Anuncio
Share
EEUU

Aumentan los incidentes nazis entre estudiantes en un condado de Orange cada vez más diverso

Pacifica High School
Los funcionarios de Pacifica High School se enteraron del video con el saludo nazi en marzo, pero lo mantuvieron en silencio hasta esta semana.
(Al Seib / Los Angeles Times)

En marzo, las redes sociales explotaron con fotos de un grupo de estudiantes de Newport Beach y Costa Mesa en una fiesta practicando el saludo sieg heil a un montón de vasos de plástico rojo dispuestos en forma de esvástica. Los funcionarios escolares condenaron de inmediato las imágenes, notificaron a los padres de todo el distrito lo que había sucedido y lo que planeaban hacer.

El mismo mes, los funcionarios escolares en Garden Grove fueron alertados acerca de un grupo de alumnos de Pacifica High School, que habían hecho el saludo mientras cantaban una marcha nazi en un evento deportivo, fuera del campus.

 Funcionarios de la escuela de Newport Beach informaron el pasado domingo que están investigando las imágenes publicadas en las redes sociales que parecen mostrar a un grupo de estudiantes en una fiesta, con los brazos extendidos en un saludo nazi, reunidos alrededor de vasos de plástico rojos dispuestos en forma de esvástica.

Los administradores de Pacifica High mantuvieron la situación en silencio, algo que funcionó hasta esta semana, cuando el video de Snapchat -grabado hace meses- explotó en línea después de que se enviara a Daily Beast.

Desde el lunes, los funcionarios del Distrito Escolar Unificado de Garden Grove tomaron conocimiento de otros videos y de múltiples acusaciones de estudiantes involucrados en discursos de odio. El distrito inició una investigación.

Anuncio

La motivación y las identidades de los estudiantes no están claras. Pero las imágenes en Newport y Garden Grove reflejan tanto un aumento en tales incidentes en todo el país como un conflicto más específico en el condado de Orange: la tensión entre una población que se diversifica rápidamente y las cuestiones racistas profundamente arraigadas en su historia.

En una fiesta en un hogar en Costa Mesa, los estudiantes de preparatoria se divertían con un juego para beber, con vasos plásticos rojos y pelotas de ping-pong.

En septiembre, en un partido de fútbol en Aliso Viejo, predominantemente blanco, los visitantes de una preparatoria mayormente latina en Santa Ana fueron recibidos con letreros que rezaban “Construyan el muro” y “Amamos a los blancos”, según el director de Santa Ana.

Además, grupos de supremacía blanca, como el Movimiento Rise Above, están dando nueva voz al fanatismo de los skinheads y las pandillas racistas blancas que durante mucho tiempo atormentaron Huntington Beach, Anaheim y partes de la clase trabajadora del condado. El grupo atacó a los contramanifestantes y a los periodistas en una manifestación en apoyo del presidente Trump en Bolsa Chica State Beach, en 2017.

Cuando Kaitlyn vio las fotos de Snapchat que mostraba a adolescentes del Condado de Orange posando alrededor de una esvástica hecha de vasos rojos, de inmediato publicó una captura de la imagen en su pantalla en las redes sociales, esperando muestras de indignación.

Anuncio

Los funcionarios del condado de Orange reabrieron una investigación sobre algunos estudiantes de preparatoria.

El video de Garden Grove, de ocho segundos de duración, muestra a una docena de muchachos de Pacifica High School de pie, en lo que parece ser una sala de banquetes, alzando sus brazos de forma rígida en el clásico saludo utilizado en la Alemania nazi, mientras la canción “Erika” -escrita por el compositor alemán Herms Niel durante el ascenso de Adolf Hitler al poder- se escucha de fondo. Al menos uno de los chicos parece cantar la letra, mientras que otro se levanta y se aleja, y un tercero deja caer su brazo rápidamente y se sienta.

El video, registrado antes del inicio de un banquete de atletismo, en noviembre de 2018, fue originalmente compartido entre un pequeño grupo de estudiantes vía Snapchat. Los administradores de la preparatoria se enteraron del clip cuatro meses después y abordaron la situación internamente, con los muchachos que aparecen en el video y sus familias, informó la portavoz de Garden Grove Unified, Abby Broyles. Los funcionarios del distrito escolar desconocían la existencia del clip hasta que salió a la luz, el lunes.

Los estudiantes involucrados fueron disciplinados, pero los funcionarios se negaron a discutir las sanciones que debieron enfrentar.

Desde el lunes, han aparecido varios otros videos que muestran a alumnos involucrados en discursos de odio. Esos clips y el primero, dijo Broyles, serán investigados.

“Esta nueva información, que continúa desarrollándose minuto a minuto, exige un llamado a la acción en toda la comunidad escolar para abordar la gravedad de estas afirmaciones y garantizar que el discurso de odio nunca vuelva a tener lugar”, dijo el director de Pacifica High School, Steve Osborne. “La retórica de odio no será tolerada. Esto no es lo que somos. Tengan la seguridad de que cualquier estudiante que participe en ese tipo de actividades enfrentará medidas disciplinarias, de acuerdo con el código de educación de California”.

Anuncio

Osborne se disculpó durante una reunión de la junta escolar, el martes, por no haber abordado el video original con toda la escuela inmediatamente después de que los administradores se enteraron del hecho. Agregó que la institución se había comunicado con la Liga Antidifamación y el Museo de la Tolerancia, en un esfuerzo por expandir la educación contra los prejuicios para los estudiantes.

“Hicimos un endeble favor a toda la comunidad escolar al limitar nuestras acciones al pequeño grupo de estudiantes involucrados”, reflexionó. “Lamentamos que nuestra investigación y transparencia con la comunidad de Pacifica se hayan reducido drásticamente. En retrospectiva, comprendo que nuestro juicio fue incorrecto; asumimos toda la responsabilidad por eso”.

Aunque los estudiantes no han sido identificados por los funcionarios escolares, Osborne advirtió que quienes afirman que se tratan de miembros del equipo de waterpolo manejan “información errónea”.

La situación sacudió al campus y provocó ira entre los maestros, padres y miembros de la comunidad.

Ana Tourtellotte, una maestra de historia de Estados Unidos de 11° grado en la escuela, criticó a los funcionarios en la reunión de la junta por haber mantenido el incidente en secreto. “Al no ser capaces de enfrentar este tipo de comportamiento directa y públicamente, sentimos que nos robaron una oportunidad de enseñanza importante y, francamente, nos hace sentir como tontos”, dijo.

Flo Martin, de 77 años, quien enseñó alemán en Pacifica High School durante más de 20 años, siempre se aseguró de que sus alumnos tuvieran una comprensión profunda de la brutalidad del Holocausto. La docente consideró que el comportamiento antisemita entre los estudiantes era un problema continuo en la escuela. “Es una corriente subyacente”, dijo Martin, “y ahora debido a las redes sociales, sale a la superficie”.

Las experiencias de antiguos estudiantes ​​y actuales parecen variar en la escuela, aunque muchos dudan en ser nombrados o entrevistados.

Algunos transmitieron en las redes sociales que no estaban sorprendidos por las acciones de estos estudiantes, aunque un par de chicas que salieron de la escuela el miércoles remarcaron que esos videos no representan las opiniones de más de una docena de alumnos.

Anuncio

En el exterior de la escuela, un padre que esperaba a su hijo, quien cursa el último año en Pacifica High, expresó que los administradores deberían haber notificado a los progenitores sobre el incidente apenas se enteraron, en marzo. El hombre pidió el anonimato porque su familia es de ascendencia mexicana y no quiere que su hijo sea objetivo de incidentes, dijo. "¿Estaban de vacaciones o qué?”, ​​se preguntó. “Deberían habernos puesto en conocimiento de esto... por la seguridad de nuestros propios hijos”.

Ahora, la escuela debe ofrecer asesoramiento a todos los alumnos, y los administradores deben reafirmar que lo que ocurrió en el video fue incorrecto y racista, expresó.

“¿Para qué tenemos que estar preparados? ¿Todas las mañanas debemos despertar [preocupados] de que mi hijo vuelva a casa?”.

A Alecsandria Deleon, graduada de Pacifica en 2017 y dos veces presidenta de clase, le preocupa la existencia de una facción de supremacía blanca en el campus y teme que sus amigos que aún están en la escuela puedan ser objetivos del racismo. “Les da miedo pensar que algo así está permitido”, indicó.

La joven recuerda haber aprendido sobre el Holocausto al principio de la preparatoria, e investigar por su cuenta porque estaba fascinada con el tema y las experiencias de los sobrevivientes. Pero, consideró, un interés académico no haría que alguien entone la canción que cantaban los muchachos. “¿Cómo es que la saben?”, se preguntó.

El número de actos documentados de antisemitismo en EE.UU ha aumentado en los últimos años. La Liga Antidifamación observó un aumento del 57% en tales incidentes de 2016 a 2017. El fuerte incremento se debió, en parte, a una escalada significativa de incidentes en las escuelas y los campus universitarios, detalló la organización.

Los saludos nazis, en particular, han desatado protestas, desde una fiesta escolar en Minneapolis hasta un baile de graduación en Wisconsin.

Los líderes de los grupos dedicados a combatir el antisemitismo consideraron que el incidente en Pacifica es una oportunidad para brindar más educación. Jordanna Gessler, directora de educación del Museo del Holocausto de Los Ángeles, contactó al director de la entidad y al Distrito Escolar Unificado de Garden Grove después de enterarse del video, para ofrecer recursos educativos. “Creemos que este incidente no necesariamente proviene del odio, sino tal vez de una brecha de conocimiento”, afirmó Gessler.

La funcionaria, que supervisa los programas pedagógicos en las aulas y las visitas al museo, consideró que la mayoría de los estudiantes que van al museo saben muy poco sobre el Holocausto. “Lo primero que dicen es el nombre de Hitler”, comentó. “Y eso es realmente todo lo que saben: ‘Hitler’ y, tal vez ‘judíos’”.

Después de que el video de los alumnos de Newport Beach apareciera, a principios de este año, el museo los invitó a recorrer las galerías y hablar con un sobreviviente del Holocausto.

Los estudiantes se transformaron, relató Gessler. Muchos escribieron notas de agradecimiento más tarde, explicando que creían que habían participando de una broma sobre el tema, pero que ahora entendían la seriedad de este.

A medida que los eventos de la Segunda Guerra Mundial se vuelven más distantes, afirmó la especialista, los educadores deben hacer que la instrucción sobre el Holocausto sea más digerible para los estudiantes de hoy en día, que consumen información en Snapchat e Instagram en lugar de documentales de horas de duración. “Cuando los jóvenes no entienden el verdadero significado detrás de un saludo de Hitler o una esvástica... Cuando las personas no comprenden las cosas profundamente”, dijo, “tienden a sentirse incómodas y hacen bromas al respecto”.

Nguyen escribe para Times Community News. Las redactoras de planta del Times, Nina Agrawal y Hannah Fry, contribuyeron con este informe.

Para leer esta nota en inglés haga clic aquí


Anuncio