Anuncio
Share
Entretenimiento

Pedro Almodóvar quiere que sepas que su ‘Dolor y Gloria’ no es estrictamente biográfica

Spanish director Pedro Almodóvar
El director español Pedro Almodóvar ha encontrado una ventaja con la gente que cree que su película “Dolor y Gloria” es estrictamente autobiográfica. “De lo que me he dado cuenta es que como la gente piensa que estoy tan enfermo como el personaje de la película, se acercan a mí con mucha delicadeza y mucha ternura para preguntarme cómo estoy”.
(Jay L. Clendenin / Los Angeles Times)

Pedro Almodóvar está listo para poner fin a un rumor fuera de lugar: “Dolor y Gloria” no será su último trabajo cinematográfico. De alguna manera, esa fue la gran noticia tras el estreno del melodrama en España y su debut internacional en el Festival de Cine de Cannes de 2019. De hecho, mientras “Pain and Glory” se centra en un cineasta de ficción que tiene un parecido más que pasajero con Almodóvar, el énfasis debería estar sólo en el “parecido”.

Es cierto que la historia nos cuenta que Almodóvar fue operado de la espalda antes de rodar su última película, “Julietta” de 2016, pero el hecho de que el cineasta que se encuentra en el centro de “Dolor y Gloria”, Salvador Mallo (interpretado por Antonio Banderas), padezca una serie de dolencias, ha llevado a una ridícula especulación. En el mundo real, Almodóvar se siente mucho mejor y ya tiene terminado el primer borrador de su próxima película.

“Lo que he encontrado es que como la gente piensa que estoy tan enfermo como el personaje de la película, se acercan a mí con mucha delicadeza y mucha ternura para preguntarme cómo estoy”, dice Almodóvar. “Nunca había recibido una muestra de amor como la que estoy recibiendo con esta cinta y me siento muy agradecido por ello, pero en realidad es algo que el personaje de Antonio provoca en ellos”.

Lo que el cineasta de 69 años admite, sin embargo, es que el miedo que el público ve en el personaje de Banderas de no poder volver a dirigir es algo que vivió en su momento. Especialmente después de la operación, “cuando pensé que no podría volver a rodar una película”.

Anuncio

“Dolor y Gloria” encuentra a Mallo de 60 años en una rutina debido a su salud y a la reciente muerte de su madre (Julieta Serrano). Cuando le piden que hable en el 30 aniversario de la proyección de su innovadora película “Sabor”, se reencuentra con el actor principal de la cinta, Alberto (Asier Etxeandia), con quien no ha hablado desde el estreno hace décadas.

TITULARES DE HOY
Su faceta actoral llevó a Jean Seberg a convertirse en icono de la Nouvelle Vague francesa, pero su apoyo a las Panteras Negras, movimiento que luchaba por los derechos de los afroamericanos en Estados Unidos, la dirigió a la muerte.

El actor le ofrece heroína como analgésico, y cuando empieza a “elevarse” sueña con su vida de niño en el pueblo de Paterna, España, donde discute con su joven madre (Penélope Cruz) sobre su futuro y experimenta un despertar sexual en la visión de un obrero (César Vicente) al que enseña a leer y escribir. Almodóvar, quien creció en la pequeña Ciudad Real antes de ser enviado a un internado religioso, admite que hay elementos de su vida en “Pain” pero aclara que se proyecta en todas sus películas.

“Sabes, mi biografía está en el resto de las 20 películas que he hecho en el pasado”, dice Almodóvar. “No me importa si la gente piensa que esta es mi vida y un autorretrato, es un film. Siempre desarrollas, mezclando ficción y realidad. Y además, cuando digo que estoy muy presente en la cinta, no soy sólo yo. Son los recuerdos de mis hermanos, mis hermanas y mis amigos, así que todo lo que pasa en la película me resulta muy familiar”.

Esta es la séptima colaboración entre Almodóvar y Banderas, pero a primera vista, el ganador del Oscar insiste en que no tenía a nadie en mente mientras escribía el guión. Resulta que Cruz fue la primera actriz en la que pensó para un papel. Cuando llegó el momento de tomar una decisión sobre el protagonista de la película, recuerda: “Sólo por mi salud mental, puse tres nombres bajo el personaje de Salvador. El primer nombre era el suyo. Afortunadamente, estaba entusiasmado con el guión y le encantó el papel”.

Anuncio

Banderas protagonizó cuatro de las películas del director entre 1986 y 1990. Teniendo en cuenta la gran importancia de “Dolor y Gloria”, Almodóvar reconoció que el reencuentro tenía demasiado sentido.

“Quiero decir, lo conocí en 1980. Recuerdo que lo traté como a mi hermano menor”, dice Almodóvar. “Salíamos todas las noches en Madrid. Era el momento para eso, y conocía muy bien la sensación de estar en Madrid en esa década porque los tres personajes masculinos de la película pertenecen a esa cultura específica de los'80. Y como buen amigo mío, sabía cuándo algunos de ellos estaban basados en mi espíritu”.

Almodóvar ganó el Premio de la Academia en 2004 por “Hable con ella”, cuatro años después de que “Todo sobre mi madre” se llevara a casa el premio de cine en lengua extranjera. A pesar de que ha recibido dos nominaciones desde que el comité de selección español rechazó en 2003 “Volver” y “Julietta” en 2006 por su participación con la película en lengua extranjera, “Talk to Her”.

“De hecho, me sentí bastante infeliz cuando no me incluyeron porque ya había ganado con ‘Hable con ella’”, admite Almodóvar. “Sé que pueden parecer un montón de películas, pero también he estado trabajando durante 40 años, y estoy encantado de que la Academia Española haya seleccionado a ‘Dolor y Gloria’ como representante este año”.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio