Anuncio
Share
California

¿Depresión en Navidad y Fin de Año? Es común, pero cómo superarla

fiestas
El 38 por ciento de las personas encuestadas dijo que su nivel de estrés aumentó durante la temporada de vacaciones.
(Getty)

Bertha tiene vergüenza de hablar sobre la depresión que la embarga en los días festivos, especialmente la Navidad y el Año Nuevo.

“Hay algo de ver a tanta gente feliz, de compras y con una ‘vida perfecta’ que me recuerda a lo que no tengo, pero no es envidia es un ‘vacío’ lo que siento… es difícil de explicar”, sostiene la residente de Baldwin Pak que no quiere revelar su identidad por verguenza.

La depresión estacional es más común de lo que se piensa, inclusive algunos se animan a compartir en las redes sociales, inclusive bromear sobre ello e inclusive recomendar concejos para vencer la tristeza. Factores como la soledad, los problemas económicos y familiares, así como el fallecimiento de un ser querido pueden agudizarla.

Una encuesta de la Asociación Americana de Psicología descubrió algunos datos interesantes sobre la tristeza de las fiestas. Si bien la mayoría de las personas en la encuesta informaron sentimientos de felicidad, esas emociones a menudo iban acompañadas de sentimientos de fatiga, estrés, irritabilidad y tristeza.

Anuncio

El 38 por ciento de las personas encuestadas dijo que su nivel de estrés aumentó durante la temporada de vacaciones. Los participantes enumeraron los principales factores estresantes: falta de tiempo, falta de dinero, comercialización, las presiones de los regalos y las reuniones familiares.

De acuerdo a los expertos, la Navidad y la víspera de Año Nuevo a menudo presentan demandas desafiantes; incluidas el tener que mostrarse feliz todo el tiempo y tener que cumplir las demandas familiares.

7 Consejos que le pueden ayudar

Anuncio

1. Nada tiene que ser perfecto: No se obsesione con tener que mostrar una cara feliz todo el tiempo, o con que las vacaciones tienen que ser perfectas. Detrás de muchas caras felices también hay estrés por el dinero, preocupación por quedar bien con las amistades y en el empleo.

2. Comparta sus emociones: No tiene nada de malo desahogarse con alguna persona cercana a usted. Pedir ayuda es esencial, en muchas ocasiones la persona lo único que busca es que alguien simpatice y lo escuche.

3. Practique agradecimiento: Encontrar razones para agradecerle a Dios o a la vida, si no cree en un ser supremo, puede ayudarle. Practique el sonreír por cada cosa que ve que le agrede como una flor, el cielo o un animal. De gracias por las canciones, los sonidos, los olores a comida o perfume. Encuentre felicidad en lo pequeño.

4. Ofrezca sus servicios: Dar sonrisas a través de voluntariado en una organización que de comida, juguetes o cualquier otro servicio le puede dar la satisfacción de poder ayudar a otras personas vulnerables.

5. Fuera de control: Puede controlar tu propia reacción a una situación, pero no puede controlar lo que otras personas dicen o hacen. No tome nada personal.

6. Núcleos positivos: Es bueno rodearse de gente positiva para crear momentos alegres, evitar las situaciones negativas o conflictivas.

Anuncio

7. Dolor: Si sufre de soledad o por la partida de un ser querido, encuentre formas positivas de recordar a sus seres, y reconéctese con la gente que no ha visto. Piense en lo que su ser hubiera querido para usted.


Anuncio