Anuncio
Share
Política

Obama, en su discurso nacional de graduación, denuncia el impacto racial de las muertes por COVID-19

President Obama, shown while still in office, delivered two online addresses May 16 to graduating students across the country.
El presidente Obama, en una foto cuando aún estaba en el cargo, pronunció dos discursos en línea el 16 de mayo a estudiantes graduados de todo el país.
(Mandel Ngan / AFP/Getty Images)

El presidente Obama da discursos de graduación virtuales a universidades históricamente negras y a estudiantes de secundaria en todo el país.

Dando un golpe levemente velado al presidente Trump, el ex primer mandatario Obama denunció el sábado las desigualdades raciales reveladas por la pandemia de COVID-19 y dijo a los estudiantes universitarios graduados que la crisis ha “desgarrado el telón sobre la idea de que muchos de los líderes saben lo que están haciendo”.

“Muchos de ellos ni siquiera fingen estar a cargo”, manifestó Obama en un discurso de graduación transmitido en vivo a los estudiantes que se gradúan de los colegios y universidades históricamente negras de la nación.

Obama pronunció el discurso, seguido más tarde en el día por otro discurso televisado a nivel nacional a los graduados de preparatoria, ya que las instituciones educativas de todo el país se han visto obligadas a cancelar las ceremonias presenciales para cumplir con las órdenes de distanciamiento social y de permanencia en el hogar durante la emergencia de salud pública.

Los discursos centraron la atención nacional en Obama en un momento en que el ex presidente se está convirtiendo en una figura central en la campaña presidencial de 2020. Su vicepresidente, Joe Biden, se ha elevado como el supuesto nominado del Partido Demócrata y está abrazando el legado de Obama.

Anuncio

Y después de mantenerse alejado de la política durante las primarias, como lo ha hecho durante gran parte de su post-presidencia, Obama recientemente ha dirigido una serie de críticas fulminantes a Trump por su manejo de la crisis del coronavirus y otros asuntos.

Trump ha apuntado a su predecesor con una nueva ronda de ataques por un escándalo mal definido que el presidente ha llamado “Obamagate”.

El Valle de Coachella puede ser conocido por los festivales y el golf, pero alberga algunas de las concentraciones más densas de personas mayores de California, un grupo de alto riesgo de contraer el coronavirus.

Como el primer presidente afroamericano de la nación, Obama tuvo un mensaje especial para los graduados universitarios negros el sábado sobre el desafío de enfrentar las desigualdades raciales exacerbadas por la crisis del coronavirus y destacado por el caso de Ahmaud Arbery, un hombre negro que fue asesinado a tiros después de ser perseguido por dos individuos blancos en Georgia.
“Seamos honestos: una enfermedad como esta sólo destaca las desigualdades subyacentes y las cargas adicionales que las comunidades negras han tenido que enfrentar históricamente en este país”, manifestó Obama.

Anuncio

“Lo vemos en el impacto desproporcionado de COVID-19 en nuestras comunidades, tal como lo observamos cuando un hombre negro sale a correr, y algunas personas sienten que pueden detenerle y cuestionarle para luego dispararle si no se somete a sus preguntas”.

El sábado por la noche, Obama también se dirigió a los graduados de preparatoria de 2020 en una transmisión de una hora de duración emitida por las principales redes y a través de las redes sociales. El evento fue patrocinado por XQ Institute, una reforma educativa sin fines de lucro; la LeBron James Family Foundation; y la Entertainment Industry Foundation.

Obama instó a los graduados de preparatoria a que estén dispuestos a desafiar un statu quo que, según él, no fue bien administrado por sus mayores.

“¿Todos esos adultos que solías pensar que estaban a cargo y sabían lo que estaban haciendo? Pues resulta que no tienen todas las respuestas”, declaró. “Muchos de ellos ni siquiera hacen las preguntas correctas. Entonces, si el mundo va a mejorar, dependerá de ustedes”.

Anuncio

Lo más web

La idea de que Obama diera un discurso de graduación nacional provocó un clamor de las redes sociales en abril cuando un estudiante de preparatoria de Los Ángeles, Lincoln Debenham, alumno de Eagle Rock High, acudió a Twitter para hacer la solicitud al ex presidente.

“Como la mayoría de los estudiantes de último año de la escuela preparatoria/ universidad, me entristece la pérdida de eventos importantes y graduaciones. En un momento sin precedentes, nos daría un gran consuelo escuchar tu voz”, tuiteó a Obama, y ​​atrajo 226.000 me gusta y más de 46.000 retweets.

Un asistente de Obama dijo el sábado que el ex presidente estaba “consciente y halagado por la campaña viral”, pero que sus planes iniciales se hicieron en respuesta a un “diluvio de solicitudes de instituciones, sistemas escolares y otras organizaciones más grandes”.

Anuncio

“Dada la situación sin precedentes que enfrentan los graduados, el ex presidente quería enviarles mensajes inspiradores directamente a través de varias plataformas”, dijo el asistente de Obama.

A medida que los californianos se preparan para comenzar la séptima semana de restricciones de quedarse en casa, los signos de fatiga se vuelven evidentes

Un tercer evento está programado para el 6 de junio, cuando Obama y su esposa, Michelle, participen en una celebración de graduación repleta de estrellas a través de YouTube. Otros participantes en la alineación ecléctica incluyen a Lady Gaga, Alicia Keys, la ex secretaria de Estado Condoleezza Rice, el ex secretario de Defensa Robert Gates y Malala Yousafzai, la activista de educación de mujeres paquistaníes que ganó el Premio Nobel de la Paz en 2014.

En su discurso ante los graduados y universitarios negros, Obama no mencionó a Trump. Pero instó a los jóvenes a afirmar su liderazgo ahora que la política y la economía han sido alteradas por la pandemia.

Anuncio

“Sintiendo que todo de repente está en juego, este es tu momento de aprovechar la iniciativa”, manifestó. “Ya nadie puede decirte que deberías esperar tu turno. Nadie puede decirte más, ‘Así es como siempre se ha hecho’”.

Advirtió a su audiencia contra los esfuerzos por dividirlos contra otros que buscan el cambio.

“Sobre los grandes objetivos no finalizados en este país, como la justicia económica y ambiental y la atención médica para todos, una gran mayoría está de acuerdo con los fines”, dijo. “Es por eso que las personas con poder seguirán intentando dividirte por los significados”.

Ciencia y Tecnología

Anuncio

Obama comenzó a aumentar su perfil en la política de 2020 cuando, después de negarse a respaldar a cualquiera de los muchos candidatos a presidente, apoyó a Biden una vez que el ex vicepresidente había derrotado efectivamente a todos sus oponentes.

Obama, como los presidentes antes que él, se ha mantenido al margen de atacar directamente a su sucesor, aunque criticó a Trump y sus políticas cuando hizo campaña por los demócratas en las elecciones de mitad de período de 2018.

La reciente crítica de Obama a la respuesta de Trump a la crisis del coronavirus se produjo en una videoconferencia con 3.000 ex ayudantes, un discurso privado que sin duda sabía que se filtraría. Manifestó que la respuesta a la pandemia se había convertido en “un desastre caótico absoluto con esa mentalidad de ‘¿qué salgo ganando yo?’ y ‘de fastidiar a todos los demás’, que es la que opera en nuestro gobierno”.

Obama también criticó al Departamento de Justicia por pedirle a un juez que retire los cargos contra el primer asesor de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn, quien se declaró culpable de mentirle al FBI.

Anuncio

“Nuestra comprensión básica del estado de derecho está en riesgo”, dijo Obama.

Mientras tanto, Trump intensificó sus ataques contra Obama, adelantando una teoría de conspiración sobre los esfuerzos para bloquear sus elecciones de 2016, lo que denominó “Obamagate”. Trump ha tratado de retratar a Flynn, y a sí mismo, como víctimas de una conspiración que involucra un elenco enredado de enemigos percibidos de la administración de Obama.

Trump, además, ha tratado de vincular a Biden con el supuesto complot. La campaña del exvicepresidente desestimó estos ataques como una táctica política descabellada para distraer el manejo del presidente de la crisis del coronavirus.

Para leer esta nota en inglés,haga clic aquí.


Anuncio