Anuncio
Share

Ola de violencia paraliza ciudades de Baja California

Un auto es incendiado en una céntrica zona de la ciudad de Tijuana.
(Martin Bochardt)

Al igual que otros estados del territorio mexicano, ahora le tocó a Baja California el asedio de los grupos criminales. Los ataques incendiarios empezaron de manera simultánea alrededor de las 6 de la tarde de hoy viernes. En Mexicali, fueron quemados una decena de vehículos, dos de ellos, camiones de carga.

Los accesos a las ciudades de Tecate y de Ensenada fueron cerrados por la quema de otros dos vehículos de carga.

Pero ha sido en Tijuana donde se puede considerar que el narcoterrorismo ha sido más visible. Hasta el momento de redactar esta información se había reportado la quema de 15 de vehículos en diferentes rumbos de esta ciudad fronteriza.

Anuncio

Al menos 22 vehículos, entre autos particulares, unidades de transporte público y de carga, fueron incendiados presuntamente por grupos de la delincuencia organizada en todo el estado de Baja California, en lo que se considera una escalada más de la violencia que esta semana azotó a varios estados de México.

Los bloqueos y los vehículos incendiados, que ocurrieron casi de manera simultánea, se dieron en avenidas principales de ciudades como Tijuana, Mexicali, Rosarito, Tecate y Ensenada, según reportaron usuarios de redes sociales y medios de comunicación

Ante tales acciones, la gobernadora del estado de Baja California, Marina del Pilar Ávila, lamentó los hechos y adelantó que ya había algunos detenidos.

Anuncio

Circuló en las redes sociales un supuesto comunicado enviado por grupos delictivos
Circuló en las redes sociales un supuesto comunicado enviado por grupos delictivos declarando un toque de queda desde las 10 de la noche del viernes hasta las 3 de la tarde del domingo.

“Condeno los hechos violentos que se presentaron esta tarde en nuestro estado. En este momento me encuentro reunida con la Mesa de Seguridad. Ya hay detenidos responsables de los hechos acontecidos. Es importante mantener la calma, los mantendremos informados”, apuntó Ávila en un mensaje en Twitter.

Decenas de ciudadanos comenzaron a reportar en redes sociales la presencia de grupos de hombres armados y encapuchados en varios puntos de la ciudad de Tijuana, donde despojaron a conductores de sus vehículos, para prenderles fuego.

Anuncio

Durante la tarde del viernes circuló en las redes sociales un comunicado, supuestamente emitido por los grupos delictivos, imponiendo un toque de queda a partir de las 10 de la noche del viernes hasta el domingo a las 3 de la tarde.

Diferentes fuentes periodísticas consultadas, confirmaron que dicho comunicado no ha sido adjudicado por ningún grupo delictivo.

En un comunicado el casino Caliente, propiedad del ingeniero Jorge Hank Rhon, informó que había decidido paralizar sus actividades ante la ola de violencia que se vive en la zona. Se informó de manera extraoficial que al menos un vehículo había sido incendiado en el estacionamiento de esa empresa.

Anuncio

Por su lado la cadena de supermercados Calimax, de propiedad de la familia Fimbres, informó que habían cerrado las puertas de todos sus establecimientos e hizo un llamado a la ciudadanía para que se queden en casa y eviten la ola de violencia.

Ante el supuesto toque de queda, y la escasez de transporte urbano, la Universidad Autónoma de Baja California abrió sus instalaciones para permitir que los jóvenes que no habían conseguido un transporte público se resguardaran de la posible ola de violencia que se esperaba en las últimas horas del viernes.

En tanto, la alcaldesa de Tijuana, Montserrat Caballero, dijo en un mensaje en redes sociales que como autoridades no van a permitir “que ningún solo tijuanense pague las consecuencias de quienes no pagaron sus facturas”.

Anuncio

Además, lanzó un mensaje al crimen organizado: “Le decimos que Tijuana se va a mantener cuidando a los ciudadanos y también les pedimos que cobren sus facturas a quienes no les pagaron sus deudas, no a las familias ni a los ciudadanos”.

Los hechos en Tijuana y en otras ciudades de Baja California se dieron un día después de la jornada violenta en Ciudad Juárez, Chihuahua, que dejó 11 muertos, 12 heridos y varios negocios y vehículos incendiados, en la misma semana en la que se registraron esos actos violentos en los estados de Jalisco y Guanajuato.

Hoy viernes Guanajuato también registró una jornada de bloqueos de vialidades y vehículos incendiados en varios municipios del estado tras un enfrentamiento entre policías y delincuentes.

Anuncio

*Participó en este informe el periodista Martin Bochardt.


Anuncio