Anuncio
Share
California

Encuentran microplásticos por primera vez en las aguas de Lake Tahoe

Lake Tahoe
“Realmente no esperábamos encontrar este tipo de partículas en el lago, que es casi en su mayoría nieve derretida”, dijo un investigador sobre la contaminación microplástica detectada en el lago.
(Allen J. Schaben / Los Angeles Times)

Los científicos han detectado por primera vez la contaminación por microplásticos en las profundas aguas azules de Lake Tahoe. Ahora están tratando de determinar su fuente y el daño potencial a la flora y fauna del lago.

Los análisis preliminares de muestras de agua recolectadas por investigadores del Instituto de Investigación del Desierto en Reno revelaron la presencia de partículas de fibra sintética y trozos de plástico rojo y azul no más grandes que la punta de un alfiler.

“A cierto nivel, estamos tristes y decepcionados por este descubrimiento”, dijo Mónica Arienzo, profesora asistente de investigación en el instituto y líder del estudio.

Los científicos que tomaron muestras de nieve ártica aparentemente prístina han descubierto altos niveles de microplásticos que probablemente fueron llevados al norte por la atmósfera.

“Realmente no esperábamos encontrar en gran parte este tipo de material en el agua de Tahoe, que es casi en su mayoría nieve derretida”.

Anuncio

Al mismo tiempo, dijo, el equipo espera “profundizar en las muchas preguntas y preocupaciones que plantea”.

Trazar las partículas hasta su fuente no será fácil. Estudios recientes han demostrado que las partículas de los productos de plástico desechados (chanclas, juguetes, cepillos de dientes, botellas de agua, ropa sintética, envases de espuma de poliestireno y un cúmulo de otros) pueden transportarse largas distancias a través de la atmósfera por el viento, la lluvia y la nieve que cae.

Como resultado, la contaminación en la cuenca que acuna el agua de Tahoe podría ser local o de lugares de todo el mundo.

Anuncio

“En este momento, no estamos seguros de dónde vino”, dijo Arienzo. “Pero definitivamente vamos a tratar de resolverlo”.

El hallazgo complica una larga lucha contra la erosión, las aguas residuales, el desarrollo desenfrenado, las almejas invasoras y las algas para salvar el lago a 6.225 pies de altura. Los gobiernos estatales y locales han gastado más de $2 mil millones en las últimas seis décadas comprando tierras y desarrollando proyectos de control de erosión y restauración de humedales.

La costa del lago, de 22 millas de largo y 12 millas de ancho, se ha convertido en uno de los lugares más estrictamente regulados en Estados Unidos.

Sin embargo, a los investigadores, parte del Sistema de Educación Superior de Nevada, no les llevó mucho tiempo encontrar lo que buscaban.

Jasper y Vjera Watts, junto con sus dos hijos pequeños, están tratando de vivir una vida libre de plástico. No es fácil.

Utilizaron un sistema de bombas, embudos, tubos y filtros para recolectar muestras de agua a 20 pies del borde del agua en seis ubicaciones, incluidas áreas de alta y baja actividad humana.

El muestreo se llevó a cabo durante toda la primavera en Tahoe Keys, un popular complejo de navegación; Emerald Bay State Park, donde el acceso en bote es limitado, y en tres desagües de aguas pluviales en Lake Tahoe.

El trabajo se realizó en colaboración con la organización sin fines de lucro League to Save Lake Tahoe’s citizen science program..

Anuncio

El equipo también recolectó muestras de agua en otras vías fluviales de Nevada, como Lake Mead y Las Vegas Wash.

Para aislar las partículas atrapadas en los filtros, los investigadores oxidaron materia orgánica como insectos, ramitas y algas. A continuación, se utilizó un método de separación de líquidos de alta densidad para permitir que los sedimentos se depositen en el fondo y los plásticos floten en la parte superior.

Desde entonces, el equipo ha estado examinando las partículas que recolectaron bajo microscopios potentes para clasificarlas por tamaño, forma, color, coordenadas GPS y composición química.

Los desechos microplásticos son una preocupación emergente entre científicos y ambientalistas. Los investigadores encontraron recientemente niveles sorprendentemente altos de microplásticos en la nieve ártica, lo que demuestra el alcance global de estas pequeñas partículas de contaminación.

Según las estimaciones de la industria, se producen anualmente alrededor de 245 millones de toneladas de plástico en todo el mundo. Los científicos dicen que eso representa 70 libras de plástico anualmente para cada uno de los 7.1 mil millones de personas en el planeta.

Los microplásticos, potencialmente tóxicos y no biodegradables, se han convertido en un contaminante omnipresente en el Océano Pacífico y los mares de todo el mundo, dicen los científicos. Gran parte proviene de cuencas costeras densamente pobladas como el sur de California.

Por el contrario, el estudio de microplásticos en lagos alpinos de agua dulce como el Lake Tahoe aún está en pañales.

“Encontrar esto en un lago de montaña casi prístino de fama mundial puede hacer que la gente tome medidas”, dijo Zack Bradford, analista científico de la Liga para salvar a Tahoe. “Ya veremos”.

Anuncio

El equipo del Instituto de Investigación del Desierto tiene previsto presentar sus hallazgos a la Unión Geofísica Americana en diciembre.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio