Anuncio
Share

Asistentes de vuelo piden que las aerolíneas aborden el problema de los pasajeros rebeldes

A flight attendant, wearing a face mask, demonstrates the use of an oxygen mask.
Un asistente de a bordo, con cubrebocas, demuestra el uso de una máscara de oxígeno al comienzo de un vuelo de Burbank a Las Vegas, en junio pasado. Una encuesta encontró que los viajeros desobedientes son un problema continuo.
(Christopher Reynolds / Los Angeles Times)

A medida que aumenta la demanda de viajes aéreos, una gran mayoría de los asistentes de vuelo aseguran haber lidiado con pasajeros insurrectos, al menos uno de cada cinco ha experimentado un incidente físico, como empujones, patadas en los asientos y acoso a las tripulaciones en los aeropuertos, según una encuesta de auxiliares de vuelo publicada el jueves.

La Asociación de Asistentes de Vuelo-CWA realizó la consulta entre casi 5.000 empleados en 30 aerolíneas para presionar a éstas y a los funcionarios gubernamentales a tomar medidas más contundentes contra los pasajeros que abusan, verbal o físicamente, de las tripulaciones.

“Esta encuesta confirma lo que todos sabemos: el odio, el abuso verbal y físico de parte de un pequeño grupo de viajeros, está completamente fuera de control y pone en riesgo a otros turistas como a las tripulaciones”, destacó Sara Nelson, presidenta de la asociación, en una declaración. Nelson hizo un llamado a la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) para que continúe con su política de “tolerancia cero” contra el mal comportamiento y lleve a cabo más procesos penales contra los infractores.

La encuesta mostró que el 85% de los asistentes de vuelo debieron batallar con pasajeros desobedientes y el 71% de los que presentaron denuncias de incidentes a la gerencia de la aerolínea no recibieron seguimiento. La mayoría señaló que no notó esfuerzos por parte de las compañías para encarar el aumento de estos viajeros indisciplinados, según el sondeo.

Anuncio

Airlines for America, un grupo comercial que representa a compañías aéreas de la nación, escribió una carta al fiscal general de Estados Unidos, el mes pasado, en la cual expresó su preocupación por el creciente número de percances y exhortó a las autoridades federales a tomar medidas enérgicas contra los pasajeros con mal comportamiento en los aviones.

“Pedimos que se haga más para disuadir esas conductas, que violan la ley federal y las instrucciones de los miembros de la tripulación”, según la misiva.

La demanda de viajes aéreos aumentó de manera constante durante los últimos meses, pero aún representa solo alrededor del 65% del total de pasajeros reportados en el mismo período de 2019, según estadísticas de la industria.

De acuerdo a informes federales, la cantidad de incidentes de pasajeros rebeldes en aerolíneas con base en EE.UU comenzó a aumentar en febrero, poco después de que el gobierno federal ordenara que todos los viajeros deben usar mascarilla durante un vuelo, excepto al comer y beber.

Anuncio

Este año, las aerolíneas reportaron 3.615 percances de viajeros desobedientes y la mayoría de los hechos, es decir 2.666 están relacionados con disputas sobre el uso de mascarilla, según la Administración Federal de Aviación.

El alza de incidentes se produce a pesar de que el administrador de la FAA, Steve Dickson, emitió en enero pasado una orden de tolerancia cero en contra el comportamiento rebelde. En lugar de recibir advertencias o de tener que buscar asesoramiento, los infractores ahora enfrentan procesos penales o multas de hasta 35.000 dólares.

La encuesta a los auxiliares de vuelo confirmó que el cumplimiento del uso de mascarilla, los recordatorios de seguridad de rutina y el alcohol eran la causa principal de las desobediencias. De acuerdo con la investigación los retrasos y cancelaciones de viaje también fueron factores comunes en los desagradables enfrentamientos a bordo.

Uno de los asistentes de vuelo citados comentó: “Me han gritado, maldecido y amenazado innumerables veces en el último año y lo más severo en que resultó fue una suspensión temporal de viaje para el pasajero. Necesitamos consecuencias reales, para que los auxiliares de vuelo vuelvan a sentirse seguros en el trabajo”. El informe no identificó en qué aerolínea se desempeña la persona.

Anuncio

Poco después de que estallara la pandemia, en la primavera de 2020, la mayoría de las compañías adoptaron políticas de uso obligatorio de mascarillas. El Departamento de Transporte de EE.UU impuso un mandato federal al respecto, que entró en vigencia el 1º de febrero de este año. Los acusados enfrentan una multa de $250 por la primera ofensa y hasta $1.500 por reincidencia. Además, la FAA también puede ordenar un enjuiciamiento penal y sanciones civiles por comportamiento rebelde.

El creciente número de escenas desagradables en los vuelos llevó a que varios miembros del personal de la FAA realizaran un anuncio de servicio público este verano, instando a los pasajeros a comportarse en los aviones. Pero como la FAA no tenía fondos para el mismo, algunos miembros del personal de la FAA grabaron a sus propias familias para transmitir el mensaje.

Entre ellos estaba Benjamín, el hijo de nueve años de Kristina Harris, estratega de comunicaciones de la entidad, en Tucson. “Pelear no es bueno cuando estás en un avión”, dice el pequeño en la grabación.

El video se lanzó a principios de julio, con miras a que se difundiera antes del aumento de viajes del Día de la Independencia. “Creo que tuvimos la combinación correcta de ideas”, comentó Harris. “Hagamos que los niños transmitan este mensaje”.

Anuncio

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.


Anuncio