Anuncio

Fumadores con coronavirus con mayor riesgo de hospitalización y estar bajo ventilador artificial

Los efectos a largo plazo de fumar y vapear pueden ser más perjudiciales ahora.
(Courtesy of Dr. Albert Hsiao)

Los expertos de la salud le recomiendan que deje el cigarrillo, especialmente durante la pandemia del coronavirus. El problema es que este sector tiene mayor riesgo de ser hospitalizado e inclusive ser colocado bajo ventilador artificial de ser contagiados.

Fumar daña a casi todos los órganos vitales del cuerpo, entre el cerebro, la boca, los ojos, hasta el corazón y los pulmones, que presentan inflamación en las vías aéreas menores y los tejidos pulmonares. Cuando la inflamación continúa genera tejido cicatricial, estos daños llevan a cambios físicos en los pulmones y las vías respiratorias dificultando la respiración, así que años de irritación pulmonar pueden generar una tos crónica.

Anuncio

Ahora, los investigadores de Cedars-Sinai advierten que los fumadores a menudo ya tienen problemas graves de salud cardíaca y pulmonar.

“Agregue COVID-19 a la mezcla y es probable que tenga un paciente muy enfermo. Ellos simplemente no tienen las reservas fisiológicas para hacer frente al ataque masivo inflamatorio provocado por el coronavirus”, dice el doctor Joseph E.Ebinger, cardiólogo del Smidt Heart Institute en Cedars-Sinai.

“Si padecer COVID-19 es como correr una carrera de 100 metros, los fumadores tienen que llevar bolsas de arena con ellos mientras intentan terminar la carrera”, expuso.

Anuncio

El virus que causa COVID-19 podría ingresar a los pulmones y normalmente sería destruido por las células epiteliales protectoras. Sin embargo, en las personas que fuman, el virus puede adherirse a todos esos receptores adicionales que se encuentran a menudo en los fumadores. Esto permite que el virus abrume y destruya las células pulmonares sanas y luego multiplicarse rápidamente dentro del paciente.

Ndinda Domingos, farmacéutica clínica y experta en dejar de fumar en Cedars-Sinai, instó a los fumadores que quieren dejar el cigarrillo a trabajar para reducir la adicción.

“Durante la pandemia actual, la barrera para dejar de fumar durante la mayoría de mis pacientes ha sido el estrés, la ansiedad y la incertidumbre añadidos que se alivian con fumar o vapear”, dijo Domingos.

Anuncio

Los efectos a largo plazo de fumar y vapear puede ser más perjudiciales ahora, ya que fumar compromete el sistema inmunológico, dejando a los fumadores más vulnerables a complicaciones graves.


Anuncio