Anuncio
Share
California

Inician investigación criminal centrada en posibles fallas de seguridad en el barco incendiado

Members of an FBI dive team look at a growing memorial to the victims of the Labor Day fire aboard the Conception.
Miembros de un equipo de buceo del FBI observan un monumento a las víctimas del incendio del barco Concepción, ocurrido durante el feriado del Día del Trabajo.
(Al Seib/Los Angeles Times)

Las autoridades federales iniciaron la semana pasada una investigación criminal sobre los motivos que provocaron el incendio del barco en el sur de California, que causó la muerte de 34 personas, centrándose en si la operación violó las regulaciones de seguridad marítima, dijeron el lunes dos fuentes de la policía a The Times.

Un equipo de investigadores federales del FBI, la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos y la Guardia Costera de Estados Unidos han pasado los últimos dos días buscando en la oficina del operador del Concepción, Truth Aquatics Inc. en el puerto de Santa Bárbara.

Los miembros de la tripulación de la Concepción pidieron ayuda a los propietarios de estas embarcaciones. Algunos de los hombres estaban llorando, uno de ellos dijo que su novia aún estaba bajo cubierta en el barco

La indagación es dirigida por el grupo de investigación criminal de la Guardia Costera de Estados Unidos y supervisada por la oficina del fiscal de Estados Unidos en Los Ángeles, según una fuente, que habló bajo la condición de anonimato porque la persona no estaba autorizada a comentar públicamente.

Aunque la causa del mortal incendio del 2 de septiembre frente a la costa de la isla Santa Cruz sigue sin determinar, los expertos han estado investigando posibles deficiencias en la forma en que operaba el Concepción.

Anuncio

El incendio estalló durante una expedición de buceo de fin de semana, atrapando a las víctimas que dormían bajo cubierta. Cinco miembros de la tripulación que estaban sobre cubierta en ese momento pudieron escapar y dijeron que el fuego era demasiado intenso para intentar el rescate de las víctimas.

Fuentes de las fuerzas de seguridad dijeron a The Times la semana pasada que una investigación preliminar había sugerido serias deficiencias de seguridad a bordo del barco, incluyendo la falta de un “vigilante nocturno de guardia” que debe estar despierto y alertar a los pasajeros en caso de un incendio u otros peligros. La investigación también ha planteado preguntas sobre si la tripulación estaba adecuadamente entrenada y si los pasajeros recibieron un informe completo de seguridad, dijeron las fuentes, que hablaron bajo la condición de anonimato porque no tenían autorización para hacer comentarios públicos sobre el caso.

Las autoridades están enfocadas en determinar la causa del incendio y revisan...

Anuncio

Una de las fuentes dijo que cuando se entrevistó a los miembros sobrevivientes de la tripulación, algunos sugirieron que no tenían la capacitación adecuada para manejar una emergencia importante a bordo. Los documentos que los investigadores obtuvieron han subrayado esas preocupaciones, dijo la fuente.

Los investigadores están tratando de determinar si el Concepción cumplía con los requisitos de certificación de la embarcación, los cuales esbozaron una serie de normas de seguridad que debe seguir. Los fiscales tendrían que decidir en última instancia si las deficiencias equivalen a negligencia penal.

Una ley federal llamada “seaman’s manslaughter” " fue utilizada el año pasado en Missouri por los fiscales federales para acusar al capitán de un barco y a otros dos en relación con la pérdida de 17 vidas cuando la nave se volcó en una tormenta . En ese caso, fueron los investigadores de la Guardia Costera quienes construyeron el caso por negligencia criminal. Se acusó al capitán de no haber evaluado las condiciones meteorológicas, de no haber dirigido adecuadamente el buque y de no haber preparado a los pasajeros para el abandono del buque.

Según dos fuentes, el Concepción será levantado del fondo del océano en la isla de Santa Cruz y llevado a un muelle en Ventura, donde el equipo de expertos en incendios más experimentado de la ATF examinará los restos del naufragio para determinar la causa del incendio.

Durante el interrogatorio con los investigadores de la National Transportation Safety Board, la tripulación ha especulado que el incendio comenzó en el área de asientos de la cocina.

“El área de la cocina estaba envuelta en llamas”, dijo la comisionada de la NTSB Jennifer Homendy, relatando lo que los miembros de la tripulación les dijeron a los investigadores. “Intentaron entrar por las puertas dobles pero no pudieron pasar por las llamas. Trataron de acceder a la cocina desde el frente a través de las ventanas, pero las ventanas no se abrían”.

Un navegante que ayudó a los miembros sobrevivientes de la tripulación esa mañana dijo que uno de ellos pensó que el fuego había comenzado en la cocina, donde los teléfonos celulares y las cámaras habían sido enchufados para cargar durante la noche.

Los miembros sobrevivientes de la tripulación han dicho que el fuego fue demasiado intenso para rescatar a alguien bajo cubierta.

Anuncio

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio