Anuncio

Auguran caos en la frontera tras orden de límite de asilos de Biden: Lo que significa

Los hombres que buscan asilo son detenidos
Los hombres que buscan asilo son detenidos por la Patrulla Fronteriza después de cruzar la frontera. (Robert Gauthier / Los Ángeles Times)
(Robert Gauthier / Los Ángeles Times)

Los inmigrantes a los que se les niegue el asilo podrían recibir un mínimo de cinco años de prohibición de entrada a Estados Unidos, podrían ser retornados a México o al país del cual escaparon.

Share

En un paso inesperado para los activistas pro inmigrantes a los que Joe Biden les prometió el apoyar a los inmigrantes sin documentos al pisar este país y en la frontera, el presidente emite una orden ejecutiva que le permitiría deportar sumariamente a personas que buscan el asilo.

Los activistas auguran caos en la frontera México, Estados Unidos. La nueva orden somete a miles de personas que escapan de la violencia en sus paises a la vida en las calles, amenazas de robo, extorsión, trata de personas, asalto sexual e inclusive la muerte. Esto incluye a madres solteras, personas de la tercera edad, indígenas, discapacitados y la comunidad LGBTQ+.

Las restricciones, anunciadas este 4 de junio, se activan cuando el promedio de siete días de cruces diarios alcanza las 2, 500 personas que intentan cruzar la frontera, un umbral que los totales diarios actuales ya superan, lo que significa que el cierre puede entrar en vigor de inmediato.

Anuncio

Sin el derecho a un abogado proporcionado por el gobierno en el tribunal de inmigración que los pueda representar en sus casos de deportación miles de personas pierden sus querellas a diario al no tener dinero para contratar sus propios abogados, sostienen varios activistas, mismos que ahora están instando al Congreso a financiar esa representancion legal.

May. 29, 2024

Los inmigrantes a los que se les niegue el asilo podrían recibir un mínimo de cinco años de prohibición de entrada a Estados Unidos, podrían ser retornados a México o al país del cual escaparon. Las restricciones serán descontinuadas si el número de personas pidiendo asilo llega a cifras bajas.

Bajo el proceso, personal del Departamento de Justicia estudiará los casos en el momento con el derecho a negar asilo. Los niños no acompañados o personas que presenten casos extremos de salud o prueben haber sido víctimas de tráfico humano podrían recibir asilo al proveer que ya tenían cita en punto de entrada.

Karen Tumlin, fundadora y directora del Justice Action Center, calificó al anuncio como devastador y dijo que no se lograría nada excepto poner en peligro aún más las vidas de las personas que buscan seguridad.

Tras dos años de amenazas de desalojo en intentos por sacar a unos 100 vendedores de una comisaría de Los Ángeles, la cual ya no les quería permitir estacionar sus carritos de comida en el lugar, llega una victoria para estos trabajadores.

May. 17, 2024

“Esta orden ejecutiva marca un cambio condenatorio para el presidente Biden en la política fronteriza que adopta el uso de chivos expiatorios extremistas de las personas que huyen del peligro y alienta aún más retórica antiinmigrante y violencia, en un intento inútil de ganar puntos políticos”, dijo Tumlin.

“La decisión de emitir esta política que aportaría sumariamente a personas a condiciones mortales fracasará en varios niveles: es cruel e ineficaz, ilegal y es un ataque abierto de la Administración”, observó Tumlin.

La orden ejecutiva le otorga al presidente la autoridad para limitar temporal y arbitrariamente el número de personas a las que se les permite solicitar asilo en la frontera sur de Estados Unidos, mientra una nueva encuesta de votantes realizada por el Centro de Políticas de Inmigración de Estados Unidos (USIPC) de la Universidad de California, en San Diego, muestra que los miembros del propio partido de Biden aprueban las promesas anteriores de Biden de soluciones humanas y justas. La encuesta no muestra ningún aumento en el apoyo general a la Administración Biden por asumir una agenda política de restricciones de inmigración más duras.

Todas las mañanas Margarita Pereira se levanta temprano para hacer el “lunch” a su hija Teresa, de nueve años de edad.

May. 3, 2024

“Necesitamos que nuestros funcionarios electos, especialmente la Administración Biden, se centren en soluciones políticas reales para construir un sistema de inmigración humano y funcional, no en posturas políticas”, dijo Annie Chen, directora de la iniciativa Advancing Universal Representation, Vera Institute of Justice.

“Los inmigrantes que buscan asilo huyen del peligro, no lo causan, y el presidente Biden lo dijo durante los primeros años de su administración. Es hora de detener los juegos políticos y construir un sistema de asilo justo y viable que dé prioridad a la equidad y el debido proceso y mantenga a las familias juntas”, sostuvo.

De acuerdo con los activistas, la prohibición de asilo es una repetición de una prohibición ilegal de la administración Trump que fue anulada por los tribunales, cuando un juez federal falló en contra diciendo que el presidente “no es un monarca”.

En 2023, el 43% de los trasladados a ICE nacieron en México y el 40% nació en Vietnam

Mar. 21, 2024

Las leyes actuales garantizan a cualquier persona que esté físicamente presente en los Estados Unidos, ya sea en un puerto de entrada o no, el derecho a solicitar asilo. La prohibición categórica de la administración de asilo para personas que cruzan entre puertos de entrada entra en conflicto con esta garantía de la misma manera que lo hizo la prohibición de asilo del presidente Trump en 2018.

Que esto esté sucediendo mientras los cruces fronterizos han disminuido un 54% y poco después de que la Oficina de Presupuesto del Congreso, no partidista, anunciara que se espera que la economía crezca $7 mil millones en la próxima década debido al aumento de la inmigración, es revelador del pensamiento a corto plazo y la naturaleza política de esta decisión, dijeron activistas.

Renata Bozzetto, directora adjunta de la Coalición de Inmigrantes de Florida, señaló: “El problema no es el asilo, que es una disposición humanitaria que ha protegido exitosamente a personas vulnerables durante décadas; el problema es un sistema que no se ha adaptado a las necesidades actuales, incluidas las entradas restrictivas, y los retrasos creados por las políticas de la era Trump a las que la administración Biden y los miembros del Congreso siguen restando prioridad y sin abordar. No hay necesidad de adoptar una postura de ‘parecer duro’ en un tema si lo abordas de manera integral”.

Recientemente Cifuentes pudo obtener el asilo político en Estados Unidos, lo que le hace acreedor a la residencia en un año.

Abr. 18, 2024

Lawyers for Good Government (L4GG), la comunidad de abogados más grande a favor de los derechos humanos y operado por Proyecto Corazón, una clínica legal para solicitantes de asilo en el Valle del Río Grande, sostuvo que la medida plantea una grave amenaza a los derechos y la seguridad de innumerables personas vulnerables.

La orden propuesta otorgará a la CBP poder unilateral durante los próximos 14 días para suspender temporalmente la entrada de personas que buscan asilo a través de la frontera sur y deportar a quienes ingresan a Estados Unidos fuera de los puntos de control fronterizos sin procesar sus solicitudes de asilo.

Habrá muy pocas excepciones humanitarias a esta regla, ya que las pruebas de miedo creíbles se limitarían a casos extremadamente específicos. El cierre de la frontera se activará cada vez que la CBP encuentre un promedio de 2,500 personas por día –un número completamente arbitrario– entre los puertos de entrada. Con un promedio de encuentros diarios de alrededor de 6,000, esta orden ejecutiva detendrá abruptamente el proceso de asilo para casi todas las personas que buscan protección, explican.

Héctor Bonilla estuvo al borde de la deportación por conducir supuestamente drogado y traer a sus hijas menores en su auto.

Mar. 13, 2024

“Estos cambios no son sólo cambios de política; son alteraciones que ponen en peligro la vida de un sistema destinado a ofrecer refugio a personas en sus momentos más desesperados”, dijo Priscilla Orta, directora del Proyecto Corazón de Lawyers for Good Government.

“La administración Biden está repitiendo las mismas tácticas inhumanas que definieron el ataque de la administración Trump a los derechos humanos. Cerrar la frontera basándose en cifras arbitrarias, sin ninguna revisión individualizada, es una traición injusta a las promesas hechas por el presidente Biden de defender la dignidad humana y el derecho de asilo”.

Se espera que la nueva medida cree una crisis humanitaria en la frontera, obligando a personas y familias a vivir en condiciones peligrosas en campamentos en el lado mexicano de la frontera. Al negar a las personas con solicitudes legítimas de asilo la posibilidad de buscar seguridad, la política probablemente dará lugar a numerosas violaciones de derechos humanos e infracciones del derecho internacional, incluido el principio de no devolución, que prohíbe devolver a personas a lugares donde sus vidas o su libertad estén amenazadas.

Janet Murguía, presidenta y directora ejecutiva de UnidosUS, la organización hispana de defensa y derechos civiles más grande del país, dijo que décadas de inacción y obstrucción del Congreso han dejado un sistema de inmigración disfuncional que no aborda las necesidades del país.

“Desafortunadamente, esta acción ejecutiva específica es una ‘flexión’ política de una sola nota sobre la aplicación de la ley que, sin otros elementos necesarios, hará poco para abordar las muchas brechas y soluciones alternativas en lo que respecta a la seguridad en la frontera”, dijo Murguía.

La líder añadió que la medida se centra, por ejemplo, en las personas que vienen más que en quienes se benefician de su desesperación; en restringir aún más el acceso en lugar de realizar inversiones significativas a largo plazo en el sistema para procesar a los solicitantes de asilo y otros inmigrantes para que sea más eficiente; “y solo en la frontera, en lugar de colaborar con otros países para abordar los flujos y los factores que impulsan la migración”, dijo.

Los líderes comunitarios acordaron que la regla no incluye caminos hacia la legalidad y la estabilidad para inmigrantes profundamente arraigados que han trabajado y pagado impuestos durante años, como los beneficiarios de DACA y TPS, y los padres y cónyuges de ciudadanos estadounidenses.

Yareliz Méndez-Zamora, líder de campaña federal de la Coalición de Inmigrantes de Florida, dijo: “Los votantes no votaron para sacar a Trump del cargo solo para que las políticas de inmigración de la era Trump estuvieran bajo una administración demócrata”.

Méndez-Zamora añadió que en lugar de intentar ineficazmente ser más antiinmigrante que Trump, la administración Biden debería invertir más en políticas que han demostrado que funcionan, como ampliar las vías legales hacia la ciudadanía y otros programas de protección como DACA, TPS y permisos de trabajo.

Nicole Melaku, directora ejecutiva de la Asociación Nacional para Nuevos Americanos (NPNA), sostuvo que la orden es una profunda decepción y una flagrante traición a las soluciones de inmigración compasivas y reafirmantes de la vida que prometió en 2020.

“Al adoptar estrategias punitivas de derecha, la administración está dando la espalda al claro deseo del electorado estadounidense de políticas inclusivas que proporcionen un camino hacia la ciudadanía para los inmigrantes. En lugar de ‘soluciones’ performativas que dañarán a todas nuestras comunidades a largo plazo, necesitamos soluciones reales que aborden las causas fundamentales de la migración, honren el compromiso de nuestra nación de brindar refugio a quienes necesitan seguridad y defiendan la dignidad. y los derechos de todas las personas y familias”, dijo.

El director ejecutivo del Centro de Política de Inmigrantes de California (CIPC), Masih Fouladi dijo que el derecho a solicitar asilo es un derecho humano, argumentando que la administración ha tenido suficiente tiempo para encontrar un camino mejor que el mismo intento xenófobo de cerrar la frontera y negar el debido proceso a personas y familias que huyen del peligro y la persecución que ofreció la administración Trump cuando estaba en el cargo.

“En lugar de repetir las políticas crueles utilizadas por la administración anterior, el presidente Biden debería trabajar con todos los niveles de gobierno para proporcionar a las organizaciones comunitarias y sin fines de lucro a lo largo de la frontera los recursos necesarios para recibir a las personas con dignidad de manera segura, humana y digna”, dijo Fouladi.

“Esto incluye al gobernador Newsom y a la Legislatura. Deben asegurarse de que el presupuesto estatal que están negociando incluya la asignación de $79 millones al Programa de Respuesta Rápida para continuar los esfuerzos humanitarios en las comunidades fronterizas de California”, agregó.

Anuncio