Anuncio
Share

Condenan a ex trabajador de UPS por traficar más de 45 kilos de fentanilo y otras drogas

Paquetes esperan su entrega dentro de un camión de UPS en esta foto de archivo de 2018.
(ASSOCIATED PRESS)

Un ex trabajador de UPS fue sentenciado a casi seis años de prisión el miércoles por un esquema que involucró el envío de paquetes de fentanilo y otras drogas desde Chula Vista, California, a través de los Estados Unidos, según los registros judiciales.

Ernesto Renteria, de 45 años, había trabajado para UPS durante 14 años y estaba de baja médica por una hernia discal cuando cometió el delito, según un memorando de sentencia redactado por su abogado defensor, Jan Ronis, y las cartas de la familia presentadas al tribunal.

En mayo, los agentes de la Administración para el Control de Drogas de los Estados Unidos estaban vigilando a una presunta mensajera de drogas cuando la siguieron hasta una casa en el vecindario de Eastlake, en Chula Vista, según una denuncia presentada en el tribunal federal de San Diego.

Anuncio

Los agentes observaron cómo la mujer entregaba una caja de cartón y una mochila a Renteria, señala la denuncia. Más tarde, Renteria se dirigió a su propia casa y cargó más cajas en su camioneta. Los agentes le siguieron hasta un camión de UPS sin conductor estacionado en la zona. Subió seis cajas al camión.

Los agentes detuvieron a Renteria cuando empezaba a alejarse en su propia camioneta. Un conductor de UPS en servicio subió al camión de reparto y también fue detenido.

Según su acuerdo de culpabilidad, en el registro de las cajas se encontraron 35 libras de fentanilo, 4 libras de cocaína y 8 libras de fentanilo análogo, una droga muy parecida al fentanilo pero con una estructura química ligeramente alterada.

A continuación, los agentes registraron la casa de Renteria y encontraron en su garaje más drogas: 73 libras de fentanilo, 11 libras de cocaína y 4 libras de metanfetamina, junto con material de embalaje y dispositivos de localización por GPS, señala la declaración.

Renteria se declaró culpable en agosto de cuatro cargos de posesión de drogas con intención de distribución.

Al argumentar a favor de una sentencia menor, Ronis dijo que los problemas de salud y la pandemia de COVID-19 pusieron a Renteria bajo presión financiera y contribuyeron a “la terrible decisión que tomó".

El conductor de UPS, cuyo nombre no fue revelado, no fue detenido, según la denuncia.

“La cantidad de fentanilo que los agentes de la DEA incautaron a Ernesto Renteria es preocupante”, declaró la agente especial en funciones de la DEA, Shelly S. Howe, en un comunicado.

El fentanilo, un opioide sintético que es hasta 50 veces más potente que la heroína, está dominando el mercado ilícito de opioides y es responsable en gran medida del aumento de las muertes por sobredosis en todo el país. Los cárteles de la droga lo prefieren a la heroína porque es barato de fabricar y eficaz en dosis muy pequeñas.

La estructura química de los opioides sintéticos se rediseña con frecuencia para eludir su clasificación como ilegales en varios países o para aumentar su potencia.

Los análogos del fentanilo han sido clasificados temporalmente como una sustancia controlada de la Lista I por la DEA desde 2018, pero esa clasificación está programada para expirar en febrero, según la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos.

Los cuatro fiscales federales del estado han pedido al Congreso una clasificación permanente para mantenerse al día con la rápida evolución de las drogas de diseño.


Anuncio