper Pharma, que recientemente aumentó el precio de su producto, que comercializa bajo la marca Furadantin, a $2,800 por botella.

"El punto aquí es que la única otra opción es la marca al precio más alto", declaró Mulye al FT. Observó que incluso después del alza, su producto sigue siendo más barato que el de Casper. "Sigue habiendo un ahorro, independientemente de si es grande o no".

Mulye dijo que la escasez era el factor clave en la capacidad de Nostrum de aumentar el precio de su medicamento. Como lo observó FT, los suministros se redujeron después de que la FDA implementó nuevas reglas este 2018, que endurecen los estándares para las impurezas en medicamentos de marca y genéricos. Pero nueve firmas, incluyendo Casper y Nostrum, tienen licencias activas de la FDA para fabricar el medicamento, según una base de datos de agencias.

"Esta es una economía capitalista y si no puedes ganar dinero no puedes seguir en el negocio", dijo Mulye. "Tenemos que ganar dinero cuando podemos. El precio de los iPhones aumenta, el precio de los automóviles aumenta, las habitaciones de hotel son muy caras".

Gottlieb cuestionó la insinuación de Mulye de que la nitrofurantoína estaba experimentando una escasez. El medicamento no aparece en una lista de escasez de medicamentos mantenida por la FDA, publicó en un tweet.

"De acuerdo con la base de datos de escasez de la FDA, el medicamento en cuestión -que es una fórmula líquida de un antibiótico ampliamente disponible y usado con poca frecuencia- tampoco escasea", escribió Gottlieb, quien llamó al precio de Nostrum "excesivo" y "desapegado de los principios del mercado".

Las observaciones de Mulye parecen impulsar el debate sobre el precio de los medicamentos en EE.UU., donde muchas fórmulas se venden a precios más bajos en otros países.

Según informó el Financial Times, una botella de nitrofurantoína, "un poco más grande" que la que se encuentra en los estantes de EE.UU., se puede comprar en Gran Bretaña por el equivalente de $ 582, menos del cuarto de los precios de Nostrum en EE.UU.

Advertisement

Trump ha tratado de posicionarse como un enemigo de los altos precios de los productos farmacéuticos, pero hasta ahora los expertos en salud dicen que sus prescripciones políticas no han llegado a lo que se necesita. Trump se ha jactado de incitar a los grandes fabricantes de medicamentos, como Pfizer y Merck, a reducir sus aumentos de precios más recientes, pero en su mayoría, las reducciones han sido temporales o salpicadas de lagunas.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Advertisement
Advertisement