Anuncio
Share
Sabor

Compró muchos ingredientes para hacer frente al coronavirus. Aquí está cómo organizarlos

Los frascos de vidrio son excelentes para almacenar productos secos.
(Al Seib / Los Angeles Times)

La vida puede ser abrumadora, pero cocinar no tiene por qué serlo. En todo caso, es un proceso maravilloso y terapéutico, especialmente si se empieza con una configuración de cocina inteligente. Ahora mismo, es posible que tenga más ingredientes de los que realmente sabe qué hacer con ellos.

Aprendí durante décadas en restaurantes y cocinas de prueba la mejor manera de organizar ingredientes de gran volumen y asegurar que todos se usen.

A continuación, le indicamos cómo configurar su despensa, refrigerador y congelador para que la cocina diaria sea más fácil y agradable, y para evitar el desperdicio de alimentos:

1. Fuera con lo viejo. Odio desperdiciar la comida, pero ahora es un buen momento para tirar lo que sea que esté atormentando los rincones oscuros de su despensa. Con la excepción de la fórmula para bebés, las fechas de caducidad de los productos no perecederos no están reguladas por el gobierno federal ni son una indicación de seguridad alimenticia.

Anuncio

Cocina

Haga una prueba de olfato y sabor para asegurarse de que estén bien. (Pero siempre tire las latas abolladas o los frascos abultados). Deseche cualquier producto perecedero que se vea o huela mal en el refrigerador. Mientras lo hace, limpie todos los estantes también. Si hay algo que ha durado demasiado tiempo pero sigue estando en buenas condiciones, póngalo en una lista de cosas por cocinar para la semana que viene.

2. Mantenga las familias (de ingredientes) juntas. Ordene los productos por función (ingredientes principales, acompañamientos, condimentos, etc.), para que pueda elegir entre las opciones de un vistazo y extraer fácilmente lo que necesite.

  • En la despensa, mantenga los aceites y las sales más cerca de su área de preparación; coloque los vinagres junto a las salsas, las especias con chiles secos, las hojuelas de bonito y otros condimentos secos. Cree una zona de horneado con lo básico de harinas, azúcares, polvo de hornear, bicarbonato de sodio, y extractos, todo junto cerca del chocolate y las chispas. Prepare un gabinete de arroz, granos, pasta y fideos, y coloque allí también los frijoles secos y la quinua. Acomode las jarras, latas y cajas por tipo, apilando las latas de verduras con caldos, mariscos enlatados con frijoles enlatados, salsas para pasta con salsas, mantequilla de maní con jaleas.
  • En el refrigerador, mantenga un cajón de productos para la fruta y otro para la verdura y llene los estantes de la puerta con condimentos y productos encurtidos y fermentados. Coloque la carne y los mariscos en el estante más bajo y los huevos, los productos lácteos y las verduras restantes en los más altos.
  • Para el congelador, clasifique por carne, mariscos, verduras, salsas y caldos. Mantenga los alimentos básicos aceitosos que se ponen rancios rápidamente (nueces, semillas y granos enteros) también en el congelador.

3. Desempaque, empaque. Una vez que abra un paquete, vuelva a empaquetarlo en un contenedor apilable porque tener libras de arroz derramadas por todos los estantes y el piso cuando una banda elástica se rompe no es divertido. (Hablo por experiencia).

Anuncio

En los restaurantes, los chefs usan contenedores resistentes del tamaño de un cuarto de galón y una pinta. Se cierran herméticamente y se apilan fácilmente. En casa, uso frascos de vidrio (incluyendo los frascos de salsa para pasta viejos enjuagados y secos) y los contenedores POP de Oxo. Cualquier recipiente hermético servirá.

OXO Good Grips POP Containers
Almacene los refrigerios en recipientes reutilizables también.
(OXO )

4. Etiquete y feche todo. Mantenga un registro de los ingredientes y las sobras reenvasadas para saber qué son y cuándo se deben usar (hay pautas en la aplicación FoodKeeper de USDA). Escriba el ingrediente y la fecha en cinta de pintor o en cinta de enmascarillar con un Sharpie y péguelo en el recipiente.

En las cocinas profesionales, los cocineros llenan hojas de cálculo que enumeran los ingredientes en casa, sus cantidades y fechas de almacenamiento. Si tiene demasiada comida para hacer un seguimiento de un vistazo, puede anotar lo que tiene para evitar desperdicios.

Anuncio

¿Compró un montón de productos en un ataque de pánico con intenciones de alimentación saludable, sólo para darse cuenta de que no hay manera de que usted y su compañero de refugio y mascotas puedan comérselo?

5. No lo pierda de vista. Es mucho menos probable que usemos ingredientes que no podemos ver. Mueva los paquetes abiertos y los artículos frescos que no duren más cerca del frente de la despensa y el refrigerador. Coloque en cascada los ingredientes sin abrir con los más altos en la parte posterior y los más bajos en el frente, como en el día de la fotografía escolar.

6. Usted elige, no pierde. Una de las partes más difíciles de cocinar en casa es decidir qué hacer. Siga todos los pasos anteriores y la elección es mucho más fácil. Use lo que pueda estropearse, marchitarse o no durar mucho primero.

Los cocineros profesionales tienen la ventaja de un catálogo mental de recetas y técnicas que emplean cualquier ingrediente que encuentren. Usted nos tiene a nosotros. Tenemos miles de recetas para usted. Si necesita más ideas o consejos, envíenos un correo electrónico a cooking@latimes.com y lo ayudaremos.

Anuncio

Si quiere leer este artículo en inglés, haga clic aquí

Repatriar un cuerpo al país de origen nunca es fácil, pero el coronavirus ha agregado nuevos obstáculos burocráticos y retrasos al proceso
Es uno de los principales beneficiarios de la era del coronavirus, cuando millones de personas lo han utilizado para trabajar, aprender y mantenerse en contacto con sus seres queridos de forma remota


Anuncio