Anuncio

Muere de COVID voluntaria que recibió vacuna placebo

Empleados funerarios trasladan el féretro de Pedro Miguel Infante Vílchez, de 80 años, que falleció de COVID-19
Empleados funerarios trasladan el féretro de Pedro Miguel Infante Vílchez, de 80 años, que falleció de COVID-19, al cementerio “Mártires 19 de Julio” en Comas, en las afueras de Lima, Perú.
(ASSOCIATED PRESS)

Una peruana que en octubre recibió como voluntaria inyecciones placebo durante un estudio sobre una vacuna china contra el coronavirus murió de COVID-19, informaron el martes las autoridades.

La Universidad Peruana Cayetano Heredia, que coordina desde 2020 en Perú los ensayos en tercera fase de la vacuna de la farmacéutica china Sinopharm, dijo en un comunicado que Mariela Vela, de 54 años, falleció el lunes a causa de una “neumonía por COVID-19” tras luchar “por su vida por más de una semana”.

La institución aclaró más tarde que Vela “pertenecía al grupo que recibió placebo” y no una vacuna candidata de Sinopharm.

“El fallecimiento de la participante no tiene relación con la vacuna ya que recibió un placebo, por lo que haremos los informes pertinentes a las entidades éticas y regulatorias”, indicó la universidad.

Anuncio

Las actividades habituales del ensayo clínico fase 3 de Sinopharm continuarán, se añadió. La farmacéutica china dijo en diciembre que su vacuna tiene una efectividad de 79,3%.

Perú ha comprado un millón de dosis de la vacuna de Sinopharm que serán aplicadas a fines de enero o en febrero al personal sanitario de primera línea en el combate al coronavirus.

Salud

Fanny Vela, hermana de la fallecida, dijo a The Associated Press que Mariela recibió dos inyecciones durante el ensayo de Sinopharm el 7 y 29 de octubre de 2020. “Pero, el 11 de enero Mariela se sintió mal y le hicieron una prueba molecular para detectar el coronavirus y dio positivo”, indicó Fanny.

Anuncio

De acuerdo a los protocolos internacionales, los participantes de los ensayos no conocen si se les está administrando la vacuna experimental o una inyección placebo.

Nota Roja

Mariela fue al hospital en una zona del norte de Lima por tres días consecutivos, pero la devolvieron a casa pese a estar infectada y sentirse muy mal. El 14 de enero, cuando la oxigenación en su sangre se había deteriorado, la internaron hasta que murió el lunes 25 a las siete de la noche.

“Nos indicaron que mi hermana fue afectada en el páncreas y el hígado”, añadió Fanny. “La doctora dijo que Mariela presentó hipertensión y diabetes, pero se supone que ella no tenía ambas enfermedades porque si no, no hubiese sido admitida en el ensayo de Sinopharm”, indicó.
Mariela Vela era directora de una escuela pública peruana y estaba contenta de participar en el ensayo. “Con el tiempo se desanimó porque no recibió el apoyo ni el monitoreo diario que la farmacéutica le prometió antes de participar del ensayo”, dijo su hermana Fanny.

Anuncio

En diciembre Sinopharm suspendió en Perú por unos días su ensayo porque un voluntario de 64 años mostró una “disminución de fuerzas en las piernas”. Luego el ensayo volvió a realizarse y se mantiene hasta la actualidad.

Sinopharm inició en septiembre su ensayo fase tres en Perú, éste incluye a 12.000 personas de 18 y 75 años. Un grupo recibe una vacuna desarrollada con una cepa de Wuhan, otro con una cepa de Beijing y los restantes un placebo de agua salina.

La vacuna ha sido desarrollada por China National Biotec Group (CNBG), una unidad del gigante estatal China National Pharmaceutical Group (Sinopharm). La compañía no ha emitido al momento una declaración sobre la muerte ocurrida en Perú.

Perú suma más de 1,1 millones de contagios y 39.800 fallecidos por el virus desde el primer caso registrado en marzo.


Anuncio