Advertisement

Apuntes de la Ciudad de México para principiantes

This video races through some of Mexico City's oldest buildings and most popular visitor destinations, including murals and museums featuring Diego Rivera and Friday Kahlo and floating mariachis.

Al igual que muchos californianos, he viajado decenas de veces a México a lo largo de las décadas: balnearios en Baja California, ruinas mayas en Yucatán, pueblos coloniales en el interior. Sin embargo, nunca había tenido tiempo para explorar los principales museos y puntos de referencia de la capital, a pesar de que su popularidad global ha aumentado en los últimos años. Cuando finalmente eché un buen vistazo a la Ciudad de México, este 2018, la mayoría de esas atracciones me sorprendieron.

Conocía la historia sísmica de la urbe, pero no esperaba que ésta se evidenciara tan dramáticamente en la Catedral Metropolitana. Esperaba calles vibrantes, pero no anticipé músicos de jazz tocando en las aceras. Sabía que habría colores brillantes en Xochimilco, pero no esperaba ver a tanta gente divirtiéndose de esa manera.

Advertisement

Aquí, según mi visita en febrero pasado, hay apuntes para novatos en la Ciudad de México. La mayoría de estos lugares están agrupados alrededor del casco histórico, y muchos son accesibles a pie desde la Plaza de la Constitución, más conocida como el Zócalo. Para desplazarme en auto, utilicé servicios de viaje compartido.

Palacio Nacional

Advertisement

El Palacio Nacional, al este del Zócalo, es más que la sede del gobierno federal de México. También alberga la visión que Diego Rivera tenía del país. Ver el mural épico del artista "La historia de México", pintado en 1929-1935, que abarca cuatro siglos, es gratuito.

Si se pudiera ver sólo un mural en México, sería éste. Tómese su tiempo: las paredes están llenas de imágenes que incluyen escenas de la vida de la aldea precolonial, la invasión española, las culturas y las teorías económicas en violento conflicto. Busque a Frida Kahlo y Karl Marx (a la izquierda, por supuesto), entre otros. Y recuerde que este complejo de edificios data de los días de Hernán Cortés, quien lideró la invasión española a principios del siglo XVI.

El Ministerio de Educación, a pocos pasos del palacio, tiene algunas de las primeras obras a gran escala de Rivera, pintadas entre 1923 y 1928, con temas como el trabajo y la revolución.

Información: Palacio Nacional: entrada gratis con identificación con foto. Ministerio de Educación: Gratis con identificación con foto. Visité ambos sitios del mural como parte de un recorrido guiado, de dos horas y media de duración ($19), con Mexico a Pie.

Advertisement
Una escena callejera del Zócalo en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times).
Una escena callejera del Zócalo en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times). (Los Angeles Times)

Palacio de Bellas Artes

El Palacio de Bellas Artes, quizás el edificio más fotografiado de la ciudad, es una creación extraña. Iniciado en 1904 y diseñado por el arquitecto italiano Adamo Boari en estilo art nouveau y neoclásico, no fue terminado sino hasta 1934, por el arquitecto Federico Mariscal (lo cual explica todos los detalles art déco en el interior).

Además de los programas de danza, ópera y orquesta en su teatro, los niveles superiores del edificio incluyen murales de Rivera y otros, junto con un museo de arquitectura y uno del Palacio de Bellas Artes.

Se puede cruzar la calle (Eje ​​Central Lázaro Cárdenas) y entrar al Palacio Postal, otra maravilla diseñada por Boari. Lo llamaría la respuesta de la Ciudad de México al edificio Bradbury en Los Ángeles, con elaborados herrajes, escaleras curvas, rejas de bronce, pisos de mármol, elevadores antiguos. La visita es gratis.

Otra buena opción, especialmente después del anochecer, es cruzar la Avenida Juárez hasta los grandes almacenes Sears. Tome el elevador hasta el octavo piso, ordene una bebida en la pequeña cafetería (Finca Don Porfirio) y salga a la pequeña terraza, donde descubrirá una vista urbana asombrosa: el Palacio de Bellas Artes desde arriba.

Información: Palacio de Bellas Artes: consulte la web para las actuaciones. Palacio Postal. Museos cerrados los lunes.

Casa de los Azulejos

Una vista desde el edificio Sears del Palacio de Bellas Artes, en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times).
Una vista desde el edificio Sears del Palacio de Bellas Artes, en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times). (Los Angeles Times)

Es posible que no coma especialmente bien en la Casa de los Azulejos, pero vale la pena pasar por allí. Se trata de un edificio de 400 años, cubierto con azulejos de talavera. En el interior hay un simple restaurante Sanborns, aunque con una atmósfera grandiosa —mesas cerradas y cómodas, techos altos y mucha teatralidad—. Suba las escaleras para tomar fotos desde arriba y observar los pisos irregulares.

Advertisement

Combiné mi visita con una larga caminata por la Avenida Francisco I. Madero, la arteria peatonal que se extiende entre el Zócalo y el Eje Central Lázaro Cárdenas. Es genial observar a la gente; mejor que en el Zócalo, que es demasiado grande, con pocos recovecos y rincones.

Información: Casa de los Azulejos. Abierta diariamente.

 Catedral Metropolitana

Un hombre camina por la Casa de los Azulejos, en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times).
Un hombre camina por la Casa de los Azulejos, en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times). (Los Angeles Times)

No se puede perder la Catedral Metropolitana; se encuentra frente al Zócalo y es grande, importante y vulnerable. Cuando los españoles aparecieron, en el siglo XVI, y conquistaron la capital azteca —Tenochtitlán—, quisieron dejar en claro que dominaban. Así que comenzaron a construir una catedral, utilizando a los nativos como mano de obra esclava, en el sitio del templo central de los aztecas. A medida que crecían las ambiciones de España, el trabajo continuó, de forma intermitente, hasta principios del siglo XIX.

El resultado es la catedral más antigua y más grande de América, repleta de arte y laminado de oro. Pero el edificio es desigual, resultado de siglos de terremotos y del encogimiento del lago submarino debajo de la urbe.

Recorra el suave suelo inclinado y considere el sismo de magnitud 8.0 que mató a miles de personas el 19 de septiembre de 1985 y el de magnitud 7.1 que llegó 32 años después, el 19 de septiembre de 2017, y se cobró más de 350 vidas en la región. A medida que circule, pasará cinco altares y 16 capillas.

Información: Catedral Metropolitana

Templo Mayor

Para conocer reliquias previas a la catedral, diríjase al sitio arqueológico y museo del Templo Mayor, una cuadra al norte del Zócalo y la catedral. Muchas de las ruinas fueron descubiertas en la década de 1970, y todavía hay muchas por descubrir. En 2017, los excavadores encontraron una torre de más de 650 cráneos humanos de hombres, mujeres y niños.

Información: Templo Mayor y Museo. Admisión de $4 para adultos, gratis para niños menores de 13 años. Cerrado los lunes.

Museo Nacional de Antropología

Advertisement

El Museo Nacional de Antropología, a unas cuatro millas al oeste del Zócalo en el Parque Chapultepec, es, curiosamente, un lugar muy propio del siglo XX. Sus artefactos, obras, modelos y mapas detallan las culturas regionales de México y el choque de civilizaciones nativas e hispanas que los crearon. Las historias de antaño están contenidas dentro de este edificio gigante minimalista, cuya construcción finalizó en 1964 con una gran fuente y un estanque en medio de un patio central.

Información: Museo Nacional de Antropología. La entrada cuesta aproximadamente $4 para adultos que no sean ciudadanos mexicanos. Cerrado los lunes.

Museo Soumaya

Cabeza de águila de piedra con trazas de color, Casa de las Águilas, Templo Mayor, Ciudad de México (De Agostini / G. Dagli Orti / Getty Images / DeAgostini).
Cabeza de águila de piedra con trazas de color, Casa de las Águilas, Templo Mayor, Ciudad de México (De Agostini / G. Dagli Orti / Getty Images / DeAgostini). (Getty Images)

El Museo Soumaya, en el distrito de Nuevo Polanco, a unas siete millas al oeste del Zócalo, es el equivalente de la Ciudad de México al Walt Disney Concert Hall: brillante y curvilíneo, con una piel de escamas de aluminio y un camino de caracol en el interior que puede evocar el Museo Guggenheim de Nueva York.

El edificio fue financiado en 2011 por Carlos Slim, el hombre más rico de ese país, y la colección tiene por objeto documentar 30 siglos de arte americano y europeo. Se exhiben retratos mexicanos, obras de maestros antiguos europeos e impresionistas, así como esculturas de Auguste Rodin. Otro importante museo de arte contemporáneo, el Museo Jumex, abrió sus puertas en 2013, a una cuadra de distancia.

Información: Museo Soumaya. Abierto diariamente; gratis. Museo Jumex. Cerrado los lunes. Alrededor de $2.65 para adultos que no sean ciudadanos mexicanos.

Museo Frida Kahlo

Vista del edificio del Museo Nacional de Antropología. Fue construido en 1964 y diseñado para albergar y mostrar el patrimonio arqueológico de los pueblos de Mesoamérica (Erlucho / Getty Images).
Vista del edificio del Museo Nacional de Antropología. Fue construido en 1964 y diseñado para albergar y mostrar el patrimonio arqueológico de los pueblos de Mesoamérica (Erlucho / Getty Images). (Getty Images)

El Museo Frida Kahlo, también conocido como Casa Azul a raíz de sus impresionantes paredes de ese color, se ha convertido en un imán turístico en el suburbio de Coyoacán, a unas siete millas al sur del Zócalo. El sitio fue el hogar de la artista plástica desde 1929 hasta 1954. A menudo hay fila para ingresar y el sitio se llena de visitantes, así que reserve con anticipación (hay boletos para días y horarios específicos). Las exhibiciones incluyen obras de arte; su estudio y colorida cocina, un patio agradable, una colección de arte popular y una máscara mortuoria de Kahlo que descansa sobre su cama —mirando a un espejo que usaba cuando trabajaba en autorretratos— y causa un efecto espeluznante. También hay una gran tienda de regalos, muy concurrida.

Deje tiempo para dar un paseo por la calle Ignacio Allende (unas seis cuadras) hacia la Plaza Hidalgo y el Jardín Centenario, en el centro de Coyoacán. Es una zona tranquila y frondosa, en comparación con el resto de la capital.

Información: Museo Frida Kahlo. La admisión es de aproximadamente $12 - $14 para adultos que no son ciudadanos mexicanos. Cerrado los lunes.

Xochimilco

Vista del Museo Soumaya, un edificio icónico, punto de referencia de la Ciudad de México (Jaguar blanco / Getty Images).
Vista del Museo Soumaya, un edificio icónico, punto de referencia de la Ciudad de México (Jaguar blanco / Getty Images). (Getty Images)

Xochimilco, donde cientos de botes rojos, amarillos y azules surcan millas de canales, es un recordatorio de los días prehispánicos del área. El follaje a lo largo de la orilla y el suministro de agua están disminuyendo, por lo cual es posible que este sitio no dure mucho más tal como ahora.

Hay 10 muelles, muchos músicos y muchos vendedores de comida y cerveza. Alquile un bote (se llaman trajineras), contrate una banda para disfrutar de algunas canciones, coma mucho y levante su vaso a la salud de los ocupantes de la siguiente embarcación.

Abordé en Embarcadero Nuevo Nativitas, a unas 15 millas al sur del Zócalo (aproximadamente una hora de conducción). Pregúntele a su barquero sobre la Isla de las Muñecas.

Información: Xochimilco. Puede rentar una trajinera por $21-$27 por hora, lo cual le permite disfrutar de un bote completo, con capitán y espacio para más de una docena de ocupantes. Una de las compañías es Trajineras Xochimilco.

De visita

La mejor forma de llegar a Ciudad de México

Visitantes esperan para ingresar a la Casa Frida, en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times).
Visitantes esperan para ingresar a la Casa Frida, en la Ciudad de México (Wally Skalij / Los Angeles Times). (Los Angeles Times)

Desde Los Ángeles, el servicio sin escalas a la Ciudad de México se ofrece por AeroMéxico, Alaska, América, Delta e InterJet, y el servicio con conexión (cambio de avión) por United, AeroMéxico, American e InterJet. Las tarifas restringidas de ida y vuelta comienzan desde $304 dólares, incluidos todos los impuestos y cargos.

Teléfonos

Para llamar a los siguientes números desde EE.UU. marque 011 (el código de llamada internacional), 52 (el código de país para México) y el número local.

Qué debería saber

Debería esperar mucho tránsito a cualquier hora —sí, incluso para los estándares de Los Ángeles—.

Tenga en cuenta que el delito ha crecido en la urbe. En la Ciudad de México (aproximadamente con 8.9 millones de habitantes) se registraron en promedio tres homicidios por día en los primeros cuatro meses de 2018.

El Departamento de Estado de EE.UU. afirma que los viajeros a la capital mexicana deben "tener una mayor precaución", y que la ciudad está en el nivel 2 en la escala de riesgo (de 1-4) del departamento, siendo 4 el punto más peligroso.

Trajinera en los canales y jardines flotantes de Xochimilco, Ciudad de México (Matt Mawson / Getty Images).
Trajinera en los canales y jardines flotantes de Xochimilco, Ciudad de México (Matt Mawson / Getty Images). (Getty Images)

Dónde alojarse

Zócalo Central Hotel, 61 Avenida Cinco de Mayo; 55-5130-5138. Excelente ubicación, diseño elegante, personal servicial que habla inglés. Habitaciones dobles desde $129 dólares, aproximadamente. El restaurante ubicado en la azotea, Balcón del Zócalo, es excelente.

Gran Hotel Ciudad de Mexico, 82 Avenida 16 de Septiembre; 55-1085-0350. Justo al lado del Zócalo. Gran vestíbulo de estilo art noveau, con tragaluz Tiffany. Dobles desde $129-$190.

Dónde comer

Todos estos restaurantes se encuentran en el Centro Histórico de la Ciudad de México, excepto Mercadoroma, en la Colonia Roma, tres millas al suroeste del Zócalo.

Café de Tacuba, 28 Tacuba; 55-5521-2048. Majestuoso salón comedor, con músicos. La mayoría de los platos oscilan entre $11-$16.

Los Callejeros, 10D Avenida Cinco de Mayo;55-5510-1122. Inaugurado en 2016. Estupenda taquería asequible, con tacos de carne de res, pollo y cerdo a un precio de alrededor de 80 centavos. También batidos de frutas.

Mercadoroma, 225 Calle Querétaro, Colonia Roma Norte; 55-5564-1396. Salón de comida y mercado gourmet, con decenas de restaurantes y tiendas minoristas en sus dos niveles. Comí en la Reina de la Brasa, donde los platos principales cuestan alrededor de $7-$9 dólares.

Advertisement

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Advertisement
Advertisement